Empresas

Esta es la ‘magia’ que mueve al Gran Circo de la F1

Los autos, equipo de las escuderías, material electrónico, equipo de medios y contenedores son transportados por DHL por distintos medios. Más de 600 toneladas se envían con 6 aviones 747, que en toda la temporada, recorriendo 132,000 kilómetros.

27-10-2017, 6:30:24 AM

¿Cómo hace una compañía para mover un Gran Circo de 2,000 toneladas por cinco continentes? DHL, el patrocinador oficial de logística de la Fórmula 1, tiene un equipo dedicado específicamente para que todo llegue bien, a tiempo y con excelencia.

“30 personas que se van dividiendo por cada carrera. Siempre van adelantando y abriendo y el camino. Viven y sueñan por la Fórmula 1”, dice Antonio Arranz, CEO de la división Express de DHL en México.

Esta categoría del automovilismo, que en sus inicios se corría en su mayoría por Europa, ahora llega a China, Singapur, Azerbaiyán y Abu Dhabi. En el año 2000, la F1 tenía sólo 17 fechas. En 2016 contó con 21, y en 2017 son 20. Liberty Media, dueño de la Fórmula 1, revisa cómo aumentar la rentabilidad y evalúa meter más fechas al calendario.

“Eso significa más semanas de planeación, nos trae una complejidad. Una vez que nos den el nuevo calendario, nos ponemos a trabajar”, dice Arranz.

Así es como DHL hace la ‘magia’ para que la F1 recorra el mundo.

Tierra, mar y aire

Los autos, equipo de las escuderías, material electrónico, equipo de medios y contenedores son transportados por DHL por distintos medios. Más de 600 toneladas se envían con 6 aviones 747, que en toda la temporada recorren 132,000 kilómetros alrededor del orbe.

Mientras que más de 1,000 toneladas son transportadas por buques y utilizan 170 camiones para entregar todo en tiempo y en forma.

“Para coordinar sólo un avión necesitas 40 personas. Cuando ves la coordinación completa, son cientos de personas trabajando una noche para la F1, en forma directa o indirecta”, explica el directivo a Alto Nivel.

Además, deben anticiparse a cualquier evento y prevenir retrasos.

“Cuando llegas a un país, hay un trabajo de ‘pre clearance’, cuidar que no se te quede el paquete en la aduana, que no lleves nada prohibido, que las autoridades estén de acuerdo.”

Aprendizajes

Tener un cliente tan grande como la Fórmula 1 le ha dejado varias enseñanzas a DHL.

“Debes de tener visibilidad todo el tiempo. No puedes decir ‘no me llegó el motor’, hay que tener la resiliencia para saber a quién tienes que llamar para resolverlo.”

También tienen que responder a los pedidos de los equipos. Por ejemplo, si hay una pieza mejorada para el auto en Italia o Inglaterra, DHL va por ella para entregarla antes de la carrera.

Tener a tiempo todo lo planeado y, hasta lo imprevisto, implica tener valores, asegura Antonio Arranz.

“Hay que hacer todo bien a la primera. No hacer mal el papeleo ni mandar el envío a otro sitio.”

También los equipos, que compiten al máximo nivel, esperan excelencia de su proveedor logístico. “Este año las llantas cambiaron, ahora son más anchas. Nos tuvimos que adaptar y cambiar nuestra logística. Tienes que pensar en toda esa problemática”.

Llegar a un lugar nuevo implica también más aprendizajes. El directivo dice el primer Gran Premio de México en 2015 fue todo un reto, pero el éxito de la carrera llenó de satisfacción a la Fórmula 1, a DHL y a sus clientes.

“Este sponsor global nos da mucha visibilidad ante nuestros clientes, están muy emocionados. Por eso nos encanta la Fórmula 1”, comenta Antonio.