Marketing

¿La moda se aleja de las redes sociales?

Las declaraciones de Tom Ford fueron mal interpretadas por los medios, y dejaron a Gucci como enemiga de las comunidades 2.0.

08-04-2011, 10:11:38 AM

 

Durante el mes de febrero apareció en los medios la noticia de que Gucci, la prestigiosa marca de .moda italiana, había desechado las redes sociales como herramienta de marketing, a pesar de los excelentes resultados que estaban entregando a las empresas de todo el mundo, y teniendo como principal argumento la perdida de exclusividad.

La supuesta decisión, impulsada por Tom Ford se expandió por la Web de forma instantánea. Incluso, se comentaba sobre algunas copias de cadenas de ropa, como .Zara, quienes gracias a las publicaciones de blogueros especializados añadieron ciertos modelos en su nueva colección, muy similares a los modelos de Gucci.

Como resultado, se creó toda una especulación sobre el distanciamiento que habían tomado las marcas de lujo en vestuario, con plataformas online como Facebook, Twitter y Flickr. Errores varios dentro de especulaciones que terminaron por tergiversar lo que realmente sucedía.

¿Odio a Facebook?

En primer lugar, Gucci nunca renunció a los beneficios de las redes sociales. Es más, si ingresan a su página de Facebook ( http://www.facebook.com/GUCCI) se podrán percatar de la inmensa cantidad de seguidores que tiene la marca: ¡Más de cuatro millones!, y contando (a propósito, para verificarlo es necesario ser fan).

Además, cuando Tom Ford llamó a no conectarse a redes durante sus desfiles y lanzamientos por mantener la exclusividad de sus diseños, él nunca se refirió a la marca Gucci, sino a su propia línea, “Tom Ford for women”. Al respecto vale aclarar que el gurú del diseño no trabaja allí desde 2004, y un año después decidió continuar con su propia empresa.

Lo anterior no significa que Ford haya desechado por completo a las comunidades virtuales como elemento publicitario, sino que prefería evitarlas, principalmente, durante sus eventos.

Otro punto  a considerar es la evidente “imposibilidad” que en este momento tienen las marcas para. .evadir las redes sociales. Resulta obvio pensar que, al día siguiente del evento, cuando las fotografías aparezcan en los medios de comunicación tradicionales (radio, TV e impresos), la bola de nieve se volverá imparable y en cosa de horas sus modelos estarán dando vuelta por loe perfiles de millones de personas en todo el mundo. El término tradicional de “exclusividad”, tal como lo piensa Ford, ya no existe.

En fin. Gucci sí está presente en las redes sociales, y lo hace con gran éxito. El resto de las marcas siguen su ejemplo y entienden la necesidad de sumergirse en un fenómeno que ya abarcó todas las esferas del mundo comercial, incluso las más exclusivas.

Comentarios