Buscador
Ver revista digital
Actualidad

EXCLUSIVA: Lozoya pelea la devolución de una casa y cuentas bancarias

03-08-2020, 6:15:00 AM Por:
Emilio Lozoya
© Especial

En tribunales, el exdirector de Pemex combate su inhabilitación como funcionario e intenta recuperar un inmueble que le aseguraron.

Al mismo tiempo que negocia con la Fiscalía General de la República (FGR), el exdirector de Petróleos Mexicanos (Pemex), Emilio Ricardo Lozoya Austin, también ha emprendido una agresiva estrategia jurídica a fin de recuperar sus facultades para ser funcionario público, además de cuentas bancarias y un inmueble asegurados.

Y es que Lozoya no solo quiere evitar el juicio y condena por los delitos de cohecho, asociación delictuosa, y operaciones con recursos de procedencia ilícita, también pretende que se le devuelvan varias cuentas bancarias que se mantienen congeladas, junto con la casa que -según la Fiscalía- habría adquirido mediante sobornos recibidos de parte de Alonso Ancira, otrora propietario de Agro Nitrogenados de Altos Hornos de México.

Lozoya Austin, quien goza de libertad condicional desde la semana pasada, a pesar de que fue vinculado a proceso por los casos de corrupción Odebrecht y Agro Nitrogenados, mantiene un pulso con la Secretaría de la Función Pública en el Tercer Tribunal Colegiado en materia Administrativa de la Ciudad de México, debido a que esa dependencia del Ejecutivo federal habría violado su derecho a un debido proceso cuando lo inhabilitó por 10 años, en 2019, para ser servidor público.

La casa de Ladera 20

En medio de una zona boscosa, típica de la alcaldía Cuajimalpa, colindante a la confluencia entre el Paseo de la Reforma y la avenida Constituyentes de la capital del país, se ubica el fraccionamiento La Retana, en cuyo interior está una residencia que le fue asegurada a Emilio Lozoya el 28 de mayo de 2019.

El inmueble, que en los juzgados aparece registrado en la calle Ladera número 20, interior 11, en la colonia Lomas de Bezares, habría sido adquirido por Lozoya gracias a los 34 millones 234,000 pesos que presuntamente le transfirió Alonso Ancira, a cambio de que Pemex comprara -a sobreprecio- la planta de fertilizantes Agro Nitrogenados.

De acuerdo con la Fiscalía General de la República (FGR), los recursos fueron enviados por Ancira, en varias parcialidades, entre los meses de junio y noviembre de 2012. Se habrían recibido en una cuenta bancaria abierta en Ginebra, Suiza, a nombre de Tochos Holding Limited, un consorcio de Lozoya que luego pasó a ser propiedad de su hermana Gilda Susana.

Tochos Holding Limited tuvo como beneficiario a Lozoya Austin desde el 1 de julio de 2003 hasta el 28 febrero 2012, según la FGR. En esta última fecha el hoy exfuncionario habría cedido los activos de la firma a su familiar.

Debido a que dice ser inocente del delito de operaciones con recursos de procedencia ilícita, en este caso la compraventa del inmueble a partir de presuntos sobornos, Lozoya Austin quiere recuperar la casa de Ladera 20, junto con todo el menaje que tenía dentro, a través de un juicio de amparo que inicialmente le fue negado en el Juzgado Octavo de Distrito en Materia Penal de la capital mexicana.

La defensa del exdirector de Pemex recurrió esa negativa ante el Tercer Tribunal Colegiado en materia Penal, instancia que el pasado mes de junio ordenó que se modificara la sentencia, por lo que el juicio aún se encuentra pendiente de resolución en el juzgado de origen ya mencionado.

Lee: Encuentran otra empresa de Emilio Lozoya en icónico edificio de Londres

Disputa con la SFP de Irma Eréndira Sandoval

En mayo del año pasado, la Secretaría de la Función Pública (SFP), mediante un procedimiento de responsabilidad administrativa, dijo haber comprobado que Emilio Lozoya proporcionó información falsa en su declaración patrimonial, presentada cuando este era funcionario en la administración del presidente Enrique Peña Nieto.

La institución a cargo de Irma Eréndira Sandoval asegura que el exdirector de Pemex omitió, en más de una ocasión, declarar una cuenta bancaria que mantenía “saldos de cientos de miles de pesos”. En consecuencia, la SFP lo inhabilitó por una década para trabajar en la administración pública.

