revista
Suscripciones Media Kit

Síguenos

Negocios

Club Med quiere atraer a los turistas de lujo a su ‘gran familia’

Club Med quiere reconquistar a los huéspedes todo incluido con diferenciadores, como gios, cocina gourmet y clubes de niños.

21-10-2019, 6:15:38 AM
Sandra Hernández

Por Valentín López y María Elena Zúñiga

Con 30 años de experiencia corporativa, Sandra Hernández dirige desde hace seis años los hoteles Club Med en México. Su misión ha sido reconquistar a los compradores de paquetes all inclusive con elementos diferenciadores, como los gios dedicados al entretenimiento de los huéspedes de todas las edades, la cocina gourmet y los clubes de niños, para que todos sus clientes disfruten sus vacaciones.

En relación a los gios, la directiva comenta que no persiguen un vínculo empleado-huésped, sino generar la idea de una gran familia, con el propósito de lograr un ambiente de camaradería, como lo querían los fundadores de estos complejos vacacionales hace 70 años. Los gios también fomentan que una familia conviva con otra.

“Queremos que los gios o ‘gentiles organizadores’ sean los consejeros o compañeros de nuestros huéspedes, y que les ayuden a aprovechar al máximo su estancia”.

La hospitalidad de los gios proporciona a Club Med un elemento diferenciador en toda la industria hotelera. Este concepto, según la ejecutiva, “moldea unas vacaciones a la medida de las necesidades e intereses de los huéspedes”. Desde que los clientes llegan al resort, el personal les ofrece información sobre las 40 actividades que podrán realizar durante su estadía bajo el paraguas all inclusive. Otra de las distinciones del corporativo se basa en la cocina gourmet francesa –por los orígenes de la compañía–, que no solo cuida la variedad de los alimentos, sino la calidad.

Alrededor del mundo, Club Med tiene más de 70 resorts en 26 países. En México cuenta con Club Med Ixtapa Pacific (donde 70% de los turistas son nacionales y el resto extranjeros) y Club Med Cancún (el primer resort de este destino). El desarrollo de Quintana Roo goza de una ubicación privilegiada, con tres playas y una laguna, además de tener enfrente el segundo arrecife más grande del mundo.

Para la ejecutiva resulta importante conocer qué buscan los clientes cuando organizan sus vacaciones, a fin de armar una propuesta a la medida de sus necesidades y gustos. “Somos una alternativa all inclusive porque ofrecemos transporte aéreo, traslados terrestres y todas las actividades y alimentos sin sorpresas para los huéspedes”. 

Hablar de espacios de habitaciones y alimentos no es lo único para Club Med, sino crear experiencias únicas para los clientes. “Nos dedicamos a crear felicidad y fomentar recuerdos imborrables para nuestros invitados. Tratamos de que las familias se desconecten por completo del día a día y se conecten entre sí durante su estancia.”

Sobre la expansión de nuevos desarrollos, la ejecutiva dice que están en puerta dos proyectos. El primero es Playa Esmeralda, en el municipio de Miches (República Dominicana). Pertenece a la colección de lujo de Club Med y tendrá cuatro escenarios (uno familiar, otro de parejas y dos más de familias con parejas).

“Será un destino paradisiaco que iniciará operaciones a finales de 2019”, adelanta la ejecutiva. También el próximo año vendrá un nuevo desarrollo en Charlevoix (Canadá). Será el primero en una zona de nieve, que estará abierto todo el año. Durante el verano habrá actividades de temporada relacionadas con el disfrute de la naturaleza. El resto del año ofrecerá los atractivos del esquí y otros deportes invernales.

La directora reconoce que, en lo que va de 2019, ha disminuido el flujo de viajeros a los destinos de playa. Sin embargo, aclara que este periodo también representa una gran oportunidad para que la compañía se sume a la promoción de México, pues nuestro país ofrece muchos atractivos para los turistas extranjeros. “Hay un ambiente presente desafiante, pero positivo en el futuro”.

Con hoteles propios y gerenciales –la mayoría de ellos en Asia–, Club Med tiene enfrente nuevos retos, como abrir de uno a cinco hoteles por año en todo el mundo. Además de los de sol y montaña, Hernández comenta que sumarán a la cadena otros 22 recintos, ubicados en sitios de nieve para los aficionados al esquí.

Marca personal

¿Hay alguna decisión directiva que ha marcado tu trayectoria?

Hace seis años, mi carrera, que siempre había sido corporativa, dio un giro para dedicarme a los resorts. Esto marcó mi vida. La experiencia corporativa, combinada con la actividad hotelera, me dio una visión más amplia e integral de los negocios globales.

¿Existe algún libro que haya influido en tu estilo profesional?

Sí, se llama Ligero de equipaje. Tony De Mello, un profeta para nuestro tiempo, escrito por Carlos González Vallés. Trata de ser ligeros y no cargar elementos que pesan. Al final del día, los límites los pone uno mismo.

Lee: Virtuoso, el arte de los viajes de lujo