revista
Suscripciones Media Kit

Síguenos

Opinión

Así es el juego que disputa el futbol en las bolsas de valores

El futbol es un negocio y los clubes son empresas que tienen necesidades financieras, y han recurrido a las diferentes bolsas de valores dentro o fuera de sus países de origen

19-03-2019, 6:48:46 AM

Mercado Bursátil y Futbol no son dos palabras que ligamos al instante, y aunque pensáramos que son dos cosas con reglas y fundamentos, la realidad es que luego carecen de toda lógica y obedecen más a la psicología y al comportamiento de las masas. Aun así, y aunque no lo creyéramos, su relación es muy estrecha en el mundo de los negocios, ya que varios equipos cotizan en el Mercado Bursátil Internacional.

Recordemos que las Bolsas de Valores son un lugar con función de intermediación entre las empresas que necesitan financiamiento con nuevas aportaciones de socios y ese público inversionista que busca dónde poner su dinero creyendo en la rentabilidad de esas empresas y los dividendos que le pueden generar.

En ese sentido, y a muchos les partirá el corazón, el futbol es un negocio y los clubes son empresas que tienen necesidades financieras, y han recurrido a las diferentes bolsas dentro o fuera de sus países de origen en búsqueda de dinero fresco para sus diversos proyectos. Equipos como Juventus, Roma y Lazio, en Italia, el Olympique de Lyon, en Francia, o el Manchester United que cotiza en NYSE en Estados Unidos, son algunos ejemplos de esta situación.

Lee: TV Azteca aún piensa decirle adiós al negocio del futbol

En el Mercado Bursátil existen índices, que son indicadores que sirven de termómetro y referencia para conocer el comportamiento general de la misma bolsa o de determinada industria, la BMV tiene como el más conocido el IPC, la NYSE tiene el Dow Jones y el S&P500, y dentro de estas bolsas podemos encontrar algunos que miden empresas de mediana capitalización, de la industria de comunicaciones o de transporte. ¿Y para qué este recordatorio? Porque les sorprendería enterarse que existe un índice que mide el comportamiento bursátil de los equipos que cotizan en diversas bolsas europeas llamado STOXX Europe Football en la que se encuentran las acciones de clubes como el Borussia Dortmund, Betsika, Roma, Lazio, Ajax, Porto, Galatasaray, entre otros.

En 2018, este índice tuvo un “rendimiento” promedio en 2018 de -0.25%, nada mal si lo comparamos con el IPC que en su promedio del 2018 tuvo -1.27%, o del S&P500 que tuvo -0.44%, algo estable ante tanto movimiento que hubo el año pasado. Todo lo anterior, nos ayuda a resumir lo importante que puede ser este deporte en los mercados.

Sabemos que los precios de las acciones suben y bajan por ley de oferta y demanda, pero aun así fundamentado por los resultados y perspectivas que pudieran tener las compañías: aumento en ventas, proyectos de expansión, generación de utilidades, etc. Pero cuando hablamos de los clubes deportivos, aunque en esencia funcionan igual que una compañía que genera ventas, tiene gastos y obtiene utilidades, en esta industria pareciera haber un ingrediente más emocional que las demás y atiende más a cosas que son explicadas (o no) al “Behavioral Finance”.

Lee: 4 retos y rutas para desarrollar tu negocio 

Copa del MundoDepositphotos

Este estudio de las finanzas sostiene que el individuo tiende a tomar decisiones irracionales o erróneas al no considerar aspectos fundamentales de la información financiera de la compañía, por lo que los mercados no son eficientes. Lo anterior lo podemos ilustrar en el comportamiento de acciones “futboleras” al no basarse tanto en los resultados que arrojan los estados financieros de los clubes y sí a circunstancias como alineaciones de las plantillas, suspensión de jugadores, lesiones y resultados en los marcadores, haciendo que esta industria sea muy volátil al ajustar sus valores a resultados financieros.

Para muestra un botón: a inicios de julio del 2018, la Juve confirmaba la contratación Cristiano Ronaldo, un golpe mediático al pasar del Real Madrid al equipo italiano. Este fichaje provocó un movimiento de la acción de manera exponencial al pasar de 0.8397 euros a 1.58 euros dando un rendimiento en cuestión de días del 88%. Ustedes dirán que el crecimiento de la acción podría estar sustentado en las ventas en playeras que daría la contratación (aunque hay otros involucrados en específico en este evento): en solo 24 horas, la Juve vendió 520,000 camisetas con el 7 en la espalda, obteniendo ingresos de 60 millones de euros.

Semanas más tarde, tras el marcado debut de la estrella, las cosas no iniciaron con el pie derecho por lo que tuvo una repercusión y la acción se fue ajustando hasta llegar a 0.91 euros, es decir un descenso del 40%. ¿A poco de la noche a la mañana se dejó de creer en el proyecto con el jugador y por eso inversionistas retiraron su inversión en el equipo? Pareciera ser que sí. Continuando con este ejemplo, la semana pasada en el torneo de la UEFA Champions League, el equipo italiano de la mano del astro portugués tuvo una remontada de ensueño frente al Atlético de Madrid, lo que originó una subida en el valor de la acción de 1.21 euros a 1.44, 20% en un día. Pareciera que este comportamiento obedece más a algo emocional.

Interesante siempre ha sido el análisis de los mercados bursátiles, donde algunos protegen al análisis técnico y otros al fundamental, sin embargo, la conclusión que podemos obtener como lo menciona Robert Schiller, Premio Nobel de Economía, es que los mercados no son algo exacto como la química y las matemáticas, sino trascienden al igual que el comportamiento del ser humano. Al final del día, quien los opera, son ellos mismos.

sportflix

Lee: El recuento de los daños: Bitcoin, la burbuja que se resistía a explotar

También podría interesarte:

Artículos relacionados

Comentarios