¿Siniestro automovilístico? ¡Resuélvelo!

¿Has tenido algún siniestro de auto? ¿Los causantes no quisieron hacerse responsables por el daño? Observa qué establecen las agencias de seguros

09-03-2011, 12:03:26 PM

Además de pasar por el trago amargo de padecer un accidente automovilístico, cuando el otro conductor fue el causante, en ocasiones resulta complicado lograr que éste se haga responsable de los daños.

En este sentido, el seguro de automóviles toma crucial importancia; sin embargo, también pueden suscitarse inconformidades por no coincidir con el fallo del ajustador.

Para colaborar en el buen desempeño de la labor de los ajustadores, investigadores, administradores, peritos, jueces y autoridades, durante la determinación de la responsabilidad derivada de un accidente automovilístico se ha creado una “Guía de Deslinde para las compañías de seguros”.

Este trabajo, realizado entre la Asociación Mexicana de Instituciones de Seguros (AMIS), y el Centro de Investigación y Seguridad Vial México (Cesvi), es una guía que pretende homologar criterios con base en el Reglamento de Tránsito Metropolitano y la experiencia del sector asegurador, para resolver conflictos entre las partes involucradas en un siniestro.

Las compañías de seguros que participaron en el desarrollo de los acuerdos que se estipulan en la publicación, deberán apegarse a estos y promover su cumplimiento.

Uno de los acuerdos establece que “vehículo temporalmente parado al estar realizando una maniobra de incorporación, vuelta en U, cruzando, estacionándose o saliendo del estacionamiento, se tomará como si estuviera en marcha para el deslinde de la responsabilidad”.

Para los ajustadores de autos se incluye también un código de ética, mismo que tienen que aplicar durante su gestión, de manera textual, aquí se citan algunos de los puntos:

 

  • Al llegar al siniestro para brindar atención a nuestro asegurado, evitar saludos demasiado afectuosos con ajustadores de otras compañías.
  • En todo momento el ajustador debe hacer su trabajo frente a nuestro asegurado y no tener pláticas personales con el ajustador de la otra compañía, si no es en presencia del cliente.
  • No influir en la declaración de nuestro asegurado ni en la del tercero para tratar de afectar o beneficiar a cualquiera de las partes involucradas.

 

Con la implementación del programa de despenalización de los accidentes e tránsito, el Gobierno del Distrito Federal ha visto con agrado este documento, el cual ha incluido en la capacitación de los nuevos peritos, jueces cívicos y jueces de paz.