Buscador
Ver revista digital
Finanzas

Mientras el peso cae, las reservas internacionales de Banxico aumentan

23-04-2020, 6:10:28 AM Por:
Dólares
© Depositphotos

La acumulación de reservas internacionales del banco central se veían muy afectadas en periodos de volatilidad y/o crisis financiera, pero no ha pasado así, y la Fed de EU es la causa.

En medio de la que ya se considera a mayor crisis financiera y económica que ha vivido el mundo en los últimos 90 años y que, desde luego, impacta en México, el banco central del país registra una importante acumulación de reservas. Se trata de una situación inédita, una más de las muchas cosas que nunca habíamos observado en otras épocas. Normalmente, la acumulación de reservas internacionales del banco central se veían muy afectadas en periodos de volatilidad y/o crisis financiera.

Así, de acuerdo con las cifras de la institución monetaria, las reservas internacionales en el año registran una acumulación de 5 mil 193.3 millones de dólares, al cierre de la semana finalizada el pasado 17 de abril. En el primer trimestre del año, la acumulación de reservas fue de 4 mil 759 millones de dólares. Esta acumulación de reservas ha pasado casi de noche por la velocidad y dimensión de los sucesos nacionales e internacionales que impactan un día sí y otro también.

Sin embargo, no deja de ser relevante y de llamar la atención en el contexto de una depreciación acumulada de 28.58 por ciento del peso mexicano, que lo ubica como la divisa más golpeada del mundo en este año, lo que obligó a que el Banxico interviniera en los mercados cambiarios nacionales con inyecciones de recursos, que tradicionalmente salían de las reservas internacionales, esto último también se ha modificado en las semanas recientes.

Lee: Banxico baja tasas de interés a 6% y alista ‘arsenal’ de créditos

Banxico
Reuters Banxico

¿Por qué Banxico acumula reservas en un contexto financiero tan adverso? Estas son algunas de las causas:

1) De acuerdo con el propio reporte del Banco de México, la fuerte depreciación del peso mexicano ha provocado que los activos del propio instituto central (denominados en dólares), se han revaluado en pesos y esto ha incrementado el saldo de las mismas reservas, que en esencia no son otra cosa sino los propios activos del banco central. Dicho de otro modo, hoy al banco central del país le pagarían muchos más pesos si decidiera vender esos recursos ya que al cierre de diciembre los vendería en 18.92 pesos y hoy lo haría en 24.32 pesos por dólar. Esta valuación es desde luego variable, como lo es la cotización del peso, pero hoy por hoy la caída del peso es, paradójicamente, un efecto positivo monetario para el banco central, que desde luego nada tiene que ver con la tarea de Banxico, que es procurar el poder adquisitivo de la moneda mexicana.

2) No olvidemos que también Banxico es el organismo encargado por ley de recibir los recursos en dólares que adquieran por sus operaciones otras instancias federales como las empresas productivas del estado, como Pemex.

Por mal que la esté yendo a Pemex, mantiene ingresos por ventas de petróleo al extranjero. Tan sólo en el reporte del 31 de marzo pasado Banxico incluyó una venta de 450 millones de dólares por parte de Pemex y un incremento de 884 millones por concepto de valuación de sus activos internacionales, lo que generó un incremento de mil 334 millones en el corte de la semana que terminaba ese mismo día.

Pemex
Reuters Pemex

Estos son algunos factores que explicarían con suficiencia el aumento de las reservas internacionales del Banxico, de no ser por la fuerte depreciación del peso y la participación del banco central del país en los mercados cambiarios para disminuir la volatilidad de la moneda.

Lo paradójico es que la participación de Banxico en los mercados, debería determinar una caída en sus reservas y no un incremento como es el caso, pero sucedió algo que nunca habíamos observado.

El 12 de marzo el Banco de México ofreció en los mercados 2 mil millones de dólares para defender al peso, que amenazaba con enfilarse a los 25 por dólar o más allá si no se hacía nada. Estos recursos salieron claramente de los recursos propios del banco central mexicanos, que se subsanaron con la valuación señalada de los propios activos.

Lee: Banxico desoye a AMLO y lanza subasta de dólares

Pero, apenas el 1 de abril se inyectaron otros 5 mil millones de dólares, monto suficiente para que las reservas del banco central del país disminuyeran en su saldo neto, lo que no fue así. La causa es una, esta inyección de 5 mil millones de dólares fue muy distinta a todas, estos recursos provinieron de la activación del mecanismo de “swap” por hasta 60,000 millones de dólares que acordaron el Banxico y la Fed con el objetivo de proveer de liquidez al mercado interbancario mexicano. Es decir, esos fondos provinieron directamente de la Fed, por primera vez este organismo intervino directamente en los mercados nacionales, y de paso en los internacionales, para estabilizar el tipo de cambio entre el peso y el dólar.

Por eso, los 5 mil millones no se han descontado del balance de Banxico; este mecanismo de swap tiene todavía a disposición 55 mil millones de dólares, todo un arsenal por si se desata un periodo de fuerte especulación contra el peso.

FED
Reuters

Lee: Banxico y la Fed de EU activan mecanismo para ‘defender’ al peso

Los recursos serán repuestos por Banxico en algún momento, esa será otra historia, por el momento, es probable que sigamos viendo un desempeño inédito en las reservas del banco central mexicano a pesar de los ventarrones que agitan al peso y que probablemente se mantendrán por un tiempo.

Banxico depreciación del peso dólar líneas de crédito swap reserva federal de estados unidos reservas internacionales subastas de dolares
Suscríbete al Newsletter

Mantente actualizado con la mejor selección de noticias

Mag21
Comentarios