Empresas

Ellos les dieron ojos con inteligencia artificial a los invidentes

OrCam es la empresa creó un dispositivo del tamaño de un dedo que permite a los invidentes leer libros gracias a la inteligencia artificial.

08-06-2018, 9:45:12 AM

Gabriela Magallanes inicia su día a las 7 de la mañana. Durante 18 años, ha sido psicóloga clínica, con una formación como psicoterapeuta Gestalt, con maestría en Educación Sexual, diplomados en teología, tanatología y trastornos alimenticios, masaje holístico, además de tener una licencia para ser psicólogo perito para el Poder Judicial de la Federación. Todo lo ha logrado sin la ayuda de sus ojos, ya que es invidente.

“Se necesita ser muy tenaz y testarudo para encontrar una alternativa. Yo no quiero ser dependiente ni emocional ni económicamente de nadie. A lo que se ama no se le ata”, dice Gabriela.

La mexicana tiene 42 años de edad nació con debilidad visual. A los 14 años, la hoy profesionista ya había perdido la vista por un desprendimiento de retina y glaucoma. Sin embargo, no fue sencillo afrontar las burlas de la niñez o las diferencias que hacían en su formación académica.

Para Magallanes ver con sus ojos lo que la rodeaba era como mirar la pantalla de televisión apagada y se esforzaba para ver a través de su ojo izquierdo. Su refugio eran los libros, como El Principito, que era su título favorito, pero también sabía que dejaría de verlos y no podría leerlos, ya que no usaba el sistema Braille.

Gabriela intercambiaba horas de lectura por horas de terapia para lograr mantener vivo el refugio de libros que se había construido, mientras que en la escuela los ojos de sus compañeros y su voz fueron la guía para comprender la literatura académica.

Un día las cosas cambiaron. El perito del Poder Judicial de la Federación logró acceder a un dispositivo del que tuvo noticias su madre llamado OrCam, el cual le permite seguir las páginas de los libros a través de un lector óptico y comunicar con voz el contenido de las lecturas.

El dispositivo es del tamaño de un dedo y pesa menos de 20 gramos. Una pequeña computadora en el diminuto equipo cuenta con un software actualizable vía WIFI, cámara, micrófono, bocina y una lámpara.

En México, hay más de 7 millones de personas con alguna discapacidad y 58% se relacionan con una discapacidad visual.

“Queremos hacer que las personas conozcan el dispositivo”, asegura Nikol Wolpert, representante de OrCam en México y América Latina, quien trabaja para generar una estructura de comercialización y distribución.

Hoy, la usuaria del nuevo dispositivo ha leído ya cuatro libros, aunque el dispositivo también permite leer la denominación de los billetes y su origen nacional, así como las etiquetas de los vestidos y las cajas de los medicamentos.

“Yo quería leer y usarlo las 24 horas. Y temía mucho tiempo de despertar del sueño, pero era una realidad”, dice Magallanes.

Todo nació en Israel

Mobileye es una empresa israelí fundada hace 20 años por Amnon Shashua y Ziv Aviram. Su objetivo era el desarrollo de tecnología anticolisión y de vehículos autónomos. El año pasado, la firma comercializó a Intel un desarrollo en 15.3 millones de dólares.

Un día, Amnon Shashua entró a la oficina de Ziv Aviram en Jerusalem y le dijo a su socio y compañero: “la tecnología está lista”. Su interlocutor le respondió que la tecnología que hace posible OrCam estaba lista desde hace 10 años.

“La tecnología está lista, pero para llegar a mi tía”, dijo Shashua, quien al terminar su doctorado en computación quiso ayudar a su familiar, la cual tenía bajos niveles de visión.

A pesar de que nada tenían que ver con aplicaciones médicas, los dos empresarios iniciaron la aventura que los llevaría a crear OrCam. Díez años después de haber iniciado la aventura en Israel, el nuevo equipo fue presentado a finales de mayo en México.

OrCam como empresa fue fundada en 2010 y hoy se encuentran en la comercialización de la tercera versión del dispositivo.  Israel, Canadá, Estados Unidos. Gran Bretaña, Alemania y Australia son parte de los países que se han beneficiado con esta tecnología.

“Este 2018 lo vemos como la entrada a Latinoamérica y como empresa ya tenemos 10,000 usuarios en los otros países”, asegura Nikol Wolpert, quien inició sus estudios en licenciatura en Derecho dentro del Instituto Tecnológico Autónomo de México (ITAM) y los concluyó en Israel.

La apuesta en México

En México, la empresa ya había tenido demanda de equipos por encargo, pero ahora quiere tener una estructura propia en el país para darle servicio a los mexicanos.

OrCam quiere lograr acercarse a organizaciones y con el propio gobierno para extender la comercialización del desarrollo tecnológico.

El dispositivo es comercializado en Israel con un subsidio gubernamental, mientras que en otros países también han abrazado el mismo modelo de financiamiento. “En los gobiernos entienden que hay que invertir”, explica Wolpert.

El nuevo dispositivo cuesta 4,500 dólares más impuestos y 3,500 dólares en su modelo anterior.

“Estamos buscando otros esquemas de financiamiento alternativo para que el dispositivo sí pueda llegar a todas las personas que más lo necesitan”, dice Nikol Wolpert.

La tecnología de OrCam es escalable y se espera que el reconocimiento de voz pueda ser la puerta a nuevas aplicaciones que beneficien la vida de los invidentes, como es el reconocimiento de múltiples objetos a petición del usuario, por ejemplo.

Para Gabriela Magallanes, sus padres y sus hermanos no han envejecido. La memoria de las imágenes los mantiene con la misma edad en que ella dejó verlos a causa de la ceguera. Los recuerdos se mantienen detenidos.  

“Los recuerdo con cara de niños, más allá de que les toque el rostro y al querer hacer la nueva imagen no puedo. Para mí siguen siendo niños y guapos”, dice la psicóloga clínica.

Hoy, Gabriela trabaja para la Secretaría de Salud y se encarga de temas de abuso sexual, abortos y Cáncer de Mama

El nuevo dispositivo cambió la vida de la mexicana y le ha dado una esperanza para continuar con sus propias batallas. “La negrura que veo todos los días, ahora tiene estrellas”.

También podría interesarte:

Comentarios