Buscador
Ver revista digital
Economía

Los claroscuros del histórico repunte de remesas en el primer trimestre

08-05-2020, 7:38:41 AM Por:
Dólares
© Depositphotos

Si las expectativas de los analistas son ciertas, los migrantes mexicanos la podrían pasar muy mal en EU los próximos meses.

El saldo de las remesas hacia México de los nacionales que trabajan en el exterior sorprendió en marzo pasado al registrar niveles máximos históricos para dicho periodo.

De acuerdo con el Banco de México (Banxico), en marzo pasado llegaron al país un total de 4 mil 16 millones de dólares, lo que representó un aumento de 35.7 por ciento frente al monto reportado en el mismo mes del año previo cuando llegaron 2 mil 957.9 millones de dólares.

Esta cifra fue festejada por el gobierno federal y se le catalogó incluso como una señal de fraternidad y solidaridad de los mexicanos que trabajan en el exterior, básicamente en Estados Unidos, con sus familiares en México.

El monto de remesas en los primeros tres meses del año alcanzó un monto acumulado de 9 mil 293.2 millones de dólares, cifra histórica para un periodo similar.

Lee: AMLO celebra envío récord de remesas y agradece a migrantes

Hasta ahí, es una gran noticia, de esas que tanta falta hacen en estos momentos a nuestro país en general y desde luego a las personas que sobreviven de recursos como las remesas del exterior. Sin olvidar que quienes trabajan fuera de México lo hacen en su inmensa mayoría porque aquí no tuvieron las oportunidades laborales necesarias, además de que muchos de ellos no tienen documentos legales.

En este contexto, sería importante no olvidar algunos aspectos con el ánimo de poner en perspectiva las cifras anteriores y no abonar a un optimismo desbordado ya que, en el tema económico, México y el mundo está muy lejos de ver la luz al final del túnel. Por el contrario, apenas iniciamos el tránsito hacia la zona de mayor oscuridad. Estos son algunos:

Remesas
Depositphotos

1)      El cierre de la economía estadounidense empezó a mediados de marzo y no fue uniforme, sino que se presentó en escala; zonas como la ciudad de Nueva York, con su poderoso sector servicios, cerró por completo a finales de ese mes, por lo que todavía hubo tiempo para que los trabajadores mexicanos tuvieran ingresos. Incluso en California el sector agrícola cerró por pausas, según ha dicho el propio gobierno estatal.

2)      En las últimas 6 semanas los Estados Unidos han perdido 33.5 millones de empleos; todos estos empleos perdidos eran de ciudadanos estadounidenses ya sea de nacimiento o naturalizados. Más allá de la cifra, que es impresionante, el dato será de mucho impacto en los próximos meses para los mexicanos que trabajan en ese país.

Algunos analistas y especialistas en el tema sugieren que este repunte de las remesas de mexicanos en el exterior, especialmente durante marzo, se explica porque nuestros compatriotas enviaron recursos extras al país, provenientes de sus ahorros.

De ser cierto, los próximos meses serán muy duros no solamente para los mexicanos que residimos en el país, sino incluso para quienes viven en Estados Unidos y mandan dinero a México, debido a lo siguiente:

a)       Como sabemos, el apoyo por desempleo en Estados Unidos es única y exclusivamente para sus ciudadanos y si acaso para los residentes que laboran en ese país legalmente. Por lo tanto, los miles o quizás millones de mexicanos que no cuentan con documentos oficiales para trabajar en Estados Unidos y ya están desempleados, no tienen ingresos al menos desde hace 4 semanas, todo abril. El dato interesante debe ser precisamente el de las remesas que llegaron al país el cuarto mes del año.

b)      Si las conclusiones de los analistas y expertos resultan verdaderas, los migrantes mexicanos pueden enfrentar una gran crisis, por supuesto fuera de su país, haber enviado parte de sus ahorros o todos, a México, los deja en una gran fragilidad económica dentro de una economía que tendrá muchos problemas para crecer en los próximos meses, igual que la de México.

remesas

c)       Estados Unidos y su presidente tienen la durísima tarea de recuperar más de 33 millones de empleos lo más rápido posible. Recuperar estos trabajos deja a los mexicanos en franca desventaja porque quizás ha llegado el momento de que los empleadores tratarán de colocar a sus conciudadanos incluso en tareas que antes desdeñaban y dejaban para los migrantes, al menos lo harán por un tiempo. Así sucedió por un tiempo en el periodo 2009-2010 y no hay razón para que ahora no ocurra. Es evidente que los migrantes, desde luego incluidos los mexicanos, estarán al final de las prioridades laborales en la nación más poderosa del planeta.

d)      De acuerdo con estimaciones de corredurías como Bank of América y Credit Suisse, la economía estadounidense tardará al menos 1 año en recuperar parte de lo perdido, no todo. Los migrantes necesitarán hoy más que nunca de sus ahorros para sobrevivir en un entorno laboral muy adverso, quizás el más adverso en 100 años.

Esperemos las cifras para vislumbrar con mayor precisión lo que sucederá en el horizonte de mediano y largo plazo, pero ese apoyo financiero que los migrantes mandaron en marzo al país, podrían necesitarlo como nunca antes en donde residen.

Lee: Lo peor aún no ha pasado para el peso: faltan las elecciones en EU

amlo compatriotas dólares envíos de dinero recesión estados unidos remesas tipo de cambio
Suscríbete al Newsletter

Mantente actualizado con la mejor selección de noticias

Comentarios