Lo ÚltimoNegocios

United Airlines ya no podrá bajar pasajeros de vuelos

La aerolínea no permitirá que sus empleados bajen a los pasajeros que ya estén a bordo de los aviones, luego del escándalo que le costó 1,000 millones de dólares en el mercado.

17-04-2017, 7:30:17 PM
United Airlines
Reuters.

Con información de agencias.

United Airlines anunció una modificación a sus políticas, luego de que en las últimas semanas varios escándalos han pesado sobre las finanzas e imagen de la empresa.

A partir de ahora, la aerolínea no permitirá que sus empleados bajen a los pasajeros que ya estén a bordo de los aviones.

“Hemos actualizado nuestra política para asegurarnos de que la tripulación que viaja en nuestras aeronaves reserva al menos 60 minutos antes de la salida”, dijo la portavoz Maggie Schmerin, en un correo citado por el periódico The New York Times.

Asimismo, Schmerin aseguró que la empresa está trabajando para que la situación en la que el médico David Dao fue echado a la fuerza de un vuelo con overbooking (sobreventa de boletos) “nunca ocurra de nuevo”.

El anuncio de la portavoz se suma a las recientes declaraciones del presidente ejecutivo de United Continental Holdings Inc, Oscar Munoz, quien, la semana pasada, dijo que la empresa dejará de utilizar a los agentes de seguridad para retirar a pasajeros que excedan la capacidad de sus aviones.

“No vamos a poner más a agentes de seguridad (…) para retirar a un pasajero con reserva y asiento pagado”, precisó Munoz, al canal de noticias ABC. “No podemos hacer eso”, agregó.

Los comentarios vienen en un momento de intenso escrutinio a la aerolínea sobre el servicio a sus clientes luego de que un video mostró cómo un hombre en Chicago era arrastrado para sacarlo de un vuelo sobrevendido.

 

Al respecto, Munoz explicó que el problema se produjo por una “falla de sistema” y que los empleados no habían usado el “sentido común”, además de asegurar que el doctor David Dao no estaba en falta.

Recomendamos: Este es el recuento de la turbulenta jornada de United Airlines

A pesar de los esfuerzos de United por mejorar sus políticas, la empresa atraviesa por uno de sus peores momentos, pues al escándalo del médico se han sumado otros en recientes días.

  • Pasajero picado por alacrán

La semana pasada, la aerolínea tuvo que ponerse de nuevo a la defensiva, después de que un pasajero se quejó de que un escorpión lo picó durante un vuelo desde Texas.

Un hombre que viajó el domingo en un avión de United desde Houston a la ciudad canadiense de Calgary aseguró que un escorpión cayó sobre su cabeza desde un compartimento superior y lo picó en un dedo, según reportes de United y varios medios.

“Llevábamos en el avión cerca de una hora, cenando, y entonces cayó algo sobre mi cabeza, así que lo agarré”, dijo el pasajero Richard Bell a la cadena de televisión CBS en una entrevista por Skype en su sitio web.

Bell dijo que otro pasajero que era mexicano le dijo: “‘Hey, eso es un escorpión, son peligrosos’ (…) Entonces fue cuando me picó”.

Los asistentes de vuelo de United ayudaron al viajero tras la picadura “de lo que parecía ser un escorpión”, dijo la portavoz de la aerolínea Maddie King en un correo electrónico enviado el viernes, agregando que un médico aseguró a la tripulación que “no era un asunto que hubiera puesto su vida en peligro”.

United “se está contactando con el cliente para disculparse y conversar sobre el asunto”, agregó.

  • Pareja que viajaba a su boda en Costa Rica 

Una pareja que viajaba desde Houston, Estados Unidos, a su boda en Costa Rica, fue removida del avión por un agente del orden federal el sábado en medio de versiones contradictorias del incidente, según reportes de prensa.

United dijo que la pareja trató repetidamente de sentarse en asientos más caros por los que no habían pagado y que no siguió las instrucciones de la tripulación, según reportó el canal de noticias KHOU 11 en Houston.

United Airlines, propiedad de United Continental Holdings Inc, no respondió inmediatamente a una solicitud de comentarios el domingo por la noche.

Michael Hohl y su prometida, Amber Maxwell, ofrecieron una versión diferente de la disputa. Hohl dijo que él y Maxwell encontraron a otro pasajero durmiendo tendido en sus asientos después de que fueron los últimos en abordar el vuelo, según una entrevista con KHOU.

Poco después de cambiarse a otros asientos vacíos en la cabina económica a unas filas de distancia, la tripulación de vuelo rechazó su solicitud de pagar la diferencia por los asientos, que United ofrece como “económico plus”, y les dijo que regresaran a sus lugares originales, dijo Hohl.

“Pensamos que no era un gran problema, no es como si estuviéramos intentando pasarnos a un asiento de primera clase”, dijo Hohl a KHOU.

“Simplemente estábamos en una fila en la sección económica a unas pocas filas de nuestro asiento en la misma sección”, agregó.

Luego cooperaron con un oficial del Servicio de Alguaciles de Estados Unidos que abordó y les dijo que tenían que bajarse del avión, dijo Hohl. La pareja fue reubicada en un vuelo el domingo, informó KHOU.

Relacionadas

Comentarios