Para EntenderPolítica y Sociedad

Qué hay detrás de la pelea que amenaza a la Cámara de Diputados

La manzana de la discordia entre los representantes del PRI y la oposición es el pase automático del procurador Raúl Cervantes para convertirse en el Fiscal General de la República.

05-09-2017, 4:32:50 PM
camara de diputados

El Congreso mexicano enfrenta una crisis política y constitucional debido a que la Cámara de Diputados se encuentra sin mesa directiva, paralizando con ello la mayoría de las actividades legislativas del nuevo periodo ordinario de sesiones, que formalmente inició el pasado 1 de septiembre. A continuación te damos cinco elementos que explican este conflicto.

1. El fiscal de la discordia

El impasse en el que se encuentra la Cámara baja se gestó la semana pasada, cuando los legisladores de oposición al Partido Revolucionario Institucional (PRI) manifestaron su molestia por la intención del Senado de nombrar al actual titular de la Procuraduría General de la República, Raúl Cervantes, como nuevo Fiscal de la nación.

La postura de los diputados contra el “pase automático” de Cervantes a la que será la Fiscalía General de la República (FGR) fue respaldada por algunos senadores, aunque en la Cámara alta se mantienen las negociaciones, sin que ello implique una parálisis legislativa, pues los senadores eligieron en tiempo y forma su mesa directiva, así como a los miembros de la Junta de Coordinación Política, dos instancias nodales para la toma de decisiones en el Poder Legislativo.

A su vez, diversas organizaciones de la sociedad civil también se expresaron en contra de que Raúl Cervantes sea el primer titular de la Fiscalía General. Los colectivos “Fiscalía que Sirva” y “Vamos por Más” solicitaron al Congreso una reorganización de la FGR, a fin de que la institución cumpla sus funciones con verdadera independencia e imparcialidad.

2. Cámara baja acéfala

La oposición al PRI en la Cámara de Diputados ha bloqueado la elección de la mesa directiva de esa instancia, como medida de presión para que Raúl Cervantes no sea electo Fiscal General. El resultado es una Cámara baja acéfala, y por ende paralizada, pues la mesa directiva es el órgano encargado de dirigir todas las sesiones, de acuerdo con el artículo 17 de la Ley Orgánica del Congreso.

La mesa directiva de la Cámara de Diputados se debe integrar con un presidente, tres vicepresidentes, y un secretario propuesto por cada grupo parlamentario. Estos duran en su encargo un año, iniciando labores el 1 de septiembre, cuando también comienza el nuevo periodo ordinario de sesiones.

3. Crisis constitucional y política

El hecho de que esta Cámara no pueda funcionar, debido a que no ha sido electa su mesa directiva, es ante todo una crisis política, pues todas las normas que regulan las actividades del Congreso tienen como premisa los consensos a los que deben llegar los legisladores.

Además, el diferendo político también da paso a una omisión constitucional, pues los diputados están dejando de cumplir las funciones que les señala el artículo 74 de la Constitución, así como diversos numerales de la Ley Orgánica del Congreso y del Reglamento de la Cámara baja, entre otros ordenamientos.

4. Plazos y condiciones

Los grupos parlamentarios del Partido Acción Nacional (PAN), de la Revolución Democrática (PRD), y Movimiento Ciudadano (MC), insistieron en su oposición al “pase automático” del procurador general a la Fiscalía del país. Esa es la condición para que se resuelva el diferendo que impide la instalación de la mesa directiva de la Cámara Diputados.

El plazo para la elección del órgano colegiado que dirige la actividad legislativa se vence a la media noche de este martes, por lo que de no lograrse un consenso entre los diputados estaríamos ante un escenario inédito para el Poder Legislativo mexicano. Si bien en 1997, cuando el PRI perdió por primera vez su mayoría legislativa, hubo un impasse similar al actual, en ese momento los legisladores lograron ponerse de acuerdo, nombrando presidente de la Cámara al opositor Porfirio Muñoz Ledo, entonces diputado del PRD.

5. Desaires y Resistencia

El lunes el secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong, fue invitado a dialogar con los diputados a fin de que se alcanzar algún acuerdo con respecto al nombramiento del Fiscal General, lo que destrabaría el diferendo en la Cámara baja. Sin embargo, el encargado de la política interna del país declinó la invitación debido a que esta no fue hecha mediante un acuerdo de la Junta de Coordinación Política.

El desaire lastimó a los legisladores de oposición quienes lamentaron la negativa al diálogo de parte de Osorio Chong. “Estamos aquí coincidiendo las fracciones parlamentarias del PAN, PRD y MC, haciendo resistencia, porque son los últimos instrumentos jurídicos que tenemos”, dijo Marko Cortés Mendoza, coordinador del PAN.

Bajo esta perspectiva, no será fácil salir de la crisis sin un acuerdo político, aunque algunos diputados han planteado la posibilidad de acudir al Poder Judicial a fin de que este ordene la instalación de la mesa directiva. Se trataría de una petición que no cuenta con ningún antecedente en los anales de la judicatura federal. Otra opción sería que los diputados detuvieran el reloj legislativo, para impedir que se venza el plazo para la instalación del órgano colegiado en disputa.

Relacionadas

Comentarios