Actualidad

EU busca acuerdo para evitar una crisis de deuda

Los republicanos y demócratas trabajan a marchas forzadas en el Congreso para evitar una moratoria de pagos de la deuda estadounidense, algo que golpearía la economía mundial.

28-07-2011, 8:56:26 AM
28 de Julio de 2011

Los líderes republicanos y demócratas trabajaban en privado
el miércoles en un pacto para evitar una devastadora moratoria de Estados
Unidos
, buscando armar un acuerdo de último minuto a partir de planes rivales
que tienen pocas opciones de ser aprobados en el Congreso.

Con los mercados financieros cada vez más nerviosos, la Casa
Blanca
dijo que no ve alternativa a alcanzar un acuerdo para elevar el límite
de endeudamiento del gobierno antes del 2 de agosto, para permitir que la mayor
economía del mundo pueda seguir pagando sus cuentas.

Incluso si se llega a un acuerdo para subir el tope de la
deuda de 14.3 billones de dólares, un plan de presupuesto que se aleje de los
profundos recortes en el déficit podría resultar en una rebaja crediticia de la
máxima nota “AAA” que ostenta Estados Unidos, lo elevaría los costos
de préstamos para el país y podría provocar un caos financiero en todo el
mundo.

Los fallidos intentos por superar el estancamiento están
pesando sobre los mercados. Junto a la incertidumbre, Wall Street ha sido
golpeado por débiles ganancias y datos económicos opacos, sufriendo su peor día
en ocho semanas.

El dólar de Estados Unidos se recuperó después de una venta
generalizada esta semana, pero lo elaboradores de política en países que van
desde Japón a Francia discutían sobre cómo una crisis de confianza en la
solvencia de Estados Unidos podría contagiar a la economía internacional.

Inversionistas preocupados cambiaron sus fondos a oro y el
franco suizo, tradicionalmente refugios que han alcanzado precios récord en
comparación al dólar.

El Tesoro de Estados Unidos presentará un plan en los
próximos días sobre cómo el gobierno operará si se supera el plazo límite del 2
de agosto.

Los líderes en la Cámara de Representantes, controlada por
los republicanos, y el Senado con mayoría demócrata lucharon por encontrar
terreno común, pero las complicaciones con sus distintos planes opuestos que
compiten por imponerse, podrían enviar al suelo los intentos para lograr un
compromiso.

El líder demócrata Harry Reid, el presidente de la Cámara de
Representantes, John Boehner, el máximo republicano del Congreso y el líder
republicano del Senado, Mitch McConnell, han estado hablando sobre cómo avanzar
en las estancadas negociaciones, según varios legisladores.

El presidente Barack Obama, un demócrata, se opone a un plan
de Boehner de dos etapas debido a que extendía la autoridad de endeudamiento,
pero sólo temporalmente, arriesgando que se repita la disputa antes de la
elección presidencial de noviembre del 2012, cuando buscará su segundo mandato.

Pónganse en fila

 

Boehner, quien enfrenta un motín de los legisladores
republicanos alineados con el movimiento Tea Party de tendencia fiscal
conservadora, ha estado buscando fervientemente respaldo para una votación del
jueves sobre su modificado proyecto de ley de reducción del déficit. Se espera
que sea una votación reñida.

En una reunión en la mañana, pareció lograr el apoyo de
varios legisladores vacilantes cuando les dijo “Pónganse en fila”
detrás de lo que describió como la mejor opción conseguir los profundos
recortes al gasto que los republicanos desean.

Reid dijo que el plan de Boehner estaría muerto desde un
comienzo en el Senado de 100 miembros. El miércoles, 53 senadores -los 51
demócratas y los dos independientes que suelen votar con ellos- firmaron una
carta dirigida a Boehner en la que le informan que no apoyarán su proyecto.

Pero la posición de negociación de Boehner se podría
fortalecer si su medida consigue los 217 votos necesarios en la Cámara de
Represantes
. Si no, Boehner resultaría debilitado y su cargo podría estar en
juego.