revista
Suscripciones Media Kit

Síguenos

Estilo de Vida

Amalia Hernández y la historia del Ballet Folklórico de México

Desde hace 19 años, Salvador Hernández, el nieto de Amalia Hernández está al frente del Ballet Folklórico de México, una compañía de danza de 600 personas

24-05-2019, 7:19:20 AM
Salvador López y el Ballet Folklórico de México
Salvador López y el Ballet Folklórico de México Salvador López y el Ballet Folklórico de México

Salvador López es uno de los tres nietos de Amalia Hernández, la fundadora del Ballet Folklórico de México (BFM). Desde hace 19 años, Salvador dirige esta compañía de danza que surgió en1952 y que al día de hoy está integrada por 600 empleados. Él tiene una formación administrativa, financiera y también mercadológica.

En 1984, Salvador ya tenía una participación en el ballet como charro floreador y en 1985 su abuela Amalia lo invita a organizar una gira a China porque tenían un problema de contactos y de elaboración de contratos con una china que era muy hermética y, además, estaba justo la apertura cultural del régimen. Entonces era complicado resolver esto en un mes.

Sin embargo, Salvador López viajó a China anticipadamente y empezó a hacer todas las gestiones. Lo cual le pareció muy interesante porque no solamente era hacer una representación de México en China, sino llevar un gran conjunto de personas a ese país. Este fue el inicio de su carrera como promotor de giras del Ballet Folklórico de México en todo el mundo y así comenzó a conocer todo el funcionamiento de la compañía.

Amalia Hernández era la administradora, promotora y artista del ballet. “Mi abuela encontró en mí un apoyo para resolver temas que eran complejos y vitales, con el fin de estar moviendo la empresa. Por eso me pidió que me quedara en la compañía para ayudarle en la administración y promoción. No solo me involucré, sino que empecé a ir de la mano con ella y, de manera subsecuente, tuve mayores responsabilidades en la institución”, dice Salvador López, director del Ballet Folklórico de México (BFM) en entrevista para Alto Nivel.  

Ballet Folklórico de México
Ballet Folklórico de México Salvador López y el Ballet Folklórico de México

A finales de 1999, Amalia Hernández enferma y le pide a su nieto Salvador López que tome las riendas del BFM en el año 2000. “Han sido altas y bajas porque siempre hay problemas. Es una institución atestada de artistas, sensibilidades y de muchos elementos que son atípicos en una empresa normal, pero hay que conciliar y negociar de una manera distinta”, señala.

El ballet está basado en principios de trabajo, disciplina, talento y respeto, dice el directivo y añade: “Mi abuela, además de entender a la compañía, era muy disciplinada y el trabajo que hacía lo tenía por escrito; es decir, la preparación y la formación de los bailarines”.

Salvador fue implementando sus propias ideas en el ballet. Empezó a sacar una radiografía de la compañía para que no permaneciera en el pasado con su acervo histórico, sino trasladarla a la actualidad y enriquecer el proyecto de Amalia Hernández añadiendo elementos para que se viera al Ballet Folklórico de México como una institución moderna.

Lee: Elisa Carrillo, la bailarina mexicana que conquisto Alemania

Ballet Folklórico de México
Ballet Folklórico de México

Retos inmensos

El nieto de Amalia Hernández como director general del Ballet Folklórico de México ha tomado riesgos al trabajar con sinfónicas o compañías de danza clásica, como la Orquesta Sinfónica Nacional.

“Hemos hecho proyectos de gran tamaño. Le dimos un reposicionamiento a la institución como la gran embajadora cultural de nuestro país. Ha sido un reto inmenso. Es una enorme satisfacción porque el éxito del ballet me parece que es grandioso. Pocas expresiones culturales en el mundo tienen la gran repercusión positiva que tiene el Ballet Folklórico de México y, además, es uno de los activos vivos de mayor transcendencia en el país”.

El Ballet Folklórico de México tiene como principal acervo la diversidad, el mosaico de colores y la sensibilidad de la cultura mexicana. Cuenta con un mercado enorme de todas las edades, que van desde gente experta hasta personas que nunca han visto danza. “Me parece que una de las enormes aportaciones del ballet es que, gracias a su alta calidad y profesionalismo, ha logrado abrir teatros o espacios que estaban dedicados expresamente para la ópera o la danza clásica. Por ejemplo, la Ópera de Pekin, el Kennedy Center o la Ópera de Sydney, que estaban restringidos a expresiones clásicas, por decirlo de alguna manera”.

Ballet Folklórico de México
Ballet Folklórico de México

¿Y cómo era Amalia? “Un personaje maravilloso, porque manejaba su propio proyecto con firmeza, logrando convocar a los grandes artistas de la época, como David Alfaro Siqueiros o José Revueltas, además de músicos y coreógrafos famosos, como Martha Graham. Fue una excelente convocadora de estos personajes y alrededor de ella giró una gran corriente cultural de nuestro país. Entonces logró trascender. La danza en México se conoce como antes y después de Amalia Hernández”.  

Y, por otro lado, era una abuela cariñosa, protectora, sensible, de un carácter férreo, pero tenía esa pare de maternidad y de entendimiento, y agrega: “Era una gran escuchadora y conversadora interesante, con un mundo y un acervo maravilloso. Era una firme creyente en sus ideas. Tenía convicción de lo que estaba haciendo. Sacrificó su propia vida para desarrollar un proyecto que nació hace 67 años y que sigue transcendiendo”.

Finalmente, lo que más le apasiona a Salvador López es la repercusión que tiene el Ballet Folklórico de México. “La constancia, el amor y la energía que entregó mi abuela permitió fundar una institución cultural que puede ser ejemplo para cualquier otra empresa en el mundo”, dice.

Ballet Folklórico de México
Ballet Folklórico de México

¿Quién es Salvador López López?

  • Nació el 5 de octubre de 1958 en la Ciudad de México.
  • Cursó la carrera de Administración de Empresas y dos maestrías: una en Mercadotecnia y otra en Administración de Empresas en la Universidad Anáhuac, donde ha sido profesor.
  • En 1984 se integró al Ballet Folklórico de México como charro floreador.
  • Su carrera deportiva incluye haber sido campeón nacional del Charro Completo.
  • Fue presidente de la Asociación Nacional de Charros.
  • Fue seleccionado nacional de atletismo en 1979 y a partir de 1991 practica triatlón.
  • Ha participado en dos ironman en Alemania y Canadá.
  • En el año 2000 se convierte en el director general de la compañía.
  • 67 años de historia
  • 600 empleados
  • 60 años de éxito ininterrumpido del Ballet Folklórico de México en el Palacio de Bellas Artes.
  • Más de 25,000 funciones en el mundo de las cuales 9,000 han sido en el Palacio de Bellas Artes.
  • Más de 45 millones de espectadores en toda su trayectoria
  • Más de 300 ciudades en 60 países
  • Todos los premios que una compañía de danza puede lograr:
  • Premio Nacional de las Artes
  • La Legióm de Honor de París
  • Premio Tiffany, otorgado por la crítica de NY

Premio de las Naciones, entre muchos otros.

También podría interesarte:

Artículos relacionados

Comentarios