Buscador
Ver revista digital
Finanzas

Bancos centrales preparan ‘cañonazos de dinero’ contra coronavirus

05-03-2020, 4:49:46 PM Por:
Divisas internacionales
© Depositphotos

La estrategia consiste en una ola de recortes en las tasas de interés en todo el mundo para mitigar los efectos económicos del coronavirus pero, ¿y si esto no es suficiente?

La estrategia ya está en marcha e inició mucho antes de lo previsto, ya que los analistas aseguraban la semana pasada que posiblemente los encargados de diseñar la ofensiva económica contra el coronavirus esperarían al cierre del primer trimestre del año, para hacer balances y empezar el ataque frontal.

Sin embargo, el acelerado crecimiento del contagio en Italia y la propagación del virus por otras naciones del orbe, así como los efectos que ya tiene sobre la economía real, hizo insostenible la situación, eso explica la sorpresiva reacción de la Fed del lunes pasado al recortar su tasa de referencia a un rango de entre 1.0 y 1.25 por ciento.

El frente de batalla

El frente de batalla contra el coronavirus está conformado por una ola de recortes en las tasas de interés en todo el mundo, incluso aquellas naciones que tengan que reducir este indicador al cero absoluto o incursionar en terreno negativo (tasas reales y nominales negativas), lo harán sin la menor duda.

El mercado lo exige y nadie es más grande. Así, es ya prácticamente un consenso en los mercados que el próximo 17 y 18 de marzo cuando se reúna el Comité Federal de Mercados Abiertos de la Fed, se decrete un nuevo recorte que podría ser de 25 puntos base.

De hecho, algunos analistas se aventuran a señalar que la situación actual ha generado potencial para un recorte de hasta 50 puntos básicos por parte de la Fed, aunque son mayoría quienes esperan recorte de 25 puntos básicos el 18 de marzo y uno más por la misma cantidad el 29 de abril. De consolidarse las expectativas, llegaremos al final del primer semestre del año con una tasa de referencia de la Fed inferior al 1 por ciento, algo no visto desde el primer trimestre de 2017.

Lee: Si Banxico recorta más las tasas, ¿bajarán los créditos al consumo?

Este miércoles el Banco de Canadá siguió la ruta marcada por la Fed al anunciar una rebaja de 50 puntos básicos de los tipos de interés, para dejarlos en 1,25 por ciento. Este recorte es el primero desde 2015, cuando el banco central acabó con un ciclo de descensos para contrarrestar el desplome del precio del petróleo, uno de los principales productos de exportación de Canadá. A fines de mes, en la reunión del 26 de marzo, se da como un hecho que el Banco de México recorte en cuando menos 25 puntos base la tasa de referencia que hoy se ubica en 7 por ciento, aunque otras apuestas se inclinan por una reducción de 50 puntos base.

yuan dolar

En el resto del mundo hay margen para que las tasas bajen más, incluso en la Unión Europea en donde ya se habla de una tasa negativa por primera vez en la historia, debido a que en estos momentos reina el cero absoluto en la tasa de referencia del Banco Central Europeo.

Australia por ejemplo tiene poco margen, pero se espera que reaccione el banco central de ese país, su tasa actual se ubica en 0.50 por ciento; en Inglaterra la tasa de referencia está en 0.75 por ciento, también con poco margen, mientras que en China la tasa del banco central se ubica en 4.05 por ciento.

La otra parte de la ecuación diseñada para contrarrestar los efectos que ha tenido el coronavirus en la economía del planeta es la disposición e inyección de miles de millones de dólares en los circuitos financieros del planeta. Tenemos cifras que lo confirman.

De acuerdo con reportes de Bloomberg, este miércoles la Fed agregó 100 mil millones de dólares en los mercados financieros a través de una operación de recompra de deuda, transacción que se conoce en el argot financiero como Repo. Los bancos demandaron 111 mil 480 millones de dólares al banco central, arriba del límite, lo que habla de la urgencia de liquidez que existe en el mercado.

Lee: La Fed recorta las tasas de interés de emergencia ante coronavirus

La relevancia de la información anterior no solamente consiste en el enorme monto inyectado al mercado, sino en el hecho de que para los expertos y analistas es altamente probable que con este tipo de operaciones la Fed esté allanando el camino para el regreso de la compra de activos financieros a cambio de inyección de liquidez, lo que se conoció en su momento como Quantitative Easing (QE), compra de activos con cargo al balance del banco central. En otras palabras, una intervención directa de la Fed para estimular la estabilidad en los mercados dado el bajo margen de maniobra que tiene con el movimiento de la tasa de interés.

La Fed no es la única institución monetaria que ha empezado a actuar, reportes provenientes de Europa señalan que ya está en marcha un mecanismo similar por parte del Banco Central Europeo. Incluso, el propio Fondo Monetario Internacional (FMI) anunció este miércoles que activó una línea de recursos por hasta 50 mil millones de dólares para combatir los efectos económicos del coronavirus.

El FMI dijo que ese monto se dará a través de facilidades de financiamiento de emergencia de rápido desembolso, y se destinará principalmente a países de bajos ingresos que soliciten el apoyo. La Directora Gerente del organismo, Kristalina Georgieva, detalló que, de los 50 mil millones de dólares, 10 mil millones están disponibles a cero interés para los miembros más pobres, a través de la línea de crédito rápido.

Dólar
Depositphotos

¿Y si todo lo anterior falla? Recortes a impuestos

Estados Unidos se ha convertido ya, por razones obvias, en el “general” del “Ejército monetario” que dará la batalla contra los efectos del coronavirus los meses siguientes; al ser el referente, los mercados siguen de cerca cualquier otra acción o mecanismo que pudiera desarrollar en este contexto.

Algunos analistas, en su tarea de escudriñar y tratar de adelantarse a lo que pudiera hacer el país más poderoso del mundo, empiezan a mencionar que, de fracasar en esta batalla encabezada por la política monetaria, entraría en acción el segundo frente de batalla por medio de la política fiscal. Al respecto, mencionan que una medida drástica, pero nada descartable sería, el recorte de impuestos por parte del Congreso, es decir, un estímulo fiscal directo a la economía. Por ejemplo, un recorte de impuestos sobre la nómina, sobre activos, sobre inversiones, o sobre todo eso y mucho más. La batalla contra el coronavirus y sus efectos en la economía apenas inicia.

¿Por qué debe importarnos?

Absolutamente todos estamos en el mismo barco. La crisis por el coronavirus es real, ha impactado ya a las economías de todo el planeta y lo que suceda nos afectará a todos en mayor o menor medida; ¿un ejemplo de cómo le pega esto al mexicano común? Las minusvalías de más de 26 mil millones de pesos que resintieron los ahorros de millones de trabajadores del país durante febrero. La inmensa mayoría de ellos sin deberla ni temerla, resultaron afectados por un fenómeno que inició a miles de kilómetros de nuestro país. Nada ni nadie puede ya escapar a la globalización

Te puede interesar: El coronavirus ya le pegó a las Afores

Banco de México Coronavirus costo del dinero FED politica monetaria tasas de interes de la fed
Suscríbete al Newsletter

Mantente actualizado con la mejor selección de noticias

Mag21
Comentarios