revista
Suscripciones Media Kit

Síguenos

Líderes

La psicóloga más joven del mundo estudia en Harvard y no usa redes sociales

A los 13 años, esta mexicana se graduó como psicóloga y acaba de iniciar una maestría en la Universidad de Harvard y no usa redes sociales

11-06-2019, 5:36:15 AM
Dafne Almazán

Acabó su primaria en solo un año y ahí empezó la historia; a los 13 años de edad obtuvo su título profesional en psicología, convirtiéndose en la psicóloga más joven del mundo y quitándole dicha distinción a su hermano quien fue psicólogo a los 16 años.

De eso hace ya algún tiempo, hoy Dafne Almazán Anaya tiene una maestría en educación, cuenta con 17 años de edad y apenas en enero empezó a estudiar la maestría en enseñanza de las matemáticas en la Universidad de Harvard, institución que debió revisar sus protocolos de admisión porque hacía más de 100 años que no registraban un caso así.

Con ese currículum quizás sobre decir que es una joven sobredotada intelectualmente, a los dos años de edad ya sabía leer y escribir y no se lo enseñaron en la escuela, lo aprendió de forma autodidacta.

Lee: ¿Quién es la mexicana de menor edad que ingresó a Harvard?

Sin embargo, su caso no es común en México; lamentablemente los niños sobredotados o “niños genio” suelen ser diagnosticados erróneamente. Quizás a ella le ayudó el hecho de que sus padres no tuvieron un hijo sobredotado, tampoco dos, sino tres con las mismas características.

Andrew Almazán Anaya tiene 24 años y ya cuenta con 5 maestrías, un doctorado y 2 licenciaturas; como señalamos líneas arriba, a los 16 años se graduó como psicólogo y festejó sus 19 años graduándose como Médico Cirujano. Su hermana Delany también es psicóloga y apenas tiene 20 años de edad, también cuenta con una maestría.

Si todo eso fuera poco, Dafne se ha dado tiempo para estudiar idiomas, además de su nativo español habla y escribe a la perfección en inglés, y aunque modestamente dice encontrarse en un nivel medio de francés y chino-mandarín, todo indica que tiene un nivel más o menos avanzado en ambas lenguas.

Alto Nivel platicó con la psicóloga más joven del mundo, en un evento realizado para destacar ante los medios de comunicación un mundo que muchas ocasiones permanece oculto, el mundo de los sobredotados.

De acuerdo con datos del Centro de Atención al Talento (CEDAT), institución que formaran los padres de Dafne para impulsar el talento de niños sobredotados como sus hijos, se calcula que en México el 3 por ciento de la población infantil tiene dicha condición genética, pero de ese universo apenas el 1 por ciento ha sido diagnosticado correctamente.

Lee: La niña genio que acabó sus estudios de maestría a los 16 años 

Dafne Almazán
Facebook

¿Cómo y cuándo supiste que eras una niña sobredotada?

Siempre mi ambiente fue diferente, pero hasta que entré a la secundaria me di cuenta que era sobredotada; a la primaria entré a los 6 años como cualquier otro niño pero la acabé en un año y cuando entré a la secundaria percibí que había algo raro, que estaba entrando a esa etapa a muy temprana edad y entonces noté que yo tenía una sobrecapacidad.

Mis papás notaron que yo era una niña sobredotada pero nunca me presionaron. Mi hermano y mi hermana ya habían sido diagnosticados también como sobredotados pero eso sucedió cuando yo solo tenía 2 años. Ellos notaron mi condición cuando descubrieron que me gustaba aprender a leer y escribir y lo hacía de forma autodidacta. De hecho, mis papás me sacaron de la educación tradicional y me proporcionaron otro tipo de herramientas.

¿Porqué estudiaste psicología?

A mi desde pequeña me gustaban las matemáticas, yo aprendí a los 5 años algebra básica y realmente gracias a mi papá aprendí las matemáticas de una manera lúdica, divertida. Pero pasó el tiempo y empezamos a ver que a los niños sobredotados les hacían bulling en la sociedad y algunos pensaban hasta en el suicidio, ahí fue donde me decidí a estudiar psicología, eso me inspiró. Posteriormente hice una maestría en educación sobre la enseñanza de las matemáticas porque quise enfocarme más a esta área, fue cuando buqué otras oportunidades para aprender más y encontré justamente en la Universidad de Harvard que tenía una maestría en la enseñanza de las matemáticas.

