Management

10 realidades acerca de la toma de decisiones y la fuerza de voluntad

Expertos de distintas especialidades aseguran que ambos elementos están sujetos a factores que, en cierto porcentaje, podemos controlar. ¿Cómo hacerlo?

06-10-2011, 11:14:13 PM

Las .decisiones correctas son las que hacen la diferencia entre el éxito y el .fracaso en los negocios. Y si bien la mayor parte de este proceso está sujeta al azar o a nuestra suerte, existen elementos que pueden disminuir las probabilidades de equivocarte. Ello ocurre, por ejemplo, cuando recabamos una cantidad importante de antecedentes que, en suma, nos ayudan a tomar la mejor opción.

La .fuerza de voluntad también está catalogada como una actitud necesaria para alcanzar las metas impuestas. Sin ella, muchos emprendedores se detendrían al primer obstáculo, lo que parece algo ilógico cuando entendemos que cualquiera que sea la empresa iniciada, no estará exenta de obstáculos a superar. ¿Puedes realizar acciones para incrementarla? Indudablemente.

Conocido es el caso de .Steve Jobs. El recientemente fallecido fundador de Apple, debió pasar por varios problemas que, gracias a la fuerza de voluntad y su ingenio, pudo superar.

El empresario lo narró de este modo:  “Hace justo un año que habíamos lanzado nuestra mejor creación -la Macintosh– y me despidieron. ¿Cómo te pueden echar de la empresa que tú has creado? Lo que había sido el centro de toda mi vida se había ido, y fue devastador. Realmente no supe qué hacer durante algunos meses”.

Sin embargo -comentó en 2005 durante una graduación en la Universidad de Stanford-, “aún estaba enamorado. Así que decidí comenzar de nuevo. No lo vi así entonces, pero resultó ser que el que me echaran de Apple fue lo mejor que jamás me pudo haber pasado”.

Lo bueno es que, al igual que las decisiones, la fuerza de voluntad está sujeta a varios factores que, en cierto porcentaje, podemos controlar. Te presentamos a continuación algunos de estos elementos:

Toma de decisiones

  • Toma las decisiones más importantes en la mañana, antes de experimentar “el agotamiento del ego (yo)”. El famoso psicoanalista Sigmund Freud especuló que el ego, depende de las .actividades mentales que implican la transferencia de energía. A través de sus experimentos demostró que hay una reserva finita de energía mental para ejercer el autocontrol. Entonces, a medida que pasa el día, tus reservas de energía se van agotando.

En un estudio realizado por la European Foundation for the Improvement of Living and Working Conditions, Suecia se menciona como uno de los países que tienen los horarios de trabajo más flexibles en el continente: un factor que permite a los empleados lograr un mayor equilibrio entre la actividad laboral y la hogareña.

Los horarios flexibles empezaron a adoptarse en Suecia en los años 60, por presión de los sindicatos; pero los empleadores pronto advirtieron que ese sistema traía ventajas, entre ellas una mayor productividad, menor absentismo y personal más contento.

  • El cerebro necesita glucosa para poder tomar .buenas decisiones. Incluso las personas más sabias no toman buenas decisiones cuando están cansadas o su nivel de glucosa es bajo. Es por eso que los directores no realizan reuniones a las 4 pm. Y si una decisión debe ser tomada al final del día, saben que no lo pueden hacer con el estómago vacío.

Los científicos X.T. Wang y Robert D. Dvorak, de la Universidad Dakota del sur, han demostrado que los niveles de glucosa en la sangre afectan al proceso de toma de decisiones. En sus experimentos preguntaron a un grupo de voluntarios si preferirían recibir ciertas cantidades de dinero al día siguiente o más cantidad en un plazo de tiempo más largo. La mitad respondieron a las preguntas antes y después de ingerir una bebida carbonatada con azúcar, mientras la otra mitad tomaba bebidas sin azúcar (“light”), con aspartamo como edulcorante).

¿Los resultados? Quienes tenían gran cantidad de azúcar en sangre estaban más predispuestos a esperar, mientras que quienes tenían la glucosa baja por la bebida dietética querían recibir su recompensa económica de manera inmediata, aunque eso implicase percibir menos dinero.

  • Las personas inteligentes desarrollan rutinas, y de esa manera .eliminan el estrés y conservar la energía para tomar decisiones importantes. Esta personas utilizan su “autocontrol” no para pasar por crisis, sino para evitarlas.
  • La energía física y mental están interconectadas, por lo que dormir lo suficiente, comer saludablemente y hacer ejercicio, también te ayudan a tomar mejores decisiones. 

Aunque no están directamente conectados con los negocios, los accidentes automovilísticos son una prueba de que el cansancio te hace tomar malas decisiones.

La National Highway Traffic Safety Administration (NHTSA) compila estadísticas de numerosos accidentes de tránsito causados por la fatiga. Sus registros indican que hay más de 55 mil accidentes de tránsito a causa de la fatiga en los Estados Unidos cada año. Y es que la rapidez del vehículo te obliga a tomar decisiones apresuradas, que terminan siendo las incorrectas.

  • Nuestro inconsciente juega un papel clave a la hora de tomar buenas decisiones. Al respecto, el presidente de EU, Barack Obama, declaró respecto de Osama Bin Laden, que debía conversar la decisión con su almohada, lo que se alinea con la recomendaciones que los psicólogos hacen a la hora de tomar decisiones importantes.

Según la revista Harvard Business Review, “debido a que la atención consciente es limitada, se debe contar con la ayuda del subconsciente“. Incluso, si no tienes la opción de retrasar una decisión, participar en otra actividad te llevará a pensar en tu dilema y permitir que tu subconsciente salga a la superficie.

Fuerza de voluntad

  • Usamos las mismas. reservas mentales de energía para luchar contra una tentación, que las utilizadas para tomar decisiones complejas. En otras palabras, todas aquellas cosas que ayudan o afectan nuestra capacidad de tomar decisiones, también afectan a nuestra voluntad.
  • La fuerza de voluntad se alimenta de glucosa. Un estudio reciente indicó que el ejercicio del auto-control hace descender el nivel de glucosa en la sangre. Por ello, los investigadores probaron si sucedía lo mismo al revés, es decir, que si recuperamos la glucosa también restaura la capacidad de auto-control; y resultó efectivo.

Aquellos que tomaron limonada azucarada (que restaura la glucosa rápidamente) se auto-controlaron mejor que los que tomaron bebidas endulzadas artificialmente.

  • El compromiso es una capacidad humana compleja y una de los primeros en declinar cuando la fuerza de voluntad se agota”, asegura The Times.
  • El auto-control se estimula al evocar recuerdos positivos intensos de las cosas que valoramos en la vida: los fallos en el auto-control son debilidades “en el momento”, y te distraen de los objetivos a largo plazo, por lo que los recuerdos te ayudan a mantener presentes los objetivos a largo plazo.
  • Es posible ejercitar la fuerza de voluntad. ¿Cómo? Con pequeños hábitos (como cambiar la postura al sentarse), que te ayudarán a aprender a controlarte y poder adquirir compromisos cada vez más grandes.
Steve Jobs

También podría interesarte:

Comentarios