Actualidad

El mundo es un lugar mejor para vivir, y estos gráficos lo demuestran

Al contrario de lo que nos diría la intuición, si miramos el conjunto del mundo, veremos que nunca habían sabido leer y escribir tantas personas, que nunca había bajado tanto la extrema pobreza y que cada vez hay menos guerras.

11-01-2018, 1:11:44 PM
mundo

Javier J. Navarro / El Blog Salmón

Muchas veces, si atendemos a las noticias, nos parecerá que el mundo está cada vez peor. En realidad, salvo unos indicadores el mundo está cada vez mejor. Esto es contrario a lo que se puede esperar intuitivamente o lo que nos puede parecer mirando ciertos indicadores, pero cuando vemos la “big picture”, vemos que es cierto.

¿Cómo es que cada vez está mejor? ¿Y la crisis? Es cierto que hay zonas que pueden haber empeorado un poco, pero lo cierto es que si miramos el conjunto del mundo, veremos que nunca habían sabido leer y escribir tantas personas, que nunca había bajado tanto la extrema pobreza o que cada vez hay menos guerras.

Así que en estas fechas, vamos a revisar una serie de gráficos que muestran que cada vez el mundo está mejor y estamos más cerca de una utopía.

Empecemos por el Índice de Desarrollo Humano, este combina no sólo el PIB per cápita, sino también la alfabetización y la esperanza de vida, por lo que hay quien lo considera una mejor alternativa al PIB. Bien, el IDH ha mejorado en todos los continentes y en todas las geografías.

La pobreza extrema ¿a punto de erradicarse?

Estoy cansado de oír que los pobres son cada vez más pobres y los ricos más ricos. La primera afirmación es completamente falsa. Si miramos los verdaderos pobres (aquellos que viven con menos de uno o dos dólares al día), cada vez son un porcentaje menor de la población. Veamos por ejemplo el siguiente gráfico:

pobreza extrema

A primeros del siglo XIX, la extrema pobreza (definida como en Paridad del Poder Adquisitivo la población que vive con menos de un dólar al día), rondaba el 90% de la población en 1980, se había reducido a menos del 50% y hoy en día se estima que es alrededor del 10% de la población los que viven con menos de 1,90$ al día. Jeffrey Sachs hablaba en su libro El Fin de la Pobreza, de cómo nuestra generación podría ver erradicada la extrema pobreza, bien, estamos cerca de este punto.

hambruna

Además también se ha reducido la mortalidad infantil y el hambre a nivel global; en las últimas tres décadas la proporción de personas fallecidas por desnutrición han disminuido a unos niveles inferiores a cualquiera visto antes en la historia. También el porcentaje de niños que mueren antes de cumplir los cinco años es inferior ya al 5%, frente al 20% que había a mediados del siglo XX.

mortalidad infantil

Un mundo cada vez más educado y pacífico

¿Nos quejamos de que el sistema educativo es peor y que los jóvenes salen menos preparados? Es posible, pero visto desde una perspectiva global, si a mediados de los años 50 alrededor de la mitad de la población no sabía leer ni escribir, esto se ha reducido a menos del 20% de la población en esta década. Además en la mayor parte del mundo está creciendo la proporción de niños escolarizados, de modo que la tasa de analfabetismo previsiblemente se irá reduciendo.

personas alfabetizadas

Además, como se puede ver, están disminuyendo cada vez más las muertes por guerras a lo largo de los siglos XX y XXI. Quizás un pequeño repunte en los últimos años, pero mucho mejor cuando lo comparamos con la situación en los años 70 u 80.

muerte por conflictos

Medio Ambiente, el punto a mejorar

Si hay un aspecto donde acepto indiscutiblemente que la situación no es cada vez mejor es el Medio Ambiente. El desarrollo económico implica más consumo, más presión sobre los recursos naturales y sobre el Medio ambiente. Si hemos mejorado la situación de las personas, nuestro próximo paso debe ser mejorar la el medio ambiente, como muestra tenemos las emisiones de dióxido de carbono, cuya concentración en partes por millón no ha parado de crecer en los últimos años:

concentracion co2

No obstante, el decreciente coste de las energías renovables(principalmente la solar y la eólica) hacen pensar que en el futuro los países en desarrollo las elegirán, no por su beneficio medioambiental sino por su bajo coste, haciendo la presión sobre el medio ambiente inferior a la esperada, especialmente si paralelamente los países desarrollados vamos transicionando poco a poco a fuentes de energías más limpias. Aunque de esto hablaremos otro día.

Este texto fue publicado originalmente en World Economic Forum, con quien Alto Nivel tiene una alianza de intercambio de contenidos.

Comentarios