'; Alto Nivel
HistoriasNegocios

Soriana reta a los autoservicios en México

En el mercado mexicano del sector minorista solamente los más fuertes han sobrevivido y Soriana aprendió la lección con la compra de Gigante. Va con todo.

20-04-2015, 8:42:05 AM
Soriana reta a los autoservicios en México
Ricardo Vázquez

La Comisión Federal de Competencia Económica (Cofece) impuso a Soriana una serie de condiciones para poder comprar a Comercial Mexicana (La Comer) entre las que se cuenta la venta de tiendas y de acuerdo con El Financiero,”una de las beneficiadas podría ser Chedrahui, que podría comprar las tiendas a un precio relativamente interesante”.

Soriana no podrá comprar tiendas de La Comer en 27 mercados relevantes, o podrá comprarlas pero deberá venderas en un periodo establecido y el comprador, en este caso Chedahui u otros competidores, deberán pedir autorización a la Cofece para comprar.

La Cofece hizo un análisis y detectó que la operación sería riesgosa para la competencia y podría ocasionar un incremento de precios en detrimento de los consumidores, así que le impuso condiciones en el sentido de sujetarse a un programa de desinversión o la no compra de tiendas ubicadas en esas zonas.

Soriana y CCM deberán presentar, dentro de un plazo de 10 días hábiles, un escrito mediante el cual acepten en su totalidad las condiciones señaladas y de no hacerlo, la concentración se considerará como no autorizada.

¿Qué busca Soriana? Quiere retar al sector…

A principios de 2015, Comercial Mexicana vendió a Soriana la parte comercial de sus tiendas de hipermercado para solo quedarse con los supermercados, que le han generado resultadosmás rentables. ¿Qué ganan una y otra?

En medio de lo que parece una reorganización de las fuerzas dominantes de autoservicios en México, la cadena de tiendas Organización Soriana reta al gigante Walmart de México y Centroamérica, al consolidarse como la segunda cadena minorista en el país, luego de acordar la compra de Comercial Mexicana.

Dos grandes operaciones han marcado la expansión de Soriana: primero, al acordar la compra de uno de sus principales rivales de origen nacional, el grupo Gigante, en diciembre de 2007; segundo, a finales de enero pasado cuando pactó la compra de Comercial Mexicana. Así fue como se catapultó para concentrar un elevado porcentaje del mercado minorista en México.

En el año 2006, antes de su primera gran adquisición, Soriana contaba apenas con 200 unidades y se consideraba una cadena regional de la zona norte del país, en tanto al cierre de diciembre de 2014 reportó un total de 674 tiendas que, sumadas a las 160 que adquirirá de Comercial Mexicana, una vez que autoricen la transacción las autoridades de competencia del país, acumulará un total de 834 unidades.

De esta manera, considerando el universo de tiendas de autoservicio que cotizan en la Bolsa Mexicana de Valores (BMV), que comprenden Walmart, Comercial Mexicana, Chedraui y Soriana, esta última pasará de una participación de mercado –en cuanto a ingresos– de alrededor de 15.44% al cierre de 2014, a aproximadamente 22.7% al sumarle su nueva adquisición y, de esa forma, podrá darle mayor competencia de Walmart, que concentra poco más del 60% de los ingresos.

El mercado mexicano de tiendas de autoservicio o sector minorista ha sufrido una gran transformación en las últimas décadas, donde solamente los más fuertes han sobrevivido.

La gran apertura comercial de México permitió la llegada de grandes firmas internacionales desde los años 90, como K Mart, Carrefour, Auchan, Price Club, Walmart, entre otras, pero pocas de ellas se consolidaron como es el caso de esta última, y algo parecido sucedió con las mexicanas Aurrerá, Gigante, El Sardinero y ahora Comercial Mexicana.

A la par de todas estas, en el norte del país existía una cadena regional reconocida: Organización Soriana, que hoy es la firma nacional más importante de su sector, luego de que se comió a Gigante desde finales del año 2007 al desembolsar 1,350 millones de dólares por 199 tiendas de autoservicio en México y 71 tiendas en Estados Unidos, y con el inicio del presente año anunció el acuerdo para adquirir 160 unidades de Comercial Mexicana por alrededor de 2,700 mdd.

En opinión de los analistas de la casa de bolsa Vector, con el acuerdo concretado para la venta de Comercial Mexicana a Soriana el pasado 28 de enero, se cierra un largo capítulo de lo que será la reorganización de las fuerzas dominantes de autoservicios en nuestro país.

También puedes leer: Soriana transformará tiendas de La Comer en 2016

Apalancamiento, la clave

Alma Hernández, analista de la casa de bolsa Invex, especialista en empresa del sector comercial, dijo a Alto Nivel que durante 2014 Soriana quedó muy desfasada con respecto al resto de las minoristas, debido a que fue la más impactada por la reforma fiscal, principalmente por la homologación del IVA en la zona fronteriza.

“Vimos que todo el año pasado fue bastante malo, sobre todo porque la mayor fuerza de ventas hasta ese momento era en la parte norte del país, que es donde más impacto tuvo el ajuste fiscal”, dice la analista.

Agrega que todo el año estuvo reportando caídas en ventas mismas tiendas y tuvo el resultado más débil del sector tanto en términos de ventas totales, en ventas mismas tiendas y en flujo de efectivo.

Sin embargo, resalta que lo más destacado que tuvo el año 2014 para la compañía fue que se preparó para la compra de Comercial Mexicana a través de la amortización total de la deuda con costo que todavía tenían de la compra de Gigante. “En el cuarto trimestre amortizó toda su deuda, con el objetivo de dejar espacio en su balance para un apalancamiento mayor.”

De acuerdo con el reporte financiero del cuarto trimestre, Soriana finalizó el año 2014 con pasivos totales por 34,319 millones de pesos y un capital contable de 46,400 mdp, lo que significa un nivel de apalancamiento cercano al 74%. Sin embargo, lo importante es que el pasivo con costo es de cero pesos y la deuda neta incluso es negativa en 2,673 mdp.

Carlos Hermosillo, analista de Actinver, opina que la minorista llevará a cabo la adquisición pactada con un sólido balance. “La posición en la que se encuentra Soriana es muy diferente a la que tenía cuando adquirió Gigante, ya que llegan casi sin deuda, lo que permitirá que la compañía tenga un perfil de riesgo bajo en línea con el ambiente económico de tasas bajas. La compañía confirmó el compromiso total del financiamiento por un sindicato de bancos a tasas muy atractivas.”

Sin embargo, Alma Hernández refiere que el apalancamiento será precisamente el principal riesgo para la emisora, porque casi el 100% del monto de la compra será vía deuda, debido a que la compañía no se encontraba en un periodo de generación de flujo de efectivo, toda vez que seguía pagando la deuda con la que realizó su anterior adquisición. “Podría verse más presionada para cumplir con los nuevos compromisos derivados de la nueva compra y el nuevo crédito.”

Y es que más que la posibilidad de levantar capital a través de una emisión secundaria de acciones, la especialista de casa de bolsa Invex considera la posibilidad de colocación de bonos nuevamente para concretar la adquisición de Comercial Mexicana.

En Banorte opinan que están pendientes de los detalles finales sobre la compra de los activos de Comercial Mexicana, principalmente lo relacionado a la estructura final de deuda de la compañía y los detalles sobre la emisión de capital que estará realizando, lo que deberá de reflejarse en el precio de la acción de la compañía.

Lección aprendida

Después de la experiencia de Gigante, la compañía debería llevar a cabo un proceso de integración mucho mejor, ya que utilizarán todo lo aprendido de la anterior operación para crear un proceso de integración más fluido, que se traducirá en menos costos y generará sinergias más rápidas, afirma Carlos Hermosillo de Actinver.

En ello hay consenso entre los analistas bursátiles, toda vez que la experta de Invex dijo que Soriana aprendió la lección con la compra de Gigante y lo demostró con la negociación para la nueva adquisición.

Recordó que el precio de compra pactado fue de 36.09 pesos por acción, a diferencia de los 49.28 pesos de mercado con el que cerró la acción de Comerci el día previo al anuncio, un descuento muy importante para una emisora que venía reportando los mejores márgenes del sector minorista y mayor crecimiento de ventas mismas tiendas.

También puedes leer: Soriana y su drástico cambio de imagen para competir

Beneficio de la operación

El mayor beneficio que aportará Comercial Mexicana a Soriana es en márgenes, porque Comerci tenía como estrategia cumplir con cierto margen de utilidades en sus unidades, y la unidad que no lo cumplía era una tienda que invariablemente se cerraba porque alejaba a la empresa de su rentabilidad objetivo.

La compra de Comerci por parte de Soriana es positiva, pues se da solamente en los formatos donde tiene experiencia y no se aleja de su core business.

Banorte-Ixe ve esa misma perspectiva: “La transacción es creadora de valor, ya que traerá sinergias importantes al ser un negocio de volumen y economías de escala. De entrada, los activos de la cadena de Comercial Mexicana tienen un margen EBITDA de 8.6%, frente al 6.9% con el que finalizó Soriana en 2014. Con esta adquisición, Soriana estaría incrementando sus ingresos totales en 37%, un crecimiento de unos 3,200 mdp anuales en su resultado a nivel EBITDA y del 34% en su capacidad instalada en piso de ventas.”

Perspectivas para 2015

Las expectativas para Soriana en resultados son bastante optimistas, aunque moderadas, quizá similar al crecimiento promedio de la economía.

Viene de resultados muy malos, por lo que los analistas prevén un crecimiento en ventas desde el primer trimestre.

Además, si se añaden los ingresos de Comercial Mexicana y más cantidad en metros cuadrados en piso de ventas se observa un mejor escenario, pese al impacto de generado por el mal reporte de resultados que obtuvo la compañía el año pasado.

Soriana afirma que para 2015 estima tener un crecimiento de entre 2 y 3% en sus ventas. Para ello, su plan es abrir entre 10 y 15 nuevas tiendas, esto sin considerar las tiendas de Comerci.

Lo anterior le daría una expansión en piso de ventas de 1.5% que, al integrar las unidades adquiridas de Comercial Mexicana, crecería a 34%.

El movimiento es estratégico para Soriana, pero será una operación que tomará su tiempo digerir por el apalancamiento que supone.

Este análisis fue publicado en la edición de abril de la revista impresa Alto Nivel y los datos fueron usados ampliar reciente información.

Relacionadas

Comentarios