Actualidad

Reformas: ‘talón de Aquiles’ de México

En su análisis semanal, el CEESP destacó que la falta de reformas podría inhibir el crecimiento del país en 2011.

10-01-2011, 8:27:40 AM
10 de enero de 2011

Impulsar las reformas faltantes y realizar cambios que contribuyan en el corto plazo al fortalecimiento del crecimiento económico de México son dos acciones que ayudarían a mantener el crecimiento sostenido del país, escribió el Centro de Estudios Económicos del Sector Privado (CEESP) en su informe semanal.

La falta de reformas, destacó el organismo, es el “talón de Aquiles” del bienestar económico de los mexicanos.

“Se podrían considerar temas como el ejercicio puntual del gasto público a partir del primer día del año, así como la posibilidad de estímulos fiscales con el objetivo de impulsar la inversión. Sin duda, un aspecto relevante es la reducción del costo de la formalidad”.

Expone que 2010 habrá concluido con resultados mejores a lo previsto tras los estragos que generó la crisis de 2009, pues se espera que el PIB crezca arriba de 5.0%, incluso podría superar 5.2% de 2006 y convertirse en el más pronunciado avance desde el año 2000.

Asimismo, refiere el organismo de investigación del sector privado, las autoridades informaron que en el año .se crearon 730 mil nuevos empleos, lo que representó la mayor cifra desde 1996, mientras que la inflación cerró en 4.4 por ciento.

Pese a ello, aclara, existe el temor de que 2011 no será un año tan favorable, dado que existen opiniones de que la economía estadounidense podría tardar más en recuperarse.

“No hay duda de que el año que recién terminó tuvo resultados macroeconómicos favorables, pero otros temas que deberían reflejar la fortaleza que supuestamente ha ganado el país en los años recientes mostraron un importante deterioro, lo que hace evidente la ausencia de los cambios estructurales que requiere la economía”.

En este contexto, continúa, destacan los resultados de diversos indicadores internacionales que reflejan los magros avances en varios temas.

En primer lugar, en 2010 el indicador internacional de transparencia y corrupción ubicó al país en la posición 98, es decir, nueve lugares más corrupto que en 2009.

En materia de competitividad, el indicador realizado por la Escuela de Negocios de Suiza ubicó a México en el lugar 47 de 58 países, y la evaluación del World Economic Forum posicionó a la economía mexicana el lugar 66 en materia de competitividad, es decir, seis lugares por debajo del nivel de 2009.

Asimismo, los resultados internacionales de la prueba PISA ubican al país en niveles reprobatorios, ya que en la reciente evaluación la calificación promedio de México fue de 425 puntos.

Dado este entorno, insiste el organismo, debe ponerse énfasis en corregir los desequilibrios estructurales lo más pronto posible y, por ello, el mayor reto a enfrentar es aprobar las reformas pendientes.