Tecnología

OpenOffice.org: ¿amenaza para Microsoft?

El software gratuito y de calidad diseñado por Sun Microsystems comienza a ser un molesto dolor de cabeza para Microsoft. Le decimos por qué.

26-03-2010, 10:01:26 AM

Seguramente el programa Microsoft Office es uno de los inamovibles dentro de su computadora.

Textos, diapositivas, cálculos matemáticos e incluso un software para enviar sus correos electrónicos son algunas de las funciones que el clásico producto de Microsoft ofrece desde 1990.

Desde su aparición, Office conoce de éxitos y cuenta con el respaldo del público, lo que ha llevado a que la versión conste, hoy en día, de 10 actualizaciones y funcione en las plataformas operativas Microsoft Windows, Apple Mac OS y Linux.

No obstante, ya no es el único protagonista del mercado y enfrenta una competencia que amenaza con quitarle cada día más usuarios. ¿Su nombre? OpenOffice.org. ¿Su creador? Sun Microsystems.

Algo sobre OpenOffice.org

Para entender qué es OpenOficce.org debemos remitirnos al año 2000, específicamente al 19 de julio.

Ese día Sun Microsystems anunció que dejaba disponible el código fuente de StarOffice para descarga, tanto bajo la licencia pública general limitada de GNU (LGPL) como la Sun Industry Standards Source License (SISSL) con la intención de construir una comunidad de desarrollo de código abierto alrededor de este programa.

El nuevo proyecto fue bautizado como OpenOffice.org y su sitio web vio la luz el 13 de octubre de ese mismo año.

Al igual que su rival, está disponible para muchas plataformas como Microsoft Windows y sistemas de tipo Unix como GNU/Linux, BSD, Solaris y Mac OS X.

Pensado para ser altamente compatible con Microsoft Office, el producto de Sun Microsystems es una alternativa abierta, gratuita y de alta calidad en comparación a su rival.

En marzo de 2009, el programa, cuya abreviación oficial es OOo, ya soportaba más de 80 idiomas. Es más, sólo cuatro años después de su salida el software gratuito ya tenía a su favor al 14% de las grandes empresas de Europa.

Hoy, el sitio Web informa que las descargas superan las 100 millones.

Características

OpenOffice posee las características normales de todo procesador de texto, hoja de cálculo, programa de presentaciones y base de datos similares al Microsoft Office 2003 y algunas características adicionales.

Entre sus componentes podemos mencionar:

· Writer: es el procesador de textos similar en funcionalidad a Microsoft Word. Se puede exportar desde el Formato de Documento Portátil (PDF) sin software adicional, y puede funcionar como un editor WYSIWYG para crear y editar páginas web.

· Calc: hoja de cálculo similar Microsoft Excel o Lotus 1-2-3. Ofrece una serie de características no presentes en Excel, incluyendo un sistema que, automáticamente define serie de gráficas, sobre la base de la disposición de la información del usuario. Calc también puede exportar hojas de cálculo para el formato PDF.

· Impress: es un programa de presentación similar a Microsoft PowerPoint o Keynote de Apple. Puede exportar presentaciones al formato SWF, permitiendo que se reproduzca en cualquier computadora con un reproductor de Flash instalado. También incluye la capacidad de crear archivos PDF y la capacidad de leer archivos de Microsoft PowerPoint (ppt).

· Dra: editor de gráficos vectoriales y herramienta de diagramación, similar a Microsoft Visio y comparable en características a las primeras versiones de CorelDRAW. Ofrece “conectores” entre las formas, que están disponibles en una gama de estilos de línea y facilitan la construcción de los dibujos, como diagramas de flujo.

Dra tiene características similares a la edición de software de escritorio como Scribus y Microsoft Publisher. Soporta múltiples fuentes y puede exportar a PDF.

OpenOffice.org v/s Microsoft

El mayor atractivo de OpenOffice.org es, sin duda, su descarga gratuita y las actualizaciones también sin costo alguno.

Por supuesto, existen ciertas funciones y utilidades de OOo que no están disponibles en Microsoft y que suman mayor atractivo.

Una de ellas, por ejemplo, se denomina “wiki” y existe desde la versión 2.3. El programa cuenta con una opción en Writer que exporta los textos en formato wiki, como, por ejemplo, para ser publicados en Wikipedia y demás proyectos wiki.

También está la posibilidad de descargar diccionarios ortográficos. Mediante un asistente o piloto, es posible descargar esta herramienta para muchos idiomas, incluido el español.

La tarea, además, puede realizarse, manualmente de manera sencilla. Se cuenta con diccionarios de palabras para corrección ortográfica, de separación silábica y de sinónimos.

No se puede olvidar tampoco que OOo es capaz también de leer y grabar los formatos de fichero de Microsoft Office.

Finalmente, en materia de seguridad OOo cuenta con antecedentes impecables: al 9 de septiembre de 2009, el sitio de seguridad Secunia informaba que había 0 defectos de seguridad por solucionar.

Éxitos

En Francia, OpenOffice.org ha llamado la atención de administraciones gubernamentales locales y nacionales deseosas de racionalizar su gasto en licencias de software, así como en disponer sus documentos en formatos de fichero estándares, estables e independientes de un proveedor único.

Actualmente el software es la suite oficial de la Gendarmería Francesa. Entre los usuarios corporativos de ésta se encuentran, por ejemplo, el Ministerio de Defensa de Singapur o el Ayuntamiento de Bristol.

Por otro lado, el 4 de octubre de 2005 Sun y Google anunciaron una alianza estratégica mediante la cual Sun agregaría una barra de búsqueda de Google en OpenOffice.org mientras que Google ayudaría a distribuir OpenOffice.org. Punto de oro para el producto de Sun Microsystems, ¿verdad?

Finalmente, en México OpenOffice.org se incluye en la computadora YooBook distribuida por las cableras de Grupo Televisa.

La ¿preocupación? de Microsoft

Al parecer Microsoft mira cada vez con mayor respeto a OpenOffice.org y una de las pruebas es una noticia publicada en varios sitios web de tecnología.

La señal de alerta por parte de la firma de Bill Gates proviene de una oferta de empleo lanzada por Microsoft para buscar un nuevo trabajador que se ocupe del departamento bautizado como “Commercial Software Initiative”.

Los objetivos responden concretamente a elaborar planes de marketing que cambien la percepción negativa de Office entre responsables políticos, profesionales TIC y periodistas informáticos, estrechando lazos con las comunidades de código libre.

El texto oficial señala: “por ello, se buscan responsables de un departamento denominado “Commercial Software Initiative” (CSI) cuyo principal objetivo será ganar cuota de mercado contra OpenOffice.org y Linux, mediante el diseño y ejecución de programas de marketing colaborando con las comunidades de código abierto y compitiendo con los comerciales de Linux”.

Tras datos como éste, surge una pregunta clave entre muchos medios especializados en tecnología: ¿vale la pena para los usuarios que realizan tareas básicas tener un software tan complejo como Microsoft Office y pagar por cada actualización?