China hace shopping de empresas en Alemania

La actual crisis económica ha desencadenado la venta masiva de fábricas a inversionistas asiáticos.

18-06-2012, 3:27:39 PM

Las pequeñas y medianas empresas (.Pymes) de .Alemania han sido consideradas durante mucho tiempo la columna vertebral del país, despreciando los avances de las empresas chinas, aunque la volatilidad económica mundial actual ha repercutido considerablemente en las empresas alemanas que han sido compradas por inversionistas asiáticos.

China ya ha superado a Estados Unidos como el mayor inversionista extranjero directo de Alemania por número de operaciones. Al respecto, Christian von Stetten, legislador alemán y supervisor del comité de empresas Mittelstand, señaló que muchas firmas tuvieron problemas durante la crisis financiera y que la inversión China, en ocasiones, es una buena salida.

La mayor adquisición china se produjo cuando Sany Heavy Industry compró Putzmeister Holding, la mayor compañía alemana que fabrica bombas de cemento, por 653 mdd y que, durante 2009, logró ventas por 548 mdd, esto provocó la reestructuración y la búsqueda de inversores.

Tiempo atrás, algunos propietarios alemanes señalaron que temían que los compradores chinos desmantelaran las empresas y redujeran o transfirieran puestos de trabajo a China. Esto habría perjudicado a un segmento de la economía alemana, que emplea al 70% de un total de 42 millones de trabajadores del país. 

Según esto, Marc Tenbieg, jefe de la Deutscher Mittelstands-Bund (DMB), argumentó que “se temía que, al igual que las empresas estadounidenses y algunos capitalistas de riesgo, los chinos adquirieran una empresa para sacar el mayor provecho y luego disolverla”.

Los compradores chinos han centrado su atención en las empresas que tienen problemas económicos. De esta manera, la compañía LDK Solar (LDK), segunda mayor fabricante de paneles solares, acordó la compra de Germany’s Sunways, fabricante nacional de paneles solares que luchan por competir con Asia, y, en menos de tres meses después de la transacción, XCMG Group, fabricante chino de maquinaria de construcción, compró Putzmeister, su mayor competidor.

De esta manera, los ejecutivos asiáticos están disminuyendo la resistencia alemana con promesas de seguridad en el empleo y apelaciones al orgullo nacional. Así, Sany planea hacer de Aichtal su sede mundial para la maquinaria de concreto. Para esto, la compañía acordó mantener abiertas todas las plantas de producción alemanas hasta 2015.

Además de esto, se utilizará la marca alemana en todos los países distintos de China para aprovechar el “hecho en Alemania”, con el objetivo de aumentar las ventas anuales de Putzmeister.

“Preferimos a China porque tiene una estrategia a largo plazo en comparación a las firmas anglosajonas de capital privado”, finalizó Sieghard Bender, líder sindical.

¿Crees que esta oleada de compras puede modificar el mercado empresarial en Alemania? ¿Se fortalecerá el comercio entre Europa y Asia?

Para saber más: 

.China, ¿la futura gran potencia mundial?

.¿A dónde llegará China en el año del dragón?

.China, ¿cómo afectará su crecimiento a América Latina?