Emprendedores

La anécdota de Carlos Bremer que define el corazón de Shark Tank

Shark Tank está de regreso con nuevos tiburones y nuevos emprendedores. En México es tiempo de no tener miedo y de emprender, así como de apoyar a los que buscan hacer crecer al país, y Carlos Bremer recuerda la anécdota que le dio la oportunidad de ser uno de los hombres más poderosos.

13-04-2018, 2:17:55 PM

¿Cómo llegar a ser un gran empresario? Quizá te conviene leer esta historia de un niño que no tenía dinero y hoy es uno de los hombres de negocios más poderosos de México, amigo de Carlos Slim, Pelé, ‘El Canelo’, y Bill Clinton, entre muchos más, y una de las estrellas del programa Shark Tank México.

Carlos Bremer era menor de 15 años cuando gustaba de manejar un volkswagen sedán con sus amigos en su natal Monterrey. Iban tantos en el carro que debía comprar aire acondicionado para mantenerlos lo más cómodos posibles, pero no tenía dinero para hacerlo. Decidió entonces tocar la puerta de empresas con muchos empleados y venderles calculadoras de bolsillo.

El primero al que buscó era uno al que consideraba “buena gente”. El empresario lo recibió y Bremer le sugirió comprarle 500 calculadoras para quedar bien con sus clientes en Navidad.

El empresario le dijo que no tenía 500 clientes, pero que iba a apoyar su idea. Le pregunto cuánto ganaba por dispositivo, y después le regaló un cheque con el equivalente a la utilidad de 500 calculadoras. Ahí comenzó la historia del hoy director de Grupo Value. “Gracias a ese cheque estoy aquí, y aún guardo la pluma con la que ese hombre lo firmó”, recuerda Bremer.

Esta es una anécdota que define la importancia de que los grandes empresarios apoyen los nuevos proyectos, y que seis tiburones de los negocios buscan llevar a cabo en este programa.

“No venimos a hacernos millonarios. Venimos a tocar vidas, a que los proyectos sean útiles”, asegura Bremer.

Emprender para un país mejor

Shar Tank regresa a una tercera temporada con dos nuevas adquisiciones: el especialista en fondos de inversión Luis Harvey, y el fundador de StartUp México, Marcus Dantus, que llegan a ocupar los lugares que dejaron Jorge Vergara y Arturo Elías Ayub, que solo tendrá algunas participaciones. El resto de la plana lo conforman Patricia Armendáriz, Rodrigo Herrera y Carlos Bremer.

“He visto muchísimos proyectos en 25 años de invertir. La cantidad de gente que tiene ideas en México es algo impresionante y animarlos puede convertir al país en uno de primer mundo”, asegura Luis Harvey.

“La parte más importante es que los emprendedores analicen los riesgos de su empresa para que no se los lleve la fregada cuando pase algo en México o el mundo. Shark Tank se convierte en una escuela de negocios para aprender en familia”.

Lee 7 virtudes para pescar a un tiburón

Tienes una idea, ¿qué esperas?

Los seis tiburones coinciden en que es buen tiempo para iniciar un negocio en México, a pesar de la inseguridad, de la corrupción, de la volatilidad en la moneda, el escenario para los emprendedores es más favorecedor que en décadas pasadas.

“Ahora mismo traigo un traje puesto hecho por uno de los emprendedores de moda a los que apoyamos en el programa”, dice Elías Ayub, y agrega que hay dos cadenas europeas que se pelean para ver quién se queda el proyecto de piñatas que alcanzó la fama gracias al programa.

“El terreno está fértil”, dice Rodrigo Herrera, presidente de Gennoma Lab, y un empresario que en la década de los noventa resultó tan afectado por la crisis que no pudo pagarle a sus proveedores por un tiempo, pero después se levantó hasta ser un proveedor mundial.

“En México hay mucha oportunidadpara hacer negocios. Con la revolución digital es aún más la facilidad de promover los productos que antes era muy complejo”, asegura.

De entre más de 500 proyectos que aplicaron para participar en el programa, poco más de 100 son los que aparecerán en los episodios de la tercera temporada que es transmitida los viernes a las 9 PM por Canal Sony.

Lee Las crisis que hicieron millonarios a los protagonistas

Comentarios