Estilo de Vida

Los mejores modales en una comida de negocios

Lee esta serie de tips para llevar a cabo en una comida de negocios. Pequeños detalles pueden hacer grandes diferencias.

18-08-2009, 5:00:00 PM

Hoy en día, sin conocimientos profundos de protocolo no se puede garantizar el éxito personal ni mucho menos profesional, y tampoco se puede hablar de una empresa moderna si no incluye en su imagen interna y externa las exigencias y normas del mismo.

Presta atención a estos tips de modales en comida de negocios. Si bien muchos ya debes manejarlos, nunca está de más repasar ciertos detalles que pueden hacer grandes diferencias.

En primer lugar, la mesa no es sólo un lugar para disfrutar de una exquisita gastronomía, sino, muy especialmente, un punto de encuentro social, familiar y de negocios, donde la conversación juega un papel primordial. Debes respetar reglas básicas como:

1. Siempre permite a tu socio elegir el lugar de reunión y cortésmente decirle que acomode un lugar cerca de su lugar de trabajo. Los modales friendly y distinguidos comienzan desde la invitación.

2. Si tú elegiste el lugar y el local exige reglas de etiquetas en el vestir, debes comunicárselo a tu cliente. No comunicárselo puede obstaculizar la negociación al sentirse incómodo. Nadie cierra un negocio en condiciones incómodas.

3. Si notas que llegarás tarde, llama inmediatamente. Pregúntale si puede esperarte; de lo contrario, invítalo a reagendar la cita. De esta manera quedarás mejor que si hubieras llegado tarde y le hagas sentir que su tiempo no es valioso para ti.

4. El teléfono celular nunca se coloca sobre la mesa, por dos razones: Una porque la mesa está hecha para comer y no para usarse como escritorio, y dos, debido a que dejar el celular encima es señal de que tienes otros asuntos más importantes que tratar. Si esperas una llamada con urgencia, coméntaselo, al contestar sé breve, después apágalo y guárdalo en la bolsa del pantalón. Te verás más profesional.

5. Aunque tú no bebas, debes tener la cortesía de ofrecer a tu cliente algún aperitivo. Es mejor pecar de atento en estos casos, no olvides que se trata de agradar a tu cliente.

6. Al sugerir un vino, eres tú quien debe cerciorarse que se encuentra en buen estado, asegurándote que le ofreces un buen vino y en excelentes condiciones. De esta manera demuestras a tu cliente que cuidas cada detalle, además de que denota cultura de tu parte.

7. Evita participar en la conversación sin monopolizarla.

8- No debes notarte eufórico si logras el acuerdo, o enojado si no lo consigues; nunca debes mostrar emociones radicales.


 

También podría interesarte:

Comentarios