Internacional

¿Qué pasó con el Ingreso Básico Universal en Finlandia?

El gobierno finlandés decidió poner fin a su prueba piloto de Ingreso Básico Universal terminando el 2018 como reflejo del descontento público. ¿En qué consiste este programa y por qué es cancelado? Te explicamos.

07-05-2018, 7:56:46 AM
Ingreso Básico Universal, Finlandia

Desde hace unos meses el concepto de Ingreso Básico Universal (IBU) ha empezado a cobrar relevancia en México.

El Ingreso Básico Universal es una cantidad de dinero pagada mensualmente y garantizada por el Estado a todos los ciudadanos y del cual se han hecho pruebas piloto en algunos países como Finlandia, India, Canadá y Kenia, por mencionar algunos.

El objetivo de este ingreso es reducir el tiempo que implica buscar asistencia financiera y ocuparlo para enfocarse en otras actividades, como trabajar o buscar empleo.

Recientemente, diversos medios de comunicación internacionales indicaron que el gobierno finlandés decidió cancelar el IBU después del 2018 como reflejo del descontento público por entregar dinero sin el requisito de que los beneficiarios busquen trabajo.

No obstante, el Instituto de Seguro Social de Finlandia (Kela) dijo que varios de esos medios han malentendido el desarrollo de esta prueba piloto. De acuerdo con Kela, el experimento del IBU está a la mitad y avanza según el plan. El experimento se lanzó en enero de 2017 y continuará hasta finales de 2018 y no hay planes de continuar o ampliar la prueba.

“Los efectos del experimento no se publicarán mientras esté en progreso porque una discusión pública de los resultado podría influenciar el comportamiento de la prueba y los grupos de control. Eso llevaría a resultados sesgados”, dijo Olli Kangas, jefe del equipo de investigación de Kela en un comunicado.

Aunque de acuerdo a la definición, esta prueba piloto de Finlandia no es realmente un Ingreso Básico Universal, ya que se eligió a un determinado sector de la población: personas desempleadas.

¿En qué consiste el Ingreso Básico Universal en Finlandia?

Kela seleccionó al azar a un grupo de 2,000 personas para recibir su llamado IBU. En el muestreo aleatorio se incluyeron a personas entre 25 y 58 años de edad a quienes pagó el subsidio del mercado laboral o el subsidio básico por desempleo en noviembre de 2016 por alguna otra razón que no fuera un despido temporal. Esto es, el gobierno solo seleccionó a personas que estuvieran entonces desempleadas.

Los 2,000 participantes reciben cada mes un pago de 560 euros, unos 12,900 pesos, que es independiente de cualquier otro ingreso que puedan tener y no está condicionado a una búsqueda activa de empleo. El pago cubre desde el 1 de enero de 2017 hasta el 31 de diciembre de 2018.

El monto del Ingreso Básico Universal permanece igual durante todo el experimento, y no se reduce con ningún otro ingreso que el participante pueda tener. Los participantes que encuentran trabajo durante el experimento continúan recibiendo el IBU.

Adicionalmente el IBU está exento del pago de impuestos.

¿Qué pretende?

El experimento de Finlandia intenta responder preguntas como:

  • ¿Cómo podría rediseñarse el sistema de seguridad social para abordar la naturaleza cambiante del trabajo?
  • ¿Se puede reformar el sistema de seguridad social de una manera que promueva la participación activa y brinde a las personas un incentivo más fuerte para trabajar?
  • ¿Se puede reducir la burocracia y simplificar el complicado sistema de subsidios?

El experimento de ingresos básicos es uno de los puntos del programa del gobierno del primer ministro Juha Sipilä. Su objetivo es evaluar si un ingreso básico podría ayudar a simplificar el sistema de seguridad social y asociarlo con incentivos laborales más fuertes.

En Kenia, la organización benéfica estadounidense GiveDirectly lanzó a finales de 2017 su prueba piloto de IBU, la cual durará 12 años con un presupuesto de 30 millones de dólares.

EL IBU contempla a todos los residentes de unas 120 aldeas rurales que abarcan a poco más de 16,000 personas, quienes recibirán algún tipo de transferencias monetarias incondicionales durante el experimento y algunas de estas aldeas, además, recibirán el IBU.

En México, Ricardo Anaya, candidato presidencial de la coalición ‘Por México al Frente’ del PAN, PRD y Movimiento Ciudadano, ha hecho la propuesta del Ingreso Básico Universal (IBU) en un escenario en el que 53.42 millones de personas viven en pobreza.

Fernando Rodríguez Doval, coordinador de campaña de Anaya, dijo en una entrevista previa que esta propuesta implicaría reestructurar la política social en un contexto en el que los gobiernos en turno han usado los programas sociales de manera clientelar, mientras que la pobreza no ha disminuido.

“(El IBU) supondría la racionalización de muchos programas sociales que existen. Hoy en día se destina una cantidad de recursos programas que no están dando resultado, programas que operan con total opacidad. Lo que queremos es quitar a todos los intermediarios que existen entre los ciudadanos y el estado y garantizar que se vea beneficiado con una política como esta”, dijo en entrevista Rodríguez Doval.

También podría interesarte:

Comentarios