Management

Andrés Conesa: un espíritu de alto vuelo

El empresario ha sabido dejar su huella en la industria aérea del país, convirtiéndose en uno de sus principales impulsores.

10-06-2010, 4:50:22 PM

Presidente y Director General de Aeroméxico, economista con grado de doctor y profesor de universidad, es parte del perfil de Andrés Conesa Labastida quien, además, tiene la suerte de estar casado con la mayor golfista en la historia de México, Lorena Ochoa.

A sus 49 años, el empresario mexicano tiene todo lo que quisiera tener un hombre, gracias a su constante trabajo y esfuerzo por mejorar el sector aéreo del país.

Todos sus logros son producto de un basto recorrido que incluyó varios puestos financieros y políticos, entre los que destacan el de coordinador de Asesores del subsecretario de Hacienda y Crédito Público, director general de Asuntos Hacendarios Internacionales y desde enero de 2000 hasta el 2003 ocupó el cargo de director general de Planeación Hacendaria.

Conesa fue condecorado en dos oportunidades con el Premio Nacional de Economía, principalmente por su exitosa carrera en empresas como Cintra, uno de los principales promotores privados de infraestructuras de transporte en el mundo y controladora de las aerolíneas Mexicana y Aeroméxico, donde realizó una inmejorable labor.

Así, mientras estuvo al frente de la empresa, ésta reportó un crecimiento de 14%, lo que se tradujo en el aumento más grande en cinco años.

A diferencia del resto de las aerolíneas del mundo, la compañía logró obtener una ganancia 362 millones de pesos, que contrasta dramáticamente con la pérdida de 516 millones del mismo periodo en el año anterior.

Su palabra es sinónimo de ley en el sector aéreo de México y para muchos otros empresarios que lo destacan como un ejemplo a seguir.

Publicidad, lealtad y buen servicio
Para el empresario, todas las empresas cuentan con atributos que le pueden entregar ciertas ventajas respecto de otras y que no tienen necesariamente relación con un bajo precio.

Este es el caso de Aeroméxico, donde se ha establecido una cultura dirigida a mantener su presencia como “la” aerolínea del país y remarcar los atributos que le hacen ser la mejor.

Dentro de sus prioridades estratégicas se encuentran el asegurar el crecimiento con rentabilidad, tener un enfoque constante en la productividad, la generación de ingresos y la racionalización de los costos y gastos, mantenerse como una de las aerolíneas más seguras y la más puntual, contar con la mejor gente y superar las expectativas del cliente a través de la calidad en el servicio.

La publicidad es otro de los elementos que considera importante para alcanzar el éxito. Precisamente, es a través de ésta donde se dan a conocer una serie de cualidades que a veces la gente no conoce, que en el caso de Aeroméxico son un mayor número de destinos y frecuencias, salones premier en el mundo y distintas alianzas.

La retención de clientes también resulta relevante. Una de las principales filosofías de Conesa tiene relación con las novedades que se van incorporado en los programas de lealtad.

En el caso de Aeroméxico, están comprometidos con los llamados Socios Club Premier, cuya mantención es muy importante para el liderazgo de la aerolínea.

En este sentido, la clave del éxito que ha tenido Aeroméxico, según el empresario, consiste en su constante reinvención, “de tal manera que cuando nuestros competidores quieran vernos, volteen para arriba”.

.www.altonivel.com.mx

También podría interesarte:

Comentarios