Estilo de Vida

Miwa Yanagi, la japonesa que valora el pasado

Yanagi sabe utilizar el tiempo como nexo de unión entre generaciones de mujeres, logrando fotografías bellas, enternecedoras y de gran calidad.

24-06-2009, 5:00:00 PM

Miwa Yanagi es, en la actualidad, una de las más importantes fotógrafas y videoartistas de Japón. Su trabajo, que expone desde 1993, es celebrado a nivel internacional.

El éxito de sus fotografías digitales radica en la temática de las obras; pareciera que las imágenes hablan por el corazón y la mente de Yanagi.

Ojos de la experiencia
Las fotografías más conocidas de la artista nipona son las series que ha realizado acerca de la tercera edad, captando la esencia de la belleza en las mujeres mayores. Una idea alejada en la sociedad actual que admirara cánones juveniles.

Ha trabajado en varias series, muy distintas entre si.

Destaca su trabajo “My Granmother” de 2002, una colección funcional en la que entrevistó a mujeres de entre 14 y 25 años a las que preguntó cómo se imaginaban a sí mismas en el año 2051.

Luego, a partir de sus testimonios, envejeció el rostro de sus modelos y mezcló el resultado a través de un laborioso y complicado proceso digital e informático que desembocó en un personal imaginario hecho de sueños y quimeras.

Así transformó a las nietas en abuelas, que optaron por situarse en los escenarios más bizarros e impensados y sólo disfrutar de la vida: piloteando aviones y/o conduciendo motocicletas de última generación.

El objetivo de la artista era poner a las jóvenes en el escenario de los adultos mayores, hacerlas sentir en la piel de sus abuelas para que aprendieran a comunicarse con ellas de mejor forma.

También ha cultivado su sello personal en performances y vídeos de cortometrajes, no obstante la fotografía es su principal herramienta de expresión.

En la serie de instantáneas “Elevator girls” (1995 – 1999) expresó su punto de vista acerca de la identidad femenina, el sistema capitalista de consumo y el universo laboral en el que se inscribe la mujer japonesa de la época contemporánea.

Mientras que con “Fairy Tale” (2009) reinterpretó los clásicos cuentos hada, agregando un toque más oscuro y siniestro. Acá ofreció su particular visión oriental de las fábulas escritas por narradores occidentales.

El resultado fue una colección original y oscura, que explotó un lado casi virgen del imaginario colectivo infantil. Un halo de misterio que cautivó, como todos los trabajos de Miwa Yanagi.

Para conocer más de esta fotógrafa visita www.yanagimiwa.net


 


 

También podría interesarte:

Comentarios