Responsabilidad Social

El desarrollo sustentable, clave para tu empresa

Hoy por hoy las empresas son parte de una sociedad y la Ciudadanía Corporativa se ha convertido en una pieza fundamental para hacer negocios y ganar-ganar

24-04-2011, 9:10:09 PM

Para qué compañía no es imperante garantizar su crecimiento y como resultado obtener beneficios que satisfagan a empleados, clientes, inversionistas, pero sobre todo garanticen  la protección del medio ambiente. En este terreno el desarrollo sustentable juega un papel primordial.

La Comisión Mundial sobre el Medio Ambiente y el Desarrollo (CMMAD), mediante el denominado “Informe Brundtland”, establece que el desarrollo sustentable se refiere al que “satisface las necesidades de la generación actual sin comprometer la capacidad de las generaciones futuras para satisfacer sus propias necesidades”.
Al hablar de sustentabilidad no podemos desprendernos del gran tema en boga que se refiere al cambio climático, en materia de negocios las preocupaciones torales para cumplir con la ética empresarial deben enfocarse en lo social y ambiental, mucho más allá de procesos internos, claro está no menos importante.
Causas y efectos
Pensar que los efectos del cambio climático no provienen del diario desarrollo comercial e industrial, sería desligarse de un compromiso social que aunque aparentemente no repercute en el corto plazo, es un hecho que se pone en juego la imagen pública y el posicionamiento de la marca. 
Entre los casos más recientes destacan el de British Petroleum (BP) que han vivido “en carne propia” las consecuencias por el derrame de petróleo en el Golfo de México, y sus previsibles daños para el medio ambiente y la población.
Le representó una pérdida de 20 mil millones de dólares para la remediación del daño, y su salida del índice global de empresas sustentables Dow Jones Sustainability Index (DJSI). Sin descartar la imagen negativa que se generó frente a los inversores y la opinión pública.
El DJSI evalúa la participación de una empresa en términos económicos, ambientales y sociales, y compara su gestión para que sean congruentes con sus principios y políticas declaradas, requisito que BP no cubrió.
Todo ello nos demuestra que el tema del medio ambiente repercute en la forma de hacer negocios sin importar la actividad o giro comercial.
La más reciente encuesta de “Desarrollo Sustentable en México” que elabora KPMG en México (www.delineandoestrategias.com/spip.php?article94), revela que el desarrollo sustentable no obedece solamente a temas de filantropía sino que debe contemplar en forma integral el desempeño de la organización con base en perspectivas económicas, sociales y ambientales.
Para que una estrategia integral de desarrollo sustentable no represente un esfuerzo aislado, debe estar ligada a la estrategia de la organización, en este sentido, la encuesta de KPMG arrojó que sólo 58% de las compañías encuestadas coincide en la necesidad de contar con una estrategia de esta naturaleza.
Esfuerzos coyunturales
Las acciones en materia de un desarrollo sustentable han sido de interés global, tal es así que gobiernos y empresas fueron testigos de los acuerdos alcanzados en la Conferencia de las Partes de la Convención Marco de Naciones Unidas sobre Cambio Climático (COP16), y de la Sexta Conferencia de las Partes del Protocolo de Kyoto (CMP6), celebrada a finales de 2010 en nuestro país. El objetivo común es hacer frente a la amenaza global que representa el calentamiento y el cambio climático. 
Es así como de manera particular cada organización podrá aportar su granito de arena buscando la sustentabilidad en los negocios. Podríamos citar a las más de 500 empresas que ostentan el Distintivo de Empresa Socialmente Responsable, por cumplir sus compromisos en el terreno de calidad de vida en la empresa, ética empresarial, vinculación de la empresa con la comunidad y preservación del medio ambiente.
El distintivo otorgado por el Centro Mexicano para la Filantropía (Cemefi), reconoce a Pequeñas y Medianas Empresas (Pymes) así como a grandes organizaciones de diversos sectores e industrias.
Queda claro que el tema de Responsabilidad Social y Ciudadanía Corporativa son un elemento que las empresas, incluidas las Pymes, no pueden dejar de lado ante la inercia mundial de generar negocios comprometidos con la sociedad y el medio ambiente. 
En este sitio diariamente encontrarás información relevante para comprender este amplio tema y cómo ha ido evolucionando en México, de la filantropía a una seria estrategia empresarial que consiste en ganar-ganar.
Si tienes alguna duda escríbenos a gbarrera@iasanet.com.mx o suscríbete al newsletter para recibir contenido importante para que tu empresa sea socialmente responsable.

