Empleo

Los tres errores más comunes al buscar trabajo

Un coach de carrera nos cuenta cuáles son los errores que más se cometen en el proceso de reclutamiento y qué puntos deben reforzarse cuando tu objetivo es buscar trabajo o conseguir una promoción.

31-01-2018, 11:07:56 AM
buscar trabajo

¿Qué busca exactamente un reclutador? Es una pregunta que muchos nos hemos hecho a la hora de actualizar nuestro currículum o el perfil de LinkedIn. Si buscas una promoción en tu empresa o crecer fuera de ella pero no sabes hacia dónde dirigirte o si no has conseguido esa posición que has buscando desde hace tiempo, quizá sea tiempo de buscar un coach que te ayude durante el proceso de buscar trabajo.

En entrevista con Alto Nivel, Samantha Magadán, CEO y Career Coach en Kandidaat, nos explica en qué momento puede ser necesaria esta asesoría: “cuando estás haciendo las mismas cosas y ya no te están funcionando. Mucha gente llega con el comentario de ‘he mandado varios currículums y no han tenido impacto, no me llaman’ o ‘he tenido varias entrevistas y no resulto seleccionado’. Esas son las alarmas que te muestran que algo está fallando y necesitas la ayuda de un experto”.

De acuerdo con Samantha, el coach de carrera puede servir, tanto para ejecutivos desempleados como para aquellos que se sienten estancados y no han logrado una promoción, dentro o fuera de la empresa. Incluso puede ser una herramienta eficaz para emprendedores que tienen una idea clara de su producto o servicio, pero no saben por dónde comenzar su ejecución.

Un coach de carrera es un experto en recursos humanos, que ha trabajado en el área de reclutamiento y conoce exactamente qué buscan y qué evitan los cazatalentos.

La fundadora de Kandidaat nos explica cuáles son los errores más comunes que se cometen al buscar trabajo, durante el proceso de reclutamiento y los puntos que deben fortalecerse para conseguir una posición deseada.

Currículum

A veces lo que falta es una revisión ortográfica, comenzando desde ahí. Puede ser una foto que verdaderamente proyecte el perfil de la persona.

En todo caso, agrega, el CV debe estar orientado al puesto al que se desea aplicar: “un currículum que no suena a ningún área, que no suena a ningún puesto, a las empresas los pone un poco de nervios, porque te quieren ver determinado”.

El estudio de un MBA, agrega Samantha, se ha vuelto fundamental para determinadas posiciones. “en el 80% de los puestos directivos ni siquiera te contemplan si no lo estudiaste”. También es indispensable, aunque suene a obviedad, el dominio del inglés y el conocimiento de alguna otra lengua relacionada con tu área de especialización.

También puedes leer: Curriculum Vitae para atrapar a los reclutadores

LinkedIn

Un ejecutivo que no está en LinkedIn tiene un área de oportunidad enorme para ser visto en su mercado. Está fuera totalmente, depende completamente de que lo recomienden”.

Buscar trabajo no se trata solamente de actualizar un perfil sino de diseñar una estrategia de posicionamiento en la red social.  “LinkedIn es la herramienta para que un ejecutivo se coloque, ya sea que lo busquen a él o que él busque a las personas idóneas. Es ‘la herramienta’”.

De unos años para acá, explica, esta red de negocios se ha posicionado como el principal medio de reclutamiento. “Mi experiencia como reclutadora fue 100% Linkedin para contrataciones para empresas. Sé de otros reclutadores que, por el tipo de posición, más junior, más operativa, utilizan otras fuentes. Pero no para perfiles de gerencias, direcciones o vicepresidencias”.

También puedes leer: 10 consejos para tener un perfil de LinkedIn atractivo

Entrevista

Al momento de buscar trabajo, de poco sirve un buen CV si durante la entrevista no sabes venderlo.  “La entrevista se vuelve fundamental para que crean en todo lo que está escrito y se materialice”.

“A partir de que te llamaron tu currículum cumplió su cometido, tu LinkedIn cumplió su cometido, ahora eres tú, cómo te desenvuelves, cómo platicas. Me han tocado personas a las que hay que corregir incluso cómo saludan”.

“La persona tiene que identificar perfectamente bien sus logros y tiene que saber perfectamente bien cuáles son los puntos que hacen relevante su historia. A veces es el resultado, a veces es cómo llegó al resultado, a veces es el contexto de la organización en el cuál llegó a rescatar, o el problema que llegó a resolver”.

En resumen, Samantha Magadán explica que no se trata de cambios radicales sino de ajustar algunos detalles para adecuar tu carrera a lo que buscan las empresas y sus reclutadores. Pequeños ajustes, sí, pero que podrían hacer una gran diferencia en tu próxima postulación.

Comentarios