Buscador
Ver revista digital
Negocios

Estas son las restricciones que ya tiene Airbnb en la Ciudad de México

18-04-2024, 6:10:00 AM Por:
Restricciones para Airbnb en la CDMX
© Especial

Las autoridades capitalinas intentan frenar la gentrificación y los servicios de hospedaje informales.

Con el fin de “minimizar las externalidades (consecuencias) negativas” que se generan con el turismo, la Ciudad de México tiene una nueva reglamentación que restringe e impone diversas obligaciones a todos los propietarios de inmuebles que ofrecen estancias turísticas eventuales en plataformas tecnológicas como Airbnb o Booking.

Desde el pasado 5 de abril, quienes brinden estos servicios no podrán hacerlo en más de tres inmuebles, de lo contrario tendrán que darse de alta como establecimiento mercantil. Además, deberán registrarse en el Padrón de Anfitriones de la Ciudad de México, y contar con un seguro de responsabilidad civil.

Asimismo, semestralmente, en los meses de enero y julio de cada año, tienen que proporcionar a la Secretaría de Turismo del gobierno capitalino un reporte detallando la cantidad de noches que el inmueble estuvo ocupado durante el periodo que se informa.

Los dueños de inmuebles dedicados a este tipo de alojamiento serán sancionados si el reporte que entreguen a la autoridad contiene información falsa.

Actualmente, en esta metrópoli poco más de 26,500 inmuebles se rentan a través de Airbnb, de estos el 65% son casas o departamentos que se alquilan por completo, según información de la misma plataforma.

A través de una reforma a la Ley de Turismo de la Ciudad de México, avalada en marzo pasado en el Congreso de la entidad, se establece que los vecinos inmediatos de los inmuebles en alquiler deben ser informados por el propietario “sobre el uso turístico” del bien.

Esto incluye proporcionarles los números de contacto para que -en su caso- puedan hacerse reportes sobre el mal uso del espacio, o por alguna situación de emergencia.

Esos mismos datos, número telefónico y correo electrónico del propietario o poseedor legítimo del inmueble, deberán constar en el Padrón de Anfitriones, lo que servirá para que la Secretaría de Turismo de la Ciudad de México reciba y solucione las quejas que pudieran hacer los vecinos y turistas.

Registro obligatorio

Para incorporarse al Padrón de Anfitriones, los dueños de los inmuebles destinados al servicio de estancia turística eventual deben proporcionar la siguiente información y cumplir con estos requisitos:

  • Nombre, denominación o razón social y nacionalidad del anfitrión.
  • Identificación oficial vigente con domicilio.
  • Si el bien no se alquila por completo, presentar -además de una identificación con domicilio- carta “bajo protesta de decir verdad”, señalando que el anfitrión habita en el domicilio donde se encuentran los cuartos o habitaciones que se ofertan en las plataformas tecnológicas.
  • Documento con el que se acredite la propiedad, administración o posesión de cada uno de los inmuebles.
  • Cédula del Registro Federal de Contribuyentes y constancia de situación fiscal.
  • Constancias de no adeudos de predial y agua.
  • Descripción del o los inmuebles, y notificación de la plataforma o plataformas tecnológicas en las que se ofrece el servicio de estancia turística eventual.
  • Acuse de notificación a la Asamblea General de Condóminos de la prestación de este tipo de servicios, en caso de que el inmueble se encuentre al interior de un condominio.
  • Caratula de la póliza o documento que acredite que el inmueble cuenta con seguro de responsabilidad civil.

Gentrificación e informalidad

Todas estas medidas intentan detener el aumento exponencial de los precios de la vivienda, para evitar la gentrificación, e igualmente se persigue detectar las casas y departamentos, ubicados en zonas habitacionales, no necesariamente turísticas, que funcionan como hoteles informales.

La gentrificación es un fenómeno socioeconómico, demográfico y urbanístico que se presenta cuando una zona habitacional experimenta un proceso de renovación y reconstrucción, aumentando la llegada de personas de clase media o alta que suelen desplazar a los habitantes más pobres de esas áreas.

En la Ciudad de México esto ha ocurrido en las colonias Roma, Condesa, Nápoles, Juárez y Escandón, entre otras, donde la construcción de nuevos edificios de departamentos disparó los precios de los inmuebles en la última década.

De acuerdo con Airbnb, el 67.2% de los espacios que se ofertan en la capital del país son unidades administradas por “multianfitriones”. Así les denomina la plataforma a las personas que tienen más de un inmueble en alquiler registrado.

El promedio anual de noches rentadas en la Ciudad de México es de 72, con un precio de 1,681 pesos, por lo que los propietarios de los bienes dedicados a las estancias turísticas eventuales tienen un ingreso aproximado de unos 99,000 pesos al año.

MÁS NOTICIAS:

autor Periodista y abogada, especialista en análisis jurídico y de derechos humanos. Ha sido reportera, conductora de radio y editora.

Comentarios