Estilo de Vida

Restaurante Philippe, lo mejor de China en México

Descubre este sensacional espacio que se distingue por su elegancia y buen servicio y que atrae a lo más selecto de la sociedad mexicana.

05-04-2010, 5:00:00 PM

Inspirado en la nueva cocina de Beijing y deseoso de nuevos desafíos, el prestigioso chef Philippe Chow decidió abrir en el Distrito Federal, específicamente en Reforma 2620 esquina con Edificio Reforma Plus, en la Colonia Lomas Altas, el restaurante que lleva su nombre y cuya propuesta se distingue por ofrecer en pleno corazón de la capital lo mejor de la gastronomía china.


Se trata de una aventura, que no contó con el beneplácito de Michael Chow, su jefe durante los 25 años de trabajo en Nueva York, pero que sobresale por su elegancia y autoridad, para dar vida a un restaurante que se ha convertido en un espacio de poder, al cual no pueden dejar de asistir las celebridades mexicanas.  


Una vez en su interior, lo que más llama la atención es la excelente iluminación y la privacidad que ofrece, ideal para disfrutar de una íntima conversación en un ambiente de paz y relajación, que se acompaña de manera perfecta con un servicio de primer nivel, dispuesto para entregar la mayor comodidad posible a los comensales.


Todo este clima invita a comer en calma y entregarse sin reparos a las bondades de las exquisiteces propias de Philippe. Como buen restaurante chino, su oferta es amplia y variada, aunque nosotros te recomendamos para la entrada los lobster rolls, los dumplings jade, acompañados de camarón y castañas con agua y los noodles hechos a mano que llevan por nombre Mr Yom Noodles especialidad de la casa, preparada con salsa de cerdo o ternera y que sobresale por su amplia gama de sabores.


A la hora del plato fuerte también existen excelente opciones, entre ellas el Drunken sea bass muy bien acompañado de una elegante salsa de vino blanco y el Red king crab, con salsa de ajo como complemento perfecto. Si optas por algo más clásico pero no por eso menos glamoroso, puedes optar por el famoso pato Pekín, una de las bondades culinarias de China.


Para maridar todas estas delicias, el restaurante cuenta con una acotada, pero fina selección de mostos, entre los que se distingue sin contrapesos el Chateau Paveil de Luz Cru Bourgeois Margaux cuyo precio es de $ 1.100. La carta también incluye vinos de Sudamérica, entre ellos Chile, país reconocido en el mundo por la calidad con que elabora este producto.


Otra de las cosas que se agradecen en el Philippe es la alta preocupación que el propio chef demuestra respecto a la correcta combinación y mezcla de sabores a manera tal de elevar al máximo la experiencia de los visitantes.


Sin duda un lugar para disfrutar y que de seguro satisfacerá tus siempre altas expectativas. 

Comentarios