HistoriasNegocios

El banco que dará créditos para casas de migrantes deportados

Grupo Financiero Interacciones quiere aprovechar la llegada de migrantes provenientes de Estados Unidos para financiar al gobierno en el desarrollo de escuelas, hospitales, vivienda, iluminación y plantas de tratamiento de agua.

23-03-2017, 6:30:16 AM

Carlos Rojo Macedo ha aprendido a mirar más allá del espacio que comprende su oficina. Todos los días observa astronautas que componen la decoración de su centro de trabajo y que lo invitan a no fijar límites en su visión de negocio. Fue así como el director general de Grupo Financiero Interacciones se ha fijado la meta de crecer sin importar ninguna turbulencia económica o incertidumbre.

La llegada de migrantes provenientes del vecino del norte a los estados del país que se encuentran en la zona fronteriza traería la necesidad de construir infraestructura para una población creciente. Esta es una oportunidad para Interacciones de ofrecer créditos a los gobiernos locales para solventar la demanda de nuevos habitantes que regresan por las políticas migratorias de Donald Trump.

“Hoy estamos trabajando con ellos (los estados) para ver cómo desarrollar infraestructura adicional o modernizar con la que cuentan para poder atender a la gente que estaría llegando”, asegura en entrevista con Alto Nivel Carlos Rojo Macedo, director general de Grupo Financiero Interacciones.

Los primeros pasos de la estrategia del banco ya se han dado. El grupo financiero conversa con el gobierno federal y los estados fronterizos para desarrollar escuelas, hospitales, vivienda, iluminación y plantas de tratamiento de agua.

“Esta es una oportunidad muy grande para que nosotros podamos seguir desarrollando nuestro plan y en el camino seguir apoyando el desarrollo del país”, dice el banquero.

Interacciones se ha especializado en el otorgamiento de crédito a los gobiernos estatales y municipales del país, lo cual a los ojos de Carlos Rojo es la mejor ventaja competitiva que tiene en el sector bancario.

Grupo Interacciones quiere crecer su cartera de crédito en porcentajes que rondan un 18%, cifra similar a la alcanzada el año pasado. En 2016, la cartera enfocada en proyectos de infraestructura registró un crecimiento de 40%, lo que se traduce en 29,000 millones de pesos (mdp) distribuidos en 77 proyectos.

En el primer trimestre de 2017, Interacciones analiza el otorgamiento de crédito por 20,000 mdp adicionales para nuevos proyectos de infraestructura, lo que parece trazar una nueva ruta de crecimientos, que se perfilaría para superar los crecimientos obtenidos el año pasado.

Frente al temor generalizado de la sociedad por el endeudamiento desproporcionado de estados y municipios, Carlos Macedo lanza un mensaje claro: “nosotros no financiamos gobernadores, sino financiamos proyectos de infraestructura.”

Oportunidades de crecimiento

Interacciones basa su estrategia de negocio en tres áreas del país que le ofrecen distintas oportunidades: norte, centro y sur de México.

En el caso del norte del país se podría pensar que la inversión puede tener una caída en la franja fronteriza por los cambios en las políticas de Estados Unidos frente a las amenazas del presidente Donald Trump. Sin embargo, el director de Interacciones no observa que los recursos disminuyan por lo cambios comerciales, aunque hay nuevas oportunidades.

Por otro lado, el centro del país mantiene el desarrollo de infraestructura para impulsar el desarrollo de la industria automotriz y aeroespacial. La llegada de empresas a la región impulsa los planes del grupo.

Asimismo, los proveedores nacionales de Petróleos Mexicanos (Pemex), entre los que se encuentran Pequeñas y Medianas Empresas (Pymes), también requieren recursos para aumentar sus capacidades operativas.

“Estamos trabajando en ir financiando estas cadenas productivas que van a atender al sector energético. Estamos viendo una oportunidad muy grande para aprovechar la coyuntura”, comenta director de Grupo Financiero Interacciones.

En el sur del país, las Zonas Económicas Especiales que desarrolla el gobierno federal para crear polos económicos que antes no tenían una vocación industrial.

“Se requiere el desarrollo de infraestructura para que las empresas lleguen”, explica Rojo Macedo.

La construcción de vías de comunicación resulta importante en los planes de los gobiernos para enlazar puestos, así como el desarrollo de líneas eléctricas, proyectos que pueden beneficiar a Interacciones.

Las Asociaciones Público Privadas (APP) resultan un componente importante en la demanda de crédito para dar vida a los proyectos que no puede financiar un gobierno, reconoce el ejecutivo.

Un banco rentable

El objetivo Interacciones no ha sido encabezar la lista de los bancos más grandes de México, ya que la búsqueda se encuentra en ser la institución financiera con mayor rentabilidad del mercado nacional.

Interacciones es el octavo más grande del país, con activos totales por 182,147 mdp, y se encuentra por debajo de Inbursa, con 327,600 mdp.

La firma mexicana cuenta con un índice de morosidad de 0.05%, el cual se coloca como el más bajo en el sistema financiero.

“Yo siempre le digo a la gente que prestar dinero es bien fácil, pero cobrarlo y recuperarlo es la parte complicada”, explica Carlos Rojo, quien cree que no solo un banco para sus clientes, sino en sus asesores.

Interacciones es el segundo jugador más importante en el sistema financiero cuando se trata de otorgar créditos a gobiernos, con una participación de mercado de más de 20% en la banca gubernamental y se espera que logre un 14% este año.

El banco mexicano se encuentra por debajo de Banorte y seguido de BBVA Bancomer en cuanto al otorgamiento de crédito a los gobiernos nacionales.

Durante 2016, el crédito a entidades gubernamentales fue de 570,000 mdp, lo que representó un crecimiento de 6.3% en comparación con un año previo, de acuerdo con datos de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP).

Otro segmento que crece es la banca de arrendamiento, la cual creció 60%, frente a la oportunidad de obtener equipos para áreas o sectores específicos, como hospitales, cárceles o plantas de tratamiento de agua.

“Yo creo que el crédito y el financiamiento son motores de crecimiento de las economías. Sería, bajo mi óptica, absurdo pensar que un estado pueda mantener su ritmo de crecimiento y elevar la calidad de vida de su sociedad con los puros recursos propios que obtiene del gobierno federal”, comenta Carlos Rojo.

El banquero explica que lo proyectos gubernamentales se encuentran pensados para ser pagados en 20 o 30 años a nivel mundial, por lo que el crédito es un elemento complementario en las economías.

Los estados tienen la oportunidad de ser más transparentes en el uso de los recursos y puedan hacer un mejor uso del dinero obtenido de la banca.

“Hay un descontento generalizado de gobernantes que han abusado no del crédito, sino de los recursos públicos que administran y contra eso creemos que hay áreas de oportunidad”, explica Rojo.

Carlos busca llevar al grupo financiero que dirige a duplicar el tamaño de activos y utilidades en tres años.

Este año, Carlos Rojo asume una vicepresidencia del Grupo A de la Asociación de Bancos de México (ABM) durante la Convención Nacional Bancaria que se celebra en Acapulco, Guerrero.

El banquero que mira un espacio lleno de astronautas y estrellas cree que no hay un techo que limite el crecimiento del grupo financiero que dirige, a pesar de los retos que enfrenta la banca mexicana. “Las tasas de crecimiento que estamos viendo para este año nos hacen pensar que vamos a tener uno de los mejores años en la historia de Interacciones.”

Relacionadas

Comentarios