Opinión

Los 6 riesgos que desafían el futuro de México

La correcta administración de riesgos apalanca la estabilidad financiera de las instituciones, que es condición para el desarrollo económico de un país. El Presidente de la Asociación Mexicana de Instituciones de Seguros nos habla de la importancia de una política pública que contemple la administración de riesgos.

08-05-2018, 6:01:07 AM
riesgos mexico bandera

Por Manuel Escobedo / Presidente Asociación Mexicana de Instituciones de Seguros

Las personas, las empresas, las familias y el mismo Estado, nos hemos planteado objetivos. Pero, ¿hemos pensado qué haríamos si algo nos impide lograr nuestras metas? A estos obstáculos los llamamos riesgos.

Para minimizar las consecuencias de un riesgo, podemos recurrir a la administración de riesgos, que no sólo es para las personas y las empresas, también opera para la administración pública.

La propuesta del sector asegurador es que la administración pública de México adopte medidas para que, de forma sistemática, se evalúen eventualidades y adopten medidas de prevención que ayuden a lograr los objetivos nacionales, que se considere qué porcentaje del riesgo se puede y debe retener, cómo se va a transferir el resto, y que se tengan los planes de contingencia y recuperación ante imprevistos.

La AMIS y el sector empresarial consideramos seis prioridades que se deben atender en una primera etapa de administración de riesgos:

1. Robo de vehículos y mercancías

Éste es un tema de preocupación para todos los sectores, ya que el delito permea tanto en la economía familiar como empresarial.

Los autos son revendidos por piezas en mercados negros, son utilizados para cometer otros delitos o para pagar actos delictivos tales como asesinatos y secuestros. Las mercancías robadas son revendidas en el mercado negro, y en su mayoría es materia prima agropecuaria o mercancía no terminada; al final la propia industria compra los materiales robados.

Cámaras como la CONCAMIN, la CANACINTRA, el CNA y AMIS buscamos colaborar con las autoridades para contrarrestar estos ilícitos y establecer los incentivos económicos y fiscales que promuevan la formalidad en la economía.

Leer: Los 15 municipios y delegaciones con más robo de autos en México

2. Aseguramiento de casa habitación contra catástrofes naturales

26.5% de las viviendas cuentan con un seguro, y de éstas el 20% lo tienen porque adquirieron con un crédito hipotecario.La experiencia de los sismos de 2017 nos hizo ver que el aseguramiento de condominios es totalmente ineficiente y debe ser correctamente regulado; también, las medidas que los sectores público y privado, incluida la industria de seguros, debemos tomar para agilizar el pago de las indemnizaciones en caso de catástrofes, tienen grandes áreas de oportunidad y requieren de la colaboración de todos.

3. Pensiones

Quienes tienen un empleo formal, con un ahorro del 6.5% del salario, lograrán una tasa de reemplazo de apenas el 26% de su último salario, lo que quiere decir que las personas carecerán de solvencia económica que les permita tener un retiro digno.

Es importante comentar que, el Consejo Coordinador Empresarial planteó el proyecto “México Mejor Futuro”, el cuál permitirá, entre otras cosas, mejorar la educación, la estabilidad económica del país, impulsar la productividad del campo y contar con empleos bien remunerados; lo que implica la posibilidad de que, en el mediano plazo, más personas de nuestro país cuenten con recursos económicos que les permitan ahorrar para la vejez a través de esquemas voluntarios.

4. Salud

Es necesario que se valide una visión común público-privada sobre la que se sustenten los planes estratégicos y las políticas que el país debe abordar en esta materia La AMIS busca aportar ideas sobre la utilidad del seguro para mejorar los servicios de salud, tanto públicos como privados.

En el país, el 45% del gasto en salud es de bolsillo, por ello necesitamos una visión que genere convergencia en los esfuerzos de los distintos actores tales como: la Secretaría de Salud, la Comisión de Salud del Consejo Coordinador Empresarial y FUNSALUD.

5. Sector agropecuario

Con el fin de estimular la productividad en el campo, el Consejo Nacional Agropecuario (CNA), junto con la Confederación Nacional Ganadera, la AMIS y los Fondos de Aseguramiento trabajamos en un proyecto para que los seguros sean una poderosa herramienta de estabilidad productiva y económica ante los diferentes riesgos.

6. Administración correcta de los riesgos propiedad del Estado y bienes de interés público

En este rubro, es importante dejar claro que no estamos hablando sólo de asegurar los bienes del Estado; sin embargo, esta actividad hoy se aborda más o menos de la misma manera como se compra café, toallas o papel higiénico.

La administración pública realiza más de 490 licitaciones cada año y se invierten alrededor de 5.5 billones de dólares en seguros. Y la responsabilidad de hacerlo recae, en la mayoría de los casos, en funcionarios públicos que, aunque capaces, no son expertos en la materia y mucho menos en las múltiples especialidades de la misma.

Proponemos, entre otras cosas, brindar capacitación y profesionalización a los servidores públicos que sean responsables de esta actividad; crear planes de mitigación, prevención, contingencia y recuperación para todas las dependencias y actividades gubernamentales; y que se definan políticas de centralización o descentralización congruentes con las necesidades del Estado en esta materia.

Bajo todos estos proyectos, los ahorros que el Estado puede generar mediante la aplicación de una política adecuada pueden ser considerables, pero también habrá mejoras significativas en la resiliencia de nuestras instituciones, así como en la calidad en los servicios públicos.

El sector empresarial trabaja para hacer una propuesta concreta a los candidatos de diversos partidos e independientes, que han de someterse al escrutinio del voto popular en poco tiempo. Esta propuesta debe no solo considerar la visión del sector empresarial del futuro que nos gustaría tener y ofrecer a nuestros hijos, sino también contar con herramientas poderosas que se están utilizando en otros países y que pueden ser útiles y necesarias en México.

El marco legal y operativo de la industria de seguros es la plataforma más sólida para dispersar y transferir los riesgos de cualquier persona, empresa, gobierno. La agenda de trabajo del sector asegurador con el Gobierno debe avanzar para convertirnos en su socio estratégico en su proceso hacia el perfeccionamiento e implementación efectiva de una política de administración de riesgos públicos.

*El autor es Presidente Asociación Mexicana de Instituciones de Seguros

También podría interesarte:

Comentarios