HistoriasNegocios

¿Cómo deben ser los sindicatos del futuro?

Ante los cambios sociales y organizacionales, la figura sindical tiene un gran reto para modernizarse frente a la nueva empresa y sus empleados.

22-11-2012, 9:26:11 PM
¿Cómo deben ser los sindicatos del futuro?
Tatiana Gutiérrez

Uno de los problemas laborales persistentes en países desarrollados y en vía de desarrollo han sido los sindicatos. En México, la falta de leyes que obliguen a estas instituciones a trabajar bajo reglas precisas de transparencia, la carencia de líderes sindicales que trabajen para el beneficio de los trabajadores en complicidad con las empresas y los fuertes intereses de personajes e instituciones políticas, así como un amplio historial de corrupción, han hecho de los sindicatos, organismos caducos que necesitan con un urgencia un cambio gremial y legislativo. 

Ante la reciente aprobación de la Reforma Laboral, ha resurgido el cuestionamiento sobre el papel de los sindicatos en las empresas y cuál es el  verdadero fin de su existencia. Aunque las respuestas han sido variadas, aún persiste la interrogante para saber cuál será el camino de estos y cuál es el camino que realmente deberían tomar. 

AltoNivel.com.mx platicó con algunos expertos sobre el papel que deberían jugar los sindicatos con las empresas y en su caso, sobre qué bases deberían fincarse los sindicatos del futuro, y cuáles son lo intereses por los que debería velar.

De acuerdo con Carolina Leal Montemayor, especialista en derecho laboral y fundadora del despacho Leal Montemayor en Monterrey, el papel de los sindicatos, de acuerdo con el artículo 356 de la Ley Federal del Trabajo, busca ser el mediador entre trabajadores y patrones tabajando por la defensa de los derechos e intereses de los subordinados. Y ese debe seguir siendo su principal objetivo. No obstante, para lograrlo, los líderes sindicales deberían estar en constante capacitación sobre áreas legales, sociales, económicas y políticas, para poder así ofrecer a sus agremiados una asesoría adecuada. 

Además, hay que tomar en cuenta que las estructuras sindicales van relacionadas con las estructuras empresariales del momento, por lo que en una perspectiva futurista, los sindicatos también deberán analizar y adaptarse a los cambios que sufren las empresas tanto en sus políticas internas como en su cultura organizacional, ser flexibles y velar también por su fuente de trabajo.

“La perspectiva no dista mucho de lo que es “el deber ser”. El papel del sindicato con el trabajador debe ser de un asesor con una perspectiva objetiva, en donde el sindicato apoye tanto a los trabajadores para buscar incrementar sus beneficios, pero  que al mismo tiempo reprenda  al trabajador cuando no está desempeñando bien su trabajo”, para esto existen los sindicatos, para fungir como mensajero cuando la relación no está funcionando bien. 

En cuanto al papel del empresario, la experta asegura que el objetivo de toda empresa es tener utilidades y un beneficio. “Aunque uno luche por los resultados monetarios y los sindicatos por el mejoramiento de los intereses de los trabajadores, el fin común de ambos debe ser la conservación del centro de trabajo, por ello el papel del sindicato con el empresario debería de buscar la apertura para que cada uno pueda lograr sus objetivos”, comenta Leal Montemayor. 

Sin embargo, para muchos expertos el verdadero problema de los sindicatos en la actualidad, no está en las formas, sino en los personajes que lo representan, ante ello, la abogada asegura que para tener una buena relación entre ambos bandos, el perfil del líder sindical debe tener las siguientes características:

• Preparación profesional e intelectual: Que tengan conocimiento en historia, cuestiones legales, ciencias sociales, economía, política, los sindicatos necesitan gente preparada. 

• Que sepa trabajar en equipo, tratar a la gente, conocer sus  limitaciones, que sea proactivo, que le guste ayudar a sus agremiados. 

• Con capacidad de liderazgo: Que sea líder y pueda coordinar a sus agremiados.

• Que tenga desinterés: Que busque los intereses de sus trabajadores y de la empresa antes que los suyos. 

Para Jorge G. De Presno Arizpe,  socio responsable del área de Derecho del Trabajo, Seguridad Social y Migración de Basham, Ringe y Correa, S.C., la situación actual de los sindicatos deja, aún, mucho que desear y la tarea para los sindicatos del futuro se debe de centrar en la apertura y confianza.

“La relación colectiva entre un sindicato y una empresa tiene que basarse en parámetros ciertos, bajo una plenitud de confianza entre el trabajador, el sindicato y la empresa. Es necesario que los patrones tengan una apertura con los trabajadores y digan cuáles son las expectativas de la empresa y cuáles son los planes de crecimiento, para que los parámetros de negociación se hagan bajo hechos y no suposiciones. De esta forma el trabajador podrá saber qué sí y qué no negociar”. 

¿Qué otras características necesitarían tener los sindicatos para su mejor funcionamiento? ¿Crees que esto sea una condición inalcanzable para México?

Para saber más:

.Aprueban senadores reforma laboral en lo general

.La reforma laboral, ¿es tan mala como se refiere?

Relacionadas

Comentarios