Actualidad

Lejos objetivos sin reformas: CEESP

El organismo afirmó que únicamente a través de las reformas necesarias se alcanzarán los objetivos de crecimiento fijados para México.

17-01-2011, 8:18:45 AM
17 de enero de 2011

Es necesario realizar reformas para que el país pueda lograr un crecimiento alto y sostenido, estableció el Centro de Estudios Económicos del Sector Privado (CEESP) en su informe semanal.

No obstante, el centro aclaró en el documento que las expectativas de que esto suceda resultan poco favorables, pues se requiere del consenso de todos los actores políticos para ponerlas hacerlas realidad.

De no ser así, se corre el riesgo de desperdiciar el entorno económico favorable que envuelve al país tras el crecimiento del Producto Interno Bruto (PIB) obtenido en 2010.

Estima que el reto para 2011 no debe ser crecer a 4.0% sino superar o por lo menos mantener la dinámica del año pasado, lo cual demanda ajustes importantes y de corto plazo.

Lo anterior es factible, continúa, pues las condiciones son propicias dada la fortaleza que ha ganado el aparato productivo.

En este contexto, sostuvo el organismo de investigación del sector privado, no debería haber gran preocupación por enfrentar con eficacia los riesgos que han comenzado a gestarse este año.

Según expone, la mayor preocupación proviene de las presiones inflacionarias generadas por los aumentos en los precios internacionales de las materias primas.

No obstante, precisa, hay elementos que podrían reducir este impacto, como la apreciación del tipo de cambio que, como consecuencia de la elevada entrada de capitales al país, podría llevar la paridad a niveles inferiores a 12 pesos por dólar.

Este nivel en el tipo de cambio reduciría el costo de las importaciones de bienes de consumo y, por lo tanto, abatiría la posibilidad de elevados ajustes de precios al consumidor, argumenta el CEESP.

Además, está el problema del aumento en los costos que genera la inseguridad y los altos costos de la formalidad, aspecto que podría limitar un mayor desarrollo de las empresas y la creación de empleos bien remunerados.