Dafne Almazán
Archivo

¿Cuál es tu Coeficiente Intelectual (IQ)?

Mi IQ está en 160 o quizás 150, no estoy segura porque también cambia, me hicieron una prueba hace 5 años; En México, el promedio del IQ es de 80 y en países más desarrollados es de 100

¿Cómo vives tu adolescencia, cómo vive una niña y luego una adolescente sobredotada?

Siempre me preguntan si yo perdí mi infancia y yo les contesto que no, obviamente fue una infancia diferente y una adolescencia distinta porque estás un grado más arriba, tus intereses cambian. Pero aun así yo me divierto de manera normal, de pequeña jugué mucho, desde luego hay intereses diferentes en películas y música, pero sigue siendo lo mismo: escucho música, hago ejercicio, toco instrumentos musicales, canto, teatro, familia, amigos, todo normal.

¿Qué viene para Dafne, que más le gustaría hacer?

Académicamente me gustaría acabar mi maestría en enseñanza de las matemáticas, terminar un doctorado en educación; también me gustaría estudiar una licenciatura en derecho para de esa forma acabar mi parte formativa y posteriormente enfocarme al apoyo de los niños sobredotados con mis campañas de género, esos niños en el futuro van a ser investigadores, científicos, estarán en muchas áreas y la idea es apoyarlos para que puedan aportar a la sociedad, buscamos que no haya fuga de cerebros.

En la parte personal me gustaría casarme, tener hijos, formar una familia-, yo no estoy de acuerdo en ningún tipo de estereotipo ni sobre machismo o feminismo; yo creo que las personas deben hacer lo que los haga felices y con el apoyo de mi familia es justo lo que yo busco. Mis papás y mis hermanos fueron clave en mi avance.

dafne almazan

¿Cómo ves a tu país?

Yo le tengo mucha estimación a México porque aquí fue donde nací y aquí me dieron muchas oportunidades; de hecho, varias universidades abrieron sus puertas como el Tec de Monterrey, la UP, la UVM, muchas universidades y muchos maestros me han apoyado, entonces realmente yo veo que aquí sí hay oportunidades, tal vez no estén a simple vista y por eso es que la gente sobredotada se va a otros países. Lo que yo quiero mostrar con mi caso es que sí hay oportunidades y no tienen que irse a otro país a buscarlas, México necesita mucho apoyo y es necesario estar todos unidos, trabajar en equipo; si hacemos todos nuestra parte, podríamos lograr que México tenga un mejor futuro.

Es importante detectar a un niño sobredotado

Actualmente y por desgracia muchos padres de familia tienen un niño al que no lo han diagnosticado correctamente, les dicen que tiene TDA, síndrome de Asperger, etc. Es importante que sean diagnosticados correctamente. La psicóloga más joven del mundo hace hincapié en lo relevante que es un diagnóstico acertado tanto para el niño como para la familia e incluso la sociedad y el país en general.

No tiene redes sociales

En un mundo digital, una joven sobredotada tendría muchas más herramientas de comunicación para alcanzar sus objetivos, pero Dafne piensa distinto: “Yo no tengo redes sociales, obviamente utilizo computadoras y plataformas para trabajar, desde pequeña mis papás me dieron la tecnología suficiente pero con límites, no para hacer lo que quisiera. Así es que no tengo redes sociales, solo utilizo algunas herramientas como WhatsApp, que sirven para comunicación básica, pero solamente eso. Hemos comprobado que lamentablemente en México la tecnología mal utilizada sirve para que los niños sobredotados padezcan de bulling, entre otras cosas.

Dafne señala que una vez acabe su maestría regresará a México a apoyar el talento y de manera especial en los niños que, sin saberlo o sin haber sido diagnosticados correctamente, tienen un nivel intelectual fuera de lo común.

Mientras, disfruta sus días en la Ciudad de México, como cualquier persona de su edad vive la cotidianidad, acude a todo tipo de lugares públicos sin que todos quienes se cruzan con ella sepan que a los 13 años se había graduado como psicóloga, proeza que nadie en el mundo ha igualado ni superado, hasta el momento.

Recomendamos: Los niños superdotados: la riqueza que México no comprende

También podría interesarte:

Artículos relacionados

Comentarios