ActualidadHistorias

Brasil cumple meta inflación en 2011

El Gobierno brasileño llegó sorpresivamente su meta del 4.5%, con una banda de tolerancia de más o menos dos puntos porcentuales.

06-01-2012, 10:55:42 AM
Brasil cumple meta inflación en 2011
Reuters
6 de enero de 2012

El Gobierno brasileño cumplió justo con su meta de inflación
para el 2011, en una sorpresiva victoria para la presidenta Dilma Rousseff y el
Banco Central, que han luchado durante buena parte del año contra el alza de
precios de los alimentos y las .materias primas.

Datos divulgados este viernes por el Gobierno mostraron que
el índice de precios al consumidor subió un 6.50%el año pasado.

La meta oficial de inflación era del 4.5%, con una banda de
tolerancia de más o menos dos puntos porcentuales. Analistas encuestados por
Reuters habían pronosticado una inflación anual por encima de la meta, con una
mediana del 6.56% para el 2011.

Los inversionistas ya
han digerido los decepcionantes resultados de Brasil en el año pasado, cuando
la mayor economía de América Latina creció apenas cerca del 3%, por debajo del
fuerte ritmo de los últimos años.

La inflación tocó un máximo anualizado del 7.31% en
septiembre y se espera que continúe cediendo. El foco ahora ha cambiado a
cuánto más recortará las tasas de interés el Banco Central en el 2012 para
frenar el contagio de la crisis de deuda en la .zona euro y estimular la
alicaída demanda interna.

“La verdad es que Brasil tiene mayores desafíos
ahora”, dijo Gray Newman, principal economista de Morgan Stanley para
América Latina.

Los rendimientos de los contratos futuros de tasas de
interés de Brasil retrocedieron ligeramente en un débil mercado después de la
divulgación del dato de inflación.

Otros grandes mercados emergentes como India y China también
han tenido problemas con la inflación durante buena parte del 2011.

En Brasil la inflación fue acentuada por un aumento del
crédito al consumidor en el 2011, cuando la economía creció a su mayor ritmo en
más de dos décadas.

Ese contexto ayudó a Rousseff, la candidata del partido en
el Gobierno, a ganar las elecciones, pero la presidenta tuvo que dedicar luego
la mayor parte de su primer año en el poder a poner las cuentas en orden tras
los excesos de la bonanza, entre otras cosas controlando una elevada inflación.

El Banco Central elevó sus tasas de interés durante la
primera mitad del 2011, pero luego revirtió su política y comenzó a
flexibilizarlas cuando se hizo evidente que el riesgo presentado por la crisis
de la zona euro era mayor que la posibilidad de incumplir la meta de precios
por apenas unos puntos básicos.

Tanto el presidente del Banco Central, Alexandre Tombini,
como Rousseff atraviesan por un buen momento.

La decisión de Tombini de comenzar a recortar las tasas de
interés el 31 de agosto, por la que fue muy criticado, es vista ahora
ampliamente como premonitoria. Muchos otros bancos centrales siguieron luego
los pasos de Brasil.

La inflación cerraría el 2012 dentro de la meta oficial de
un 5.32%, según el último sondeo entre economistas realizado por el ente
emisor.

La popularidad de .Rousseff se mantiene en niveles récord
encima del 70 por ciento.

La inercia del optimismo de los años de la bonanza y su mano
dura contra la corrupción ayudaron a la mandataria desafiar los pronósticos de
que la inflación y la desaceleración económica podrían debilitar su imagen.

Relacionadas

Comentarios