Buscador
Ver revista digital
Finanzas

La pandemia acelera otra crisis: Deuda global sube a 277 billones de dólares

19-11-2020, 6:10:00 AM Por:
Dólar
© Adobe Stock

En 2020 la deuda del mundo se disparó como nunca, pasó de un 320 por ciento del PIB mundial hasta un 365 por ciento.

Entre los analistas “pesimistas”, hay una cada vez mayor expectativa de que el mundo no tardará mucho en iniciar una nueva crisis financiera tan pronto supere la que enfrenta en estos momentos derivada de la pandemia. Además, no sólo exponen su pesimismo mediante frases sino además ponen sobre la mesa el que podría ser el detonador de la siguiente gran crisis: La enorme deuda total en el mundo.

Al decir deuda total no se refieren sólo a un rubro: esta deuda total se compone de la suma del débito de los gobiernos, del total de lo que deben las empresas (financieras o no), más la deuda de los hogares; todo esto significa una masa monetaria sin precedentes en la historia de la humanidad.

El mundo puede enfilarse desde ahora a una nueva gran crisis incluso mayor a la que hoy padecemos porque los analistas “pesimistas” señalan que las recetas actuales no funcionan en dicho escenario, considerando que justo estas recetas tienen como principal ingrediente el endeudamiento.

Este es el “tsunami de deuda”, según el IIF

De acuerdo con Instituto Internacional de Finanzas (IIF, por sus siglas en inglés), en un reporte publicado el miércoles llamado Global Debt Monitor: Attack of the Debt Tsunami, la deuda del mundo está a prácticamente nada de llegar a un nuevo récord de 277 billones de dólares (Trillones en inglés), aproximadamente 233 billones de euros, y lo que a su vez equivale a 365 por ciento del PIB mundial.

Sin duda alguna, el gran legado del coronavirus más la pandemia que le precedió y la inminente crisis financiera a la que hoy se enfrenta el planeta, será el aumento de la deuda en todo el mundo; el gasto en el mundo se disparó y los ingresos se desplomaron, era inevitable el aumento del llamado “débito”.

En 2020 la deuda del mundo se disparó como nunca, pasó de un 320 por ciento del PIB al ya señalado 365 por ciento; el primer semestre del año será recordado como el periodo más corto de la historia financiera del mundo en el que más deuda se adquirió, para el IIF no hay duda de que las economías del planeta enfrentan ya un “tsunami de deuda”, y podría haber graves consecuencias.

El problema, que hoy aparentemente no es problema

Si bien la advertencia y preocupación no es nueva en lo relativo al enorme endeudamiento que adquirió el planeta a consecuencia del Covid-19, el IIF expone algunos datos que muestra en su crudeza el problema que hoy no está considerado como problema, en medio de la emergencia económica, pero que podría ser el detonante de la siguiente gran crisis.

Por ejemplo, en los países desarrollados el nivel de deuda es ya inédito, algo que nadie se imaginaba apenas unos años antes; según las cifras del IIF durante el tercer trimestre del 2020 la deuda total en las naciones industrializadas alcanzó el equivalente a 432 por ciento del PIB, dicha tasa supera nada más y nada menos que en 50 puntos porcentuales a la que se registró en diciembre de 2019, es una muestra contundente de cómo estos países acudieron a la deuda para evadir lo que parecía una Gran Depresión, lo lograron pero en realidad no sabemos cuál será el costo.

Entre dichas naciones, Estados Unidos destaca como el país más endeudado del planeta con un total de 80 billones de dólares, por sí mismo supera a toda la eurozona que tiene una deuda total de 53 billones de dólares y también a la de otras naciones desarrolladas que en conjunto tienen deuda total por 65 billones.

¿A qué equivale la deuda mundial?

En nuestros días hablar de millones, billones y trillones puede sonar incluso superficial, hemos perdido en gran medida la dimensión de lo que representan estas palabras.

Por eso, es necesario acudir a algunos ejercicios comparativos para saber de lo que hablamos cuando nos referimos a la enorme deuda total en el mundo, que para muchos será el detonante de la siguiente gran crisis.

Así, los 277 billones de dólares que tiene como deuda total la economía del mundo, son equivalentes por ejemplo a 13 veces el valor de Estados Unidos, la mayor economía del mundo, que al cierre de 2019 se ubicó alrededor de 21 billones de dólares.

También equivale a poco más de 20 veces el PIB de la eurozona, 53 veces el PIB de Japón y representa poco más de 20 veces el PIB de la segunda mayor economía del planeta, es decir China.

Para que lo veamos más cercano y tomemos conciencia de la enorme cifra que el mundo tiene por gestionar de alguna manera en los próximos años para evitar una crisis, esta deuda total es equivalente a 229 veces el valor del PIB mexicano, que también a precios de 2019 se colocó en un total de 1.21 billones de dólares.

Deuda total del mundo, agarrada con alfileres

En México decimos que cuando algo es altamente sensible a casi cualquier cosa, está “agarrado de alfileres“, con lo que damos a entender que puede colapsar en cualquier momento.

Esto es más o menos lo que sucede con la deuda total del mundo, parece estar en la misma situación. Mientras la inflación se mantenga controlada y las tasas de interés también se ubiquen muy cerca de los niveles actuales, es decir prácticamente pegadas al cero absoluto, la deuda está bajo control. ¿Qué pasaría si esto se modifica?, se pregunta el IIF, el mismo organismo se responde y señala que si las condiciones cambian, la sostenibilidad de la deuda en el mundo podría ser un problema de dimensiones hasta ahora inimaginables.

deuda global endeudamiento inflación instituto de finanzas internacionales tasas de interés
Suscríbete al Newsletter

Mantente actualizado con la mejor selección de noticias

Comentarios