revista
Suscripciones Media Kit

Síguenos

Empresas

¿Es común la contratación de exfuncionarios en el sector energético?

En Europa son muchos los ejemplos sobre la contratación de exfuncionarios en las empresas; otros sectores económicos como el financiero y bancario también suelen realizarlas.

12-02-2019, 7:30:08 AM

La contratación de exfuncionarios en empresas globales del sector energético no es una excepción, sino una práctica común; lo anterior se contrapone con lo dicho por el presidente de México en el sentido de que este fenómeno es inmoral y que no puede suceder salvo en países y empresas corruptas. A juzgar por las evidencias, casi todo el mundo piensa diferente.

Europa es una región en donde la práctica es algo cotidiano, en la presente década hay casi 100 contrataciones de exfuncionarios claves del sector energético o altos mandos gubernamentales que después de dejar su responsabilidad se incorporaron a tareas en este segmento, ya sea como consejeros, asesores o tareas ejecutivas.

España, Francia, Inglaterra, Alemania, Suecia y Holanda, son solamente algunas de las naciones en donde más se registra la contratación de altos exfuncionarios por parte de las empresas del sector energético.

Ahí en Europa han destacado en su momento las incorporaciones de tres exjefes de estado a compañías del sector energético.

Lee: Así explica AMLO la crisis de CFE

José María Aznar fungió como asesor externo de la compañía Endesa del año 2010 al 2015, mientras que Felipe González fue consejero de Gas Natural entre 2011 y 2015. Ambos políticos no tuvieron problema alguno porque fueron incorporados al directorio de estas empresas muchos años después de haber dejado sus cargos, aunque en España el tiempo de prohibición para que un exfuncionario sea contratado en empresas privadas relacionadas con su responsabilidad gubernamental es muy corto, de solamente dos años.

Endesa, la principal compañía del sector eléctrico español también se hizo de los servicios de dos exvicepresidentes: Elena Salgado y Pedro Solbes; mientras que Iberdrola contrató a ángel Acebes, exministro del interior. Isabel Tocino y Ana Palacio, exministros españoles, también aceptaron en su momento la oferta de ENEGAS para trabajar en la compañía.

Ya para finalizar con el caso español, hay constancias de que la exministra de Ciencia, Cristina Garmendia, junto con José Folgado y Luis Atienza, también exministros, trabajaron para la compañía Red Eléctrica.

En determinados momentos otros políticos o exfuncionarios de gobiernos europeos han trabajado para compañías petroleras o eléctricas, tal es el caso de Ed Davey, Charles Hendry, y Greg Barker, los tres exministros del Reino Unido.

Asimismo, el alemán Stefan Kapferer, exministro de economía, junto con el sueco Karl Schjott-Pedersen, exministro de finanzas en su país, forman parte de la lista de servidores públicos que han pasado de la burocracia a las élites ejecutivas de empresas globales energéticas. Abengoa y Repsol son otras más de las compañías que tienen o han tenido en sus filas a exfuncionarios gubernamentales. 

Archivo.

Otro tipo de empresas también lo hacen

No solamente las compañías del sector energético recurren a estas prácticas y contratan a exfuncionarios para ocupar plazas en sus consejos de administración o directamente en sus áreas operativas: Santander es una muestra de que en el estratégico sector financiero también sucede, Price Waterhouse Coopers ha incorporado de igual forma a exfuncionarios en algún momento, Telefónica también.

Sí es cierto que este tipo de prácticas podría derivar en actos de corrupción, fue el caso del escándalo de JP Morgan en 2016, el banco tuvo que aceptar el pago de una multa por 264 millones de dólares por malas prácticas en su filial de China.

No obstante, las más de las veces lo que han ganado las empresas que incorporan a este tipo de personas a sus filas es si duda la experiencia que tienen en el sector en el que se desenvuelven. A final de cuentas es un valor laboral, claro que las empresas buscan rentabilidad y para ello deben hacerse del mejor material humano posible, si este se encuentra disponible en las filas gubernamentales ahí deben conseguirlo. La mayoría de los países tienen leyes que impiden la incorporación inmediata de estos funcionarios a las compañías privadas, lo que sucede es que la evolución corporativa y de los mercados no es en la práctica tan veloz como para borrar de la mente de los exfuncionarios lo aprendido en sus labores dentro del gobierno al que sirvieron.

Te puede interesar

Comentarios