Finanzas PersonalesPara Entender

Super o club de precio: en cuál debes hacer tu despensa

¿Sam's Club o Wal-Mart?, ¿Comercial Mexicana o Costco? Te decimos qué factores tomar en cuenta al momento de hacer tu despensa y cómo encontrar los mayores beneficios.

20-04-2017, 6:35:52 AM
clubes de precio y supermercados

Al momento de hacer compras para el hogar, nadie quiere gastar de más. La oferta de productos y alimentos es cada vez más variada en los diferentes canales de venta como supermercados y los llamados clubes de precio que ofrecen ventas al mayoreo que pueden significar ahorros para el hogar.

Sin embargo, no todas las compras ni todas las familias son susceptibles de adquirir mercancías bajo este esquema, según indica Mariana Vargas, gerente de marketing de la firma de análisis de consumo Kantar Worldpanel México.

“Las tiendas club están diseñadas sobre todo para niveles socioeconómicos altos y hay factores que impulsan a comprar en este tipo de tiendas. Los productos que no tienen fecha de caducidad próxima representan una buena alternativa”, dice en entrevista.

La lucha por ganar compradores en el mercado de retail está más candente que nunca. Datos de la firma TodoRetail indican que las ventas de las tiendas club se incrementaron 8.86 por ciento en 2016, mientras que existen 49 mil tiendas de supermercados en el país y se espera que en los próximos 3 años se duplique el número de establecimientos.

“Es muy atractivo seguir creciendo pues hay 75 millones de mexicanos con otro tipo de hábitos de consumo, por lo que veremos un crecimiento en los siguientes años muy importante”, comenta Jorge Quiroga, director de TodoRetail.

Te recomendamos: Supermercados de lujo: una apuesta ‘gourmet’ de alto riesgo.

Elegir con sabiduría

El mercado de clubes de precio en México está muy definido. Sam’s Club, perteneciente a Wal-Mart tiene la mayor presencia entre los consumidores mexicanos, con el 72.7 por ciento de penetración de mercado, seguido de Costco Wholesales con 18.3 por ciento y finalmente City Club de Organización Soriana con 9 por ciento de participación de acuerdo con cifras de Euromonitor Internacional.

“Costco tiene una estrategia de dar productos únicos a sus clientes por los cuales las personas están dispuestos a pagar una membresía, mientras que Sam’s tiene otro esquema más de negocio a negocio donde se van a surtir restaurantes o tiendas además de amas de casa”, dice Quiroga.

En ese sentido, los especialistas de consumo refieren que aunque Sam’s tiene más puntos de venta, el consumidor es distinto, pues se prefiere para alimentos y otros productos perecederos del mismo modo que City Club, mientras que Costco tiene más compradores que no necesariamente adquieren alimentos.

Para los hogares que quieran hacer uso de los clubes de precio, los especialistas dieron algunos consejos para saber si es o no útil adquirir una membresía en este tipo de tiendas.

1. Planeación. Si requieres hacer tu despensa es recomendable hacer una lista de los productos que necesitas y adquirirlas en una o dos grandes compras para evitar compras pequeñas que pueden resultar un gasto adicional.

Cifras de Kantar Worldpanel indican que los niveles socioeconómicos más altos van menos veces a hacer compras pero con tickets más altos en clubes de precio. El 76 por ciento de las veces manifestaron hacerlo así para tener un ahorro, dice Vargas.

2. Escoge los productos. Si tienes una familia pequeña, adquirir grandes cantidades de alimentos al mayoreo puede no ser una gran estrategia. En cambio, si se planea adquirir productos de limpieza o de cuidado del hogar, adquirirlos en este esquema puede ser una gran estrategia de ahorro en el mediano plazo.

3. Ubicación. La gran mayoría de las tiendas de club se encuentran en zonas no tan cercanas a las unidades habitacionales. Hay que considerar en llevar transporte particular para poder transportar las mercancías adquiridas.

4. Ofertas vs ofertas. Antes de comprar en un club de precio dando por descontado de que se va a hacer un ahorro, lo mejor es comparar los precios en un supermercado. “En ocasiones un producto de mayor tamaño puede que no sea tan necesario para la familia y se puede adquirir en un super o hipermercado”, comenta Vargas.

5. Consumo entre familias. Para hacer rendir el gasto y los productos, varias familias pueden hacer uso de una misma membresía en clubes de precio y repartirse los productos para economizar.

Relacionadas

Comentarios