TLCAN

Y el ganador del quinto round de las negociaciones del TLCAN es…

Canadá, Estados Unidos y México cerraron este martes la quinta ronda de negociaciones por el Tratado de Libre Comercio, y aunque las conversaciones siguen, lo cierto es que llegaron a un punto muerto.

22-11-2017, 9:02:14 AM
tlcan

Canadá, Estados Unidos y México cerraron este martes 21 de noviembre la quinta ronda de renegociación de TLCAN sin resolver diferencias clave, y Washington anticipó que si no se atienden sus principales demandas podría verse comprometido el avance en la modernización del pacto.

Las tres naciones han prometido seguir las conversaciones sobre el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) hasta marzo, pero los desacuerdos sobre las demandas principales de Washington han aumentado la presión sobre los negociadores para que resuelvan las diferencias antes de que comience la campaña presidencial del 2018 en México.

México y Canadá han protestado contra la demanda de Estados Unidos de elevar el umbral mínimo del contenido regional en los vehículos al 85% desde el 62.5% actual.

El Gobierno del presidente Donald Trump además quiere que el 50% del contenido de todos los automóviles fabricados en Norteamérica provenga de su país.

Las dos naciones también se han resistido a otras demandas de Washington, como un plan para eliminar un mecanismo clave de resolución de disputas y propuestas de restricciones a la agricultura de México y Canadá.

El secretario de Economía de México, Ildefonso Guajardo, dijo tras la ronda que el TLCAN sí puede avanzar en fortalecer el contenido regional y que hay que hacer un mayor esfuerzo en una integración de valor. Agregó que su país hará una contrapropuesta del sector automotor cuando tenga claridad de lo que pide Washington y sobre cómo aplicarlo.

Poco después de que los tres países emitieron una breve declaración conjunta que subraya los avances y se comprometieron a seguir trabajando para concluir las negociaciones “tan pronto como sea posible”, el representante de Comercio de Estados Unidos, Robert Lighthizer, ofreció un tono diferente.

“Si bien hemos progresado en algunos de nuestros esfuerzos por modernizar el TLCAN, sigo preocupado por la falta de avances”, dijo en un comunicado.

“Hasta ahora, no hemos visto ninguna evidencia de que Canadá o México estén dispuestos a comprometerse seriamente con disposiciones que conduzcan a un acuerdo reequilibrado. En ausencia de reequilibrio, no lograremos un resultado satisfactorio”, agregó.

Lighthizer y sus contrapartes de México y Canadá no asistieron a la ronda realizada en la capital mexicana, donde el ánimo fue más tranquilo que en la ronda anterior del mes pasado en Washington.

Sin tensión

Los negociadores dijeron que se han logrado avances para acordar los detalles técnicos que forman la base del acuerdo modernizado, en medio del temor a que haya poco tiempo si se quiere cerrar todo en marzo.

Los equipos de negociación se reunirán nuevamente en Washington en diciembre antes de la sexta ronda formal de negociaciones en Montreal, Canadá, del 23 al 28 de enero.

Un funcionario estadounidense dijo que se había acordado una redacción para medidas anticorrupción, telecomunicaciones, acceso a los mercados de productos, sanidad y seguridad alimentaria y barreras técnicas para el comercio.

Trump ha amenazado con retirarse del TLCAN a menos que pueda modificarlo a favor de los Estados Unidos, argumentando que el pacto golpeó la manufactura en su país y provocó un déficit comercial de más de 60,000 millones de dólares con México.

La propuesta de autos de Estados Unidos es un elemento central de la estrategia de Trump para impulsar la fabricación en su país pero enfrenta una fuerte resistencia de la industria automotriz, que teme que haga que los fabricantes de automóviles de América del Norte sean menos competitivos y costosos.

Funcionarios mexicanos y canadienses dijeron antes de la ronda que querían que Estados Unidos explicara cómo podría prosperar el plan de automóviles.

“¿Dónde está el mérito de hacer una contrapropuesta a una demanda que nos lleve hacia atrás?” dijo una fuente canadiense.

México propuso formalmente que el TLCAN, que entró en vigor en 1994 y respalda buena parte del comercio regional, permita una revisión del acuerdo cada cinco años en lugar de rescindirlo automáticamente si no se renegocia, como lo ha exigido Estados Unidos, dijeron tres funcionarios mexicanos.

Y aunque algunos funcionarios mexicanos expresaron al inicio de la ronda que esperaban se cerraran algunos capítulos como el de telecomunicaciones y el comercio electrónico, el principal negociador mexicano, Ken Smith, dijo a periodistas el martes que no sería así y que hay temas álgidos.

“No hay tensión. Hay temas difíciles que no se van a resolver en esta ronda, van a quedar para siguientes reuniones que vamos a tener”, dijo.

En tanto, México anunció el martes un aumento del salario mínimo en un 10.4 por ciento, desde el 1 de diciembre, por lo que pasará a 88.36 pesos (4.71 dólares) por día frente al vigente de 80.04 pesos por día.

El presidente Enrique Peña Nieto había dicho en octubre que veía la renegociación del TLCAN como un espacio para mejorar las condiciones laborales en su país.

Qué pasaría con México si el TLCAN termina: 5 cosas buenas y 10 malas

Relacionadas

Comentarios

También podría interesarte: