Opinión

Bienvenidos, nuevos habitantes de la CDMX, esto es lo que les espera

Gran oferta educativa, garantías individuales y servicios de salud; pero también altos niveles de contaminación, problemas de movilidad, tráfico y altos precios en la vivienda. A todo esto y más se tienen que enfrentar los nuevos habitantes de la CDMX.

08-02-2018, 7:39:08 AM
nuevos habitantes de la CDMX

En el Censo de Población y Vivienda 2010, el INEGI contabilizó 239 mil 125 nuevos habitantes de la CDMX provenientes de otros estados, la mayoría de ellos habían llegado de Estado de México, Puebla, Veracruz, Oaxaca y Guerrero. En 2008 la Comisión Nacional de Población (CONAPO) hablaba de 78 mil migrantes que habían llegado a la capital de la República Mexicana ese año.

Siendo la segunda entidad más poblada del país –el primer lugar se lo lleva de manera contundente su vecino, el Estado de México- hoy, tiene casi 9 millones de habitantes y es también la segunda entidad con más extranjeros viviendo en ella. Se estima que la CDMX cuenta con 2 millones de habitantes producto de la migración interna e internacional.

Considerada el corazón político, financiero y cultural del país, CDMX es la ciudad latinoamericana mejor evaluada en el informe anual que PricewaterhouseCoopers (PwC) realiza sobre las mejores ciudades para vivir y trabajar a nivel mundial. Sin embargo, no se encuentra dentro de las 10 primeras (vaya, ni siquiera entre las primeras 20): aparece en el lugar 23 de un conjunto de 30 urbes estudiadas.

Pero, los migrantes, él que escribe estas líneas se incluye, siguen llegando, así que algo estará ofreciendo la CDMX para atraer a nacionales y extranjeros año con año.

Provenientes de distintas partes de la República, de países como Estados Unidos, España, China, Corea, Guatemala, Argentina, Colombia, desde hace algunos años Venezuela, los nuevos habitantes de la CDMX llegan atraídos por un nuevo trabajo, tal vez por su maravillosa oferta educativa, por que buscaban un cambio de aires.

Hay tantas razones como migrantes, pero CDMX sólo una, con muchas cabezas, con muchas realidades, con muchas escenas, pero el telón de fondo es el mismo, echemos un vistazo a lo que los migrantes encuentran al llegar.

Bienvenidos a la Ciudad de México

El Indicador de Desarrollo Humano (IDH) del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) califica a CDMX con 0.921, es decir, el desarrollo humano que tienen los habitantes de la capital del país es “Muy Alto” en términos de vida larga, sana con calidad y dignidad.

Y eso pareciera, al final CDMX es una ciudad que lo tiene todo en todos lados: escuelas de todos los niveles pública y privadas, en su territorio se encuentran tres grandes centros universitarios reconocidos mundialmente: la UNAM, el IPN y el Tec de Monterrey, sin contar la UAM, la Ibero, la Universidad Anáhuac y otras instituciones de nivel superior que preparan a profesionistas capaces.

Junto a una oferta educativa diversa y enorme, CDMX cuenta con una serie de garantías individuales y derechos de países de primer mundo como el derecho a la mujer para decidir sobre su cuerpo y el matrimonio igualitario.

Servicios de salud públicos y privados que buscan atender a todos los niveles de la población. Infraestructura vial, transporte público, vaya, está equipada con ciclovías y tiene su propio sistema de transporte alternativo (Ecobici). Es una ciudad con centros comerciales sumamente modernos, con mercados, tianguis en todas las colonias, uno pensaría que lo tiene todo.

Pero luego uno habla con los originarios de CDMX y el panorama no es tan bello como pareciera desde afuera, y además, al habitar en CDMX nos damos cuenta que la cosa no es tan desarrollada…ni tan elevada.

Sufrimos los altos niveles de contaminación atmosférica, auditiva, olfativa, de la falta de botes de basura, de los hoyos en las calles, del caos, del tráfico, de la neurosis y el “Welcome to Mexico City” ya no es tan prometedor cómo parece.

Dónde viven los nuevos habitantes de la CDMX

Pues sí, lo cierto es que todo mundo habla como le va en la feria. Llegar a una nueva ciudad, es una experiencia emocionante pero también abrumadora. Para los habitantes del interior de la República enfrentarse con las dimensiones brutales de la CDMX deber ser sobrecogedor, para un extranjero enfrentar las costumbres (algunas bastante malas, he de decirlo) es también muy difícil.

Y es que, aunque es una ciudad pequeña territorialmente hablando, CDMX es enorme al interior, es difícil perderse y uno no sabe por donde empezar a explorarla, a habitarla. Encontrar dónde vivir es uno de los primeros retos que uno enfrenta cuando llega a una ciudad.

De acuerdo a información del Instituto Nacional de Migración en 2015, poco más del 60% de los extranjeros que habitaban en CDMX habían elegido vivir en las delegaciones Miguel Hidalgo (poco más de 18 mil extranjeros), Cuauhtémoc (16 mil 606) y Benito Juárez (11 mil).

Conociendo este dato y luego echando un vistazo a los precios de los departamentos en renta en algunas delegaciones entiende porque colonias como Condesa (28 mil 500 pesos promedio), Polanco (50 mil pesos promedio), Del Valle (18 mil 800 pesos promedio) manejen precios tan elevados para los bolsillos mexicanos, después de todo, si estás acostumbrado a pagar en euros o dólares, una renta de 20 mil o 30 mil pesos por un departamento de dos habitaciones no es tan elevada, todo lo contrario, si se piensa que puedes compartir los gastos con algún compañero y que habitarás en colonias y zonas bien ubicadas, conectadas y con tantos servicios y valores agregados como las mencionadas.

Ahora que si vienes de Oaxaca donde, de acuerdo a Lamudi, la renta promedio de un departamento es de menos de 10 mil pesos, pagar 40 mil pesos, renta promedio con la que inicia la delegación Miguel Hidalgo el 2018, es simplemente demasiado, es simplemente impagable.

Si un habitante del interior de la República está buscando rentar un departamento por rentas menores a 10 mil pesos, lo cierto es que será complicado para él encontrar algo en el mercado inmobiliario capitalino, pues todas las delegaciones capitalinas han rebasado esa barrera y sólo Azcapotzalco, Xochimilco, Venustiano Carranza e Iztapalapa manejan rentas por debajo de los 15 mil pesos promedio.

Estrenarse como capitalino es una vivencia única, con muchos altibajos, con muchos sabores dulces, pero también con bastantes experiencias agrias, pero ya lo sentenció T.S. Elliot “sólo aquellos que se arriesgan a ir demasiado lejos pueden descubrir hasta dónde se puede llegar”.

También puedes leer: Por qué es tan caro rentar en la Ciudad de México

Jaume Molet es socio fundador y actual Director General de Lamudi México.