Estilo de Vida

Geiger Ford Shelby GT 500, poderoso e intimidante

Los alemanes de Geiger se encargaron de equipar con una impresionante tecnología a este mítico modelo, convirtiéndolo en una máquina brutal. Conócela.

29-04-2010, 5:00:00 PM

El mítico Ford Shelby GT 500 es uno de los mejores exponentes del poder en la industria automotriz estadounidense. Sin embargo, no conformes con toda la potencia que es capaz de desarrollar este increíble modelo, los alemanes de Geiger Cars le han metido mano al coche, dando vida al Geiger Ford Shleby GT 500, un intimidante superauto.


Para conseguir un rendimiento superior está equipado con un motor V8 más grande, reconfigurado con un nuevo supercargador y avanzados cilindros que entregan una potencia de 810 caballos de fuerza.


Su espléndida mecánica está acompañada a la perfección por una caja de cambios manual de seis velocidades con tracción en las ruedas posteriores, para así alcanzar los 354 km/h.


Su paso por pista y calles es muy suave gracias a las modificaciones en su amortiguación y barras de torsión, más fuertes que en el diseño original, acompañadas de frenos de disco ventilados con seis pistones, todo para conseguir mayor poder y frenar sin problemas a esta fiera.    


El avanzado y complejo sistema de embrague de fibra de carbono se encarga de acoplar la potencia desde el cigüeñal hasta la caja, mejorando el rendimiento general del modelo.


Exteriormente también presenta modificaciones, como las nuevas llantas de 20 pulgadas, envueltas en neumáticos de medidas 285/30 Zr20 en el eje trasero, pintadas de color oscuro, que contrastan perfectamente con la carrocería azul cielo y las bandas blancas.


En el habitáculo incorpora nuevos tapizados para asientos y molduras, además de retoques en el volante y los pedales. Pero eso no es todo. Para prestaciones más complejas la quinta y la sexta marcha son más cortas, lo que permite una aceleración brutal a cualquier velocidad.


Por último, respeta todas las normativas de emisiones gracias a su escape catalizador deportivo, que además agrega un espectacular sonido. Fusión americana y alemana para llevar a la calle a este verdadero monstruo.

Comentarios