Para qué compañía no es imperante garantizar su crecimiento y como resultado obtener beneficios que satisfagan a empleados, clientes, inversionistas, pero sobre todo garanticen  la protección del medio ambiente. En este terreno el desarrollo sustentable juega un papel primordial.

La Comisión Mundial sobre el Medio Ambiente y el Desarrollo (CMMAD), mediante el denominado “Informe Brundtland”, establece que el desarrollo sustentable se refiere al que “satisface las necesidades de la generación actual sin comprometer la capacidad de las generaciones futuras para satisfacer sus propias necesidades”.

Al hablar de sustentabilidad no podemos desprendernos del gran tema en boga que se refiere al cambio climático, en materia de negocios las preocupaciones torales para cumplir con la ética empresarial deben enfocarse en lo social y ambiental, mucho más allá de procesos internos, claro está no menos importante.

Causas y efectos

 

Pensar que los efectos del cambio climático no provienen del diario desarrollo comercial e industrial, sería desligarse de un compromiso social que aunque aparentemente no repercute en el corto plazo, es un hecho que se pone en juego la imagen pública y el posicionamiento de la marca

Entre los casos más recientes destacan el de British Petroleum (BP) que han vivido “en carne propia” las consecuencias por el derrame de petróleo en el Golfo de México, y sus previsibles daños para el medio ambiente y la población.

Le representó una pérdida de 20 mil millones de dólares para la remediación del daño, y su salida del índice global de empresas sustentables Dow Jones Sustainability Index (DJSI). Sin descartar la imagen negativa que se generó frente a los inversores y la opinión pública.

El DJSI evalúa la participación de una empresa en términos económicos, ambientales y sociales, y compara su gestión para que sean congruentes con sus principios y políticas declaradas, requisito que BP no cubrió.

Todo ello nos demuestra que el tema del medio ambiente repercute en la forma de hacer negocios sin importar la actividad o giro comercial.

La más reciente encuesta de “Desarrollo Sustentable en México” que elabora KPMG en México, revela que el desarrollo sustentable no obedece solamente a temas de filantropía sino que debe contemplar en forma integral el desempeño de la organización con base en perspectivas económicas, sociales y ambientales.

Para que una estrategia integral de desarrollo sustentable no represente un esfuerzo aislado, debe estar ligada a la estrategia de la organización, en este sentido, la encuesta de KPMG arrojó que sólo 58% de las empresas encuestadas coincide en la necesidad de contar con una estrategia de esta naturaleza.

Esfuerzos coyunturales

 

Las acciones en materia de un desarrollo sustentable han sido de interés global, tal es así que gobiernos y empresas fueron testigos de los acuerdos alcanzados en la Conferencia de las Partes de la Convención Marco de Naciones Unidas sobre Cambio Climático (COP16), y de la Sexta Conferencia de las Partes del Protocolo de Kyoto (CMP6), celebrada a finales de 2010 en nuestro país. El objetivo común es hacer frente a la amenaza global que representa el calentamiento y el cambio climático. 

Es así como de manera particular cada organización podrá aportar su granito de arena buscando la sustentabilidad en los negocios. Podríamos citar a las más de 500 empresas que ostentan el Distintivo de Empresa Socialmente Responsable, por cumplir sus compromisos en el terreno de calidad de vida en la empresa, ética empresarial, vinculación de la empresa con la comunidad y preservación del medio ambiente.

El distintivo otorgado por el Centro Mexicano para la Filantropía (Cemefi), reconoce a Pequeñas y Medianas Empresas (Pymes) así como a grandes organizaciones de diversos sectores e industrias.

Queda claro que el tema de Responsabilidad Social y Ciudadanía Corporativa son un elemento que las empresas, incluidas las Pymes, no pueden dejar de lado ante la inercia mundial de generar negocios comprometidos con la sociedad y el medio ambiente. 

En este sitio diariamente encontrarás información relevante para comprender este amplio tema y cómo ha ido evolucionando en México, de la filantropía a una seria estrategia empresarial que consiste en ganar-ganar.

Si tienes alguna duda escríbenos a gbarrera@iasanet.com.mx o suscríbete al newsletter para recibir contenido importante para que tu empresa sea socialmente responsable.

También podría interesarte:

Comentarios