Actualidad

Chatarra lidera publicidad mexicana

El Poder del Consumidor dio a conocer que México se mantiene como el país con mayor cantidad de anuncios de comida chatarra.

08-11-2010, 9:36:29 AM
8 de noviembre de 2010

El Poder del Consumidor dio a conocer que México se mantiene como el país con mayor cantidad de anuncios de comida chatarra por hora en programación infantil, entre los países de la OCDE, ubicándose por encima de los Estados Unidos.

El estudio de El Poder del Consumidor parte de un registro realizado entre marzo y abril de este año, en Canal 5, en el que se encontró que el promedio de anuncios de comida chatarra por hora en programación infantil fue de 11.25.

La mayor cantidad de anuncios de comida chatarra correspondió a la empresa Kellog´s ocupando 26% de este tipo de publicidad. Sumando la publicidad de cereales de Nestlé, alcanzan el 31% del total de anuncios.

Alejandro Calvillo, director de EPC, señaló: “los cereales publicitados para niños son reconocidos como los peores en el mercado, contienen 85% más de azúcar y 65% más de sodio que los publicitados para adultos, además de bajísimos contenidos de fibra. Tan sólo las Zucaritas contienen el 40% de su peso en azúcar y los Choco Krispis más del 36%”. La segunda empresa con mayor presencia, durante el periodo del registro, fue Bimbo, con su amplia gama de productos y marcas que van desde los pastelitos y las botanas, hasta los dulces y chocolates. Bimbo ocupó 22% de este tipo de publicidad. Entre estas tres empresas cubrieron 58% de la publicidad de comida chatarra en horarios infantiles.

De acuerdo al estudio, 46% de los anuncios utilizaron un regalo para provocar la demanda del producto y 67.5% utilizó personajes para generar el vínculo afectivo del menor con la marca y el producto. Del total de la publicidad de comida chatarra dirigida a la infancia, 35.1% publicitaron páginas de internet donde los menores encuentran videojuegos con los personajes y productos de la marca.

El doctor Abelardo Ávila del Instituto Nacional de la Nutrición declaró: “la publicidad de comida chatarra dirigida a la infancia es uno de los factores que más inciden en el deterioro de los hábitos alimentarios de los niños en México. Esta publicidad atenta contra la salud, en mayor medida que la del tabaco para los adultos, ya que se trata de un sector vulnerable, los menores no están en capacidad de entender las consecuencias que genera el consumo habitual de estos productos”

“La publicidad de comida chatarra dirigida a las niñas y los niños significa una violación a su derecho a la salud consagrado en la Constitución y en diversas convenciones internacionales, así como también significa una violación por el engaño y la manipulación a la que recurre. Esta publicidad abusa de los menores, e incluso, los confronta con los mayores, para lograr la venta del producto. Sin duda, esta publicidad viola de manera sistemática los derechos de la infancia”, declaró Juan Martín, director de la Red por los Derechos de la Infancia en México.

El estudio realizado por EPC refiere como la publicidad dirigida a la infancia ha venido recurriendo a herramientas de manipulación y engaño que generan comportamientos antisociales que confrontan a los menores con sus padres y los adultos. En un video elaborado por EPC se retoma la declaración del Dr. Michael Brody, Jefe del Comité de Televisión y Medios de la Academia Americana de Siquiatría Infantil y Adolescente, en la que señala: “los publicistas se han vuelto expertos en niños, tanto como los pedófilos”. A la que se suma una declaración de Lucy Hughes, vicepresidenta de Initiative Media, que explica que el objetivo de gran parte de la publicidad es provocar en los menores el fastidio (Nag Factor) para lograr la venta del producto, señalando que el fastidio es uno de los elementos más efectivos para aumentar las ventas.