Buscador
Ver revista digital
Economía

Jueza de Yucatán concede suspensiones definitivas contra Tren Maya

18-03-2021, 4:19:18 PM Por:
Tren Maya
© Especial Tren Maya

Hasta que no se resuelva el fondo de los amparos el proyecto emblemático de la actual administración no podrá ejecutarse en varios municipios yucatecos

Miriam de Jesús Cámara Patrón, titular del Juzgado Cuarto de Distrito en el estado de Yucatán, otorgó tres suspensiones definitivas en contra del Tren Maya, en igual número de amparos que se promovieron en contra de la Manifestación de Impacto Ambiental (MIA) que autorizó la ejecución de esa obra emblemática de la administración del presidente Andrés Manuel López Obrador.

Al concederse estas suspensiones definitivas, la edificación del tren maya que pasa por varios municipios de Yucatán debe paralizarse, de acuerdo con la determinación de la jueza. Esta situación deberá mantenerse hasta en tanto la togada resuelva el fondo de las demandas de amparo, y emita su sentencia.

En este caso, la autoridad responsable es la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat), dependencia que, “en cumplimiento al artículo 149 de la Ley de Amparo, deberá ordenar a cualquier particular la inmediata paralización de la ejecución, efectos o consecuencias” del Tren Maya, al menos en los tramos impugnados en territorio yucateco, se detalla en el auto que otorgó la suspensión definitiva, cuya copia posee ALTO NIVEL.

El cese de los trabajos de construcción ordenado por el juzgado incluye detener cualquier acto “que implique deforestación o puesta en riesgo de especies animales y vegetales autóctonas de los territorios” del estado de Yucatán.

No obstante, esta resolución que otorgó las suspensiones definitivas puede ser recurrida a través de un recurso de revisión, que debe ser resuelto por un Tribunal Colegiado de Circuito, instancia que puede revocar la medida, modificarla o ratificarla.

A favor del medioambiente

La Asamblea de Defensores del Territorio Maya Múuch’ Xíinbal, y el colectivo Chuun T’aan Maya, son quienes presentaron los amparos en contra de la Semarnat, debido a que -en su opinión- la Manifestación de Impacto Ambiental que otorgó esa dependencia, con la que se autorizó la construcción del Tren Maya, presenta varias irregularidades que afectarían al medioambiente de la región.

De hecho, la jueza Cámara Patrón refirió en las suspensiones definitivas que “existe una incertidumbre sobre el verdadero impacto del proyecto denominado Tren Maya”, por lo que preliminarmente debe protegerse el medioambiente, pues la obra tiene el potencial de trascender a futuras generaciones, y no solo a quienes hoy habitan en la zona.

Los colectivos demandantes argumentan que el Tren Maya afecta la biodiversidad de Yucatán, lo que violenta el derecho humano a vivir en un medioambiente sano. De igual forma, los quejosos expresan que la Manifestación de Impacto Ambiental de Semarnat no habría considerado, de manera efectiva, que ese medio de comunicación afectará a la flora y fauna.

De acuerdo con los registros del Juzgado Cuarto de Distrito en el estado de Yucatán, en estos juicios de amparo las organizaciones demandantes reclaman solo la actuación de la Semarnat, aunque el Fondo Nacional de Fomento al Turismo (Fonatur) solicitó a la jueza intervenir en el proceso como tercero interesado, lo cual fue admitido desde el pasado 8 de marzo.

Según la Ley de Amparo, el tercero interesado es la persona o autoridad que, sin ser la emisora del acto que se reclama, tiene interés de que dicha actuación se mantenga, es decir, persigue que se niegue el amparo, al igual que la autoridad.

En este caso, Fonatur interviene bajo el nombre Fonatur Tren Maya, Sociedad Anónima de Capital Variable, junto con Nacional Financiera, que es la fiduciaria, es decir, quien maneja los recursos económicos, del Fideicomiso denominado Fondo Nacional de Fomento al Turismo.

Ya hay antecedentes

El pasado 9 de febrero un Tribunal Colegiado en materias de Trabajo y Administrativa en el estado de Yucatán confirmó una suspensión provisional que paralizó las obras de dos tramos del Tren Maya, debido a que el proyecto afecta el derecho a un medio ambiente sano de los habitantes de los municipios de Mérida, Izamal y Chocholá.

El fallo del Tribunal ratificó así los argumentos del Juzgado Tercero de Distrito que otorgó la medida cautelar en otro juicio de amparo, que expresa también que el Tren Maya tendrá afectaciones a la biodiversidad.

El derecho humano a un ambiente sano tiene “protección de rango Constitucional e Internacional, lo cual obliga a ponderar qué alcances podría tener la afectación a las regiones en las que tendrá injerencia el proyecto” del Tren Maya, consideró entonces el Tribunal, al resolver una queja que interpuso el Fonatur en contra de la suspensión provisional.

andrés manuel lópez obrador impacto ambiental tren maya yucatán
mm Periodista y abogada, especialista en análisis jurídico y de derechos humanos. Ha sido reportera, conductora de radio y editora.
Suscríbete al Newsletter

Mantente actualizado con la mejor selección de noticias

Comentarios