Al no estar de acuerdo con esa resolución, Lozoya y sus abogados promovieron un juicio contencioso en el Tribunal Federal de Justicia Administrativa (TFJA), que recayó en la Tercera Sala Regional Metropolitana de ese órgano jurisdiccional.

Sin embargo, debido a su importancia, la Sala Superior de ese Tribunal decidió atraer el caso, resolviendo -el pasado 5 de febrero- que la inhabilitación del exfuncionario estaba apegada a derecho.

Inconforme con el resultado de ese juicio, Emilio Lozoya promovió una demanda de amparo argumentando varias violaciones al debido proceso, entre ellas que la Secretaría de la Función Pública le ha negado su derecho de audiencia, y con ello el derecho de acceso a la justicia, contemplado en el artículo 17 de la Constitución.

El Tercer Tribunal Colegiado en materia Administrativa de la Ciudad de México admitió el ocurso el pasado 17 de marzo, sin que aun exista una fecha para que se dicte sentencia.

Lee: Los momentos clave de la primera audiencia de Emilio Lozoya

Las cuentas congeladas

Emilio Lozoya, quien el fin de semana salió del hospital donde permaneció 15 días tras su llegada -vía extradición- de España, mantiene otros tres litigios en el Poder Judicial de la Federación en contra del bloqueo de cuentas bancarias que le ha realizado la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público.

El congelamiento de cuentas, como se le conoce popularmente, es una facultad de la Secretaría de Hacienda normada en la fracción II del artículo 115 de la Ley de Instituciones de Crédito.

El exdirector de Pemex quiere recuperar, también vía amparo, esas cuentas abiertas en instituciones bancarias de nuestro país, que le fueron bloqueadas debido a que estas habrían sido utilizadas para triangular los recursos que presuntamente recibió, en un banco suizo, tanto de Alonso Ancira, como de Luis Alberto Meneses Weyll, cuando este último era director en México de la constructora brasileña Odebrecht.

De acuerdo con la imputación realizada por la FGR, Lozoya habría recibido transferencias de Odebrecht por unos 10.5 millones de dólares, empezando por el pago, en 2012, de cuatro millones de dólares. A esas cantidades se sumarían tres millones cuatrocientos mil dólares que le habría transferido el dueño de Agro Nitrogenados de Altos Hornos de México.

Parte de esos recursos, que la Fiscalía dice son producto de sobornos, le habrían servido a Emilio Lozoya para adquirir el inmueble en Ladera número 20, en Cuajimalpa, y otra residencia ubicada en Ixtapa, Zihuatanejo.

El destino de ambos bienes, así como de las cuentas bancarias congeladas, no solo depende del resultado de los amparos promovidos por Lozoya, sino también del acuerdo al que llegue con la Fiscalía, a fin de que esta le aplique un criterio de oportunidad que extinga las acusaciones en contra del exdirector de Pemex, a cambio de que este proporcione información que sirva a las autoridades para perseguir a otros implicados en la trama de corrupción de los casos Odebrecht y Agro Nitrogenados.

Lee: Este fue el papel de Emilio Lozoya en la trama de corrupción de Odebrecht

corrupción emilio lozoya austin Fiscalía General de la República Irma Eréndira Sandoval Odebrecht secretaría de la Función Pública
mm Periodista y abogada, especialista en análisis jurídico y de derechos humanos. Ha sido reportera, conductora de radio y editora.
Suscríbete al Newsletter

Mantente actualizado con la mejor selección de noticias

revista

Revista Digital Alto Nivel

Septiembre 2020

Te recomendamos estos artículos de este mes:

Internet dedicado: la pista privada para que corras tu Bugatti
Internet dedicado: la pista privada para que corras tu Bugatti
Prevem Seguros: gastos médicos por todo México
Prevem Seguros: gastos médicos por todo México
Industria eléctrica: tremendo cortocircuito
Industria eléctrica: tremendo cortocircuito
La nueva era de Volkswagen
La nueva era de Volkswagen
Nueva era global; ¿nuevos negocios?
Nueva era global; ¿nuevos negocios?
Desde la materia prima hasta el reciclaje
Desde la materia prima hasta el reciclaje
Comentarios