A FondoNegocios

Qué gana Banorte al fusionarse con el banco Interacciones

Con la fusión con Interacciones, Banorte se posiciona en varios grupos y se consolida con fuerza para competir con las empresas financieras extranjeras como BBVA Bancomer y Citi Banamex.

26-10-2017, 9:33:14 AM
banorte e interacciones

Banorte se posicionará como el segundo grupo financiero más grande de México con la tentativa fusión que tendrá con el banco Interacciones, con lo que acelerará la competencia con los bancos extranjeros más importantes que operan en el país, además de cuajar un negocio familiar.

Los bancos mexicanos Banorte e Interacciones anunciaron este miércoles su intención de fusionarse, lo cual aún estará sujeto a la aprobación de las autoridades mexicanas y sus asambleas de accionistas.

“La fusión le dará a Banorte un mayor tamaño para competir con estos grandes bancos sin descuidar el nicho que ya tenía, sus usuarios tendrán los mismos servicios, pero los que sí pudieran ver mejoras son los clientes de Interacciones porque podrán tener acceso a los servicios que ofrece Banorte”, comentó el investigador asociado de la Fundación de de Estudios Financieros (Fundef), Jorge Sánchez Tello.

Con la fusión, Banorte pasará del lugar tres al segundo en cuanto a la administración de activos en México, con 1.502 billones de pesos, solo detrás del español BBVA Bancomer con 1.925 billones de pesos, según el último reporte de la Comisión Nacional Bancaria y de Valores, actualizado hasta junio pasado.

La historia de Banorte inició en 1899, en Monterrey, Nuevo León, y fue en 1992, en pleno proceso de privatización de la banca mexicana, cuando empezó a tomar fuerza, luego de que Roberto González Barrera, fundador de Maseca, lo adquirió junto con un grupo de inversionistas.

En las últimas décadas ha acelerado su crecimiento mediante casi una decena de adquisiciones de firmas financieras como Ixe que compró en 2010 por 1,300 millones de dólares; Afore Bancomer que adquirió por 1,600 millones de dólares, cuya adquisición realizó de la mano de Afore XXI, de la que posee el 50%.

Entre otras destacan Generali, Bancrecer, Banpaís, Inter National Bank, por mencionar algunas.

Carlos Hank Gonzalez, presidente de Banorte, es nieto de Roberto González Barrera, e hijo de Carlos Hank Rhon, actual presidente de Interacciones.

Interacciones desde hace 24 años se especializa en el financiamiento de los tres órdenes de gobierno, así como a otorgar créditos para pequeñas y medianas empresas, proveedoras del sector público y productos para financiar infraestructura para los gobierno estatales, como créditos para obra pública o asociaciones público privadas.

“El dueño es el mismo (…) Lo que hace es que ahora fusionará todo y Banorte se consolidará como un grupo nacional para competir con los extranjeros. También consolida un negocio familiar”, agregó Sánchez Tello.

De esta manera, Banorte ofrecerá más servicios y competirá de una manera más agresiva con los extranjeros.

El camino por delante

Con esta fusión, Banorte también prevé conformar el mayor grupo de financiamiento a la infraestructura. “México es la economía 12 en el mundo pero ocupa el lugar 57 en infraestructura, lo que presenta grandes oportunidades de desarrollo”, dijo el banco en un comunicado.

Además, tendrá la segunda mayor cartera de crédito con 698,000 millones de pesos con lo que tendrá 15.6% de la cuota de mercado, por debajo de la cartera de BBVA Bancomer de 1.045 millones de pesos (23.4% de mercado) y seguido por Citibanamex con 603,000 millones (13.52% del mercado).

Otra de sus áreas de oportunidad es el negocio del crédito al gobierno en el que Interacciones es uno de los líderes, pero que con la Ley de Disciplina para las Entidades Federativas y los Municipios implica una mayor competencia.

Lo anterior porque los diferentes órdenes de gobierno, como el estatal o municipal, ya no pueden acudir a su banco favorito, debido a que están obligados a contratar la deuda con la institución que les ofrezca las mejores condiciones de mercado como la tasa de interés y comisiones más bajas, lo que genera una mayor competencia

Hasta el primer trimestre de este año, Interacciones tenía activos por 232,440 millones de pesos, lo que lo ubicaba en la octava posición de los grupos financieros; una cartera de crédito de 106,600 millones y 65,230 millones de pesos de crédito otorgado al gobierno, con lo que tenía la segunda posición en este segmento de financiamiento.

De aprobarse la fusión, los accionistas de Interacciones recibirían una combinación de un pago en efectivo por 13,700 millones de pesos y 109.73 millones de acciones de Banorte, que para concretar la operación emitirá acciones adicionales por alrededor de 4% al monto de acciones actualmente en circulación.

Al cierre de la jornada de la Bolsa Mexicana de Valores del miércoles, las acciones de Banorte se hundieron 9.29% a 106.28 pesos, con lo que su valor de capitalización o valor bursátil se ubicó en 300,645 millones de pesos, mientras que los títulos de Interacciones subieron 0.64% a 104.96 pesos, con un valor bursátil de 28,316 millones de pesos.

Relacionadas

Comentarios