HistoriasNegocios

Guía para aprender a valuar con múltiplos

Conocer estos índices o razones de inversión pueden ser las mejores armar para saber en qué acciones invertir dentro del mercado de valores.

24-01-2014, 3:52:14 PM
Guía para aprender a valuar con múltiplos
Alejandra Palomares Barrios

Para saber si nos conviene invertir o no en una acción, además de los aspectos emocionales que debemos tomar en cuenta, es importante entender cómo se valúa una acción, y no basta con solo mirar si subió o bajó de precio, aunque ese sea le primer indicativo a tomar en cuenta.

De acuerdo con GBM Homebroker, “los múltiplos son razones financieras que incorporan dos elementos: el precio de las acciones de una empresa en el mercado y alguna métrica de rentabilidad propia de la compañía. En pocas palabras: cuánto cuesta contra cuánto genera”.

Es así como realmente podemos darnos cuenta si una acción está cara o barata con respecto a sí misma o con respecto a otras, y finalmente, tomar una decisión de inversión. La meta es encontrar empresas sólidas a precios razonables.

Los indicadores que los múltiplos toman en consideración por lo general son los ingresos, las ganancias, el crecimiento a futuro y la rentabilidad del capital, entre otros, para calcular el valor subyacente de una compañía.

Los más comunes

Los múltiplos más utilizados por los analistas en el mercado son los siguientes:

• Acciones en circulación. Cantidad de papeles emitidos por una empresa que nos puede dar indicios de su importancia en el mercado y el tamaño de la misma.

• Capitalización bursátil (Cap). Se emplea para valuar el tamaño y peso de una compañía en el mercado de valores. Entre más alta sea su bursatilidad (o capitalización bursátil), mayor será la solidez y liquidez de la acción, porque la gente está más interesada en operar con ella (comprar o vender).

Cap = Precio x Cantidad de acciones emitidas

• Dividendo por acción. Ganancias que la empresa brinda a sus accionistas, calculadas sobre la base de una acción. Es la capacidad para recompensar las inversiones puestas en ella. Cuanto más alto es el dividendo, más atractiva puede ser una acción en función con su rentabilidad, pues refleja la buena salud de una empresa.

DPA = Dividendo bruto / Número de acciones emitidas

• Precio / Utilidad (P/U o PE en inglés). Este es uno de los múltiplos más utilizados para valuar una acción, pero no lo es todo. Se trata de un índice que nos señala el precio que los inversionistas están dispuestos a pagar por cada peso que la compañía genera de utilidad.

Por lo general, entre menor sea este índice, mayor atractivo tendrá la empresa, porque esta razón también nos habla del número de años que nos tomaría recuperar el monto de nuestra inversión, sin rendimiento alguno, si las utilidades se mantuvieran iguales a las de los últimos doce meses y esas utilidades fueran pagadas como dividendos.

Sin embargo, no es una medida absoluta, pues depende del sector al que pertenece y el momento coyuntural en el que se mide, ya que varía todo el tiempo.

P/U = Precio de la acción / UPA

• Precio / Valor en libros (P/VL o P/BV en inglés). Compara el valor de una compañía con su valor contable o “en libros”. Siempre se espera que una empresa valga más que su contabilidad, ya que refleja el quehacer empresarial, pero no las expectativas del negocio, el valor de sus activos, análisis subjetivos u operaciones ajenas al registro contable.

Por eso, el valor contable de una compañía es su valor mínimo. Este múltiplo se puede utilizar para comparar empresas del mismo sector económico, ya que una razón alta de este tipo implica que el mercado valora a la empresa por encima de su contabilidad y premia su administración presente y futura.

P/VL = Precio de la acción / Valor en los libros por acción

• Valor de empresa / Valor de flujo operativo (VE/VF o FV/EBITDA en inglés). Compara el valor de una empresa con los beneficios brutos antes de intereses, impuestos, amortizaciones y depreciaciones para determinar si la empresa incorpora mayor o menor valor que el directamente relacionado con los recursos generados; es decir, si su gestión es superior o inferior a los resultados obtenidos.

Este múltiplo también se utiliza con frecuencia, porque al igual que el P/U, nos indica cuántos años de flujo operativo hacen falta para recuperar nuestra inversión, por lo tanto, si el múltiplo es menor es más atractivo. Pero, ojo, porque si el índice es negativo, entonces nos alerta de problemas en la empresa.

VE/VF = Cap + Deuda financiera neta / Utilidad neta + Impuestos + Costos financieros + Depreciaciones + Amortizaciones / EBIDTA

• Precio / Ventas (P/V). Aunque es similar al P/U, este múltiplo se utiliza para comparar el precio de una acción con la utilidad bruta, en lugar de la utilidad neta, de una empresa.

Refleja cuánto están dispuestos a pagar los inversionistas por cada peso en ventas, razón que está relacionada directamente con el crecimiento esperado de la empresa.

De este modo, si la empresa es capaz de vender lo mismo a un costo más bajo, aumentará su rentabilidad sobre las ventas, lo cual hará que este múltiplo sea mayor y más atractivo.

P/V = Precio de la acción / Ventas por acción

• Rentabilidad del dividendo. Se trata del valor expresado en porcentaje del dividendo por acción comparado con el precio de la misma.

Esta razón se utiliza para saber en qué medida la inversión en una acción nos recompensa en términos de pago de dividendos.

Es una medida utilizada sobre todo por los que invierten en renta fija, porque es donde la rentabilidad por dividendos suele ser alta.

Rentabilidad del dividendo = Dividendo por acción / Precio de la acción

• Utilidad por acción (UPA). Se trata de la utilidad declarada por una empresa dividida entre la cantidad de acciones en circulación, y se utiliza para saber si una empresa está sobrevalorada o subvalorada en el mercado.

UPA = Utilidad neta / Número de acciones emitidas

• Valor de mercado / Valor de solvencia (VM/VS). Este múltiplo es un enfoque sugerido por el director de Análisis y Estrategia Bursátil del Banco Ve por Más, Carlos Ponce, quien lo explica mejor que nadie:

“Imagínense que invierten en una de dos acciones del sector comercio: la primera es de una pequeña miscelánea en un inmueble descuidado, pero con generación de ingresos (ventas) muy alta; la segunda es de una cadena comercial de prestigio, con presencia en todo el país y con varios años en el mercado, pero con pérdidas recientes”.

¿Cuál compran? La respuesta es cualquiera. Si se decidieron por la primera, seguramente consideraron más importantes los flujos de efectivo y la generación de utilidades a corto plazo; es decir, los múltiplos P/V, P/U o FV/EBITDA”.

“Si por el contrario, prefirieron la segunda opción, es porque consideraron más importante los activos, los inventarios, la marca, etcétera; esto es, los múltiplos P/VL o VM/VS. Este último múltiplo indica el Precio de Mercado contra los Activos Castigados de una empresa asumiendo una posible venta y restando además el valor total de la deuda. Si el múltiplo es menor a 1x, ustedes están comprando pesos a centavos”.

Relacionadas

Comentarios