ActualidadHistorias

Populismo: la versión de Peña Nieto vs la de Obama

El presidente de México y el de Estados Unidos expresaron en una conferencia conjunta dos visiones distintas sobre el populismo y las consecuencias que tienen en un mundo globalizado. Te presentamos los argumentos de Obama y Peña Nieto.

30-06-2016, 2:15:31 PM
Altonivel

No siempre se puede estar de acuerdo en todo. Esto lo saben bien Enrique Peña Nieto y Barack Obama, quienes intercambiaron argumentos en su última conferencia conjunta, en Canadá, sobre cómo definir el populismo en el mundo, discusión que cobra fuerza frente al discurso de Donald Trump, aspirante republicano a la presidencia de Estados Unidos.

“En este mundo hoy se presentan en distintas partes actores políticos y liderazgos políticos que asumen posiciones populistas y demagógicas, pretendiendo eliminar o destruir lo que se ha construido, lo que ha tomado décadas construir para revertir problemas del pasado”, dijo el presidente de México, Enrique Peña Nieto.

El 7 de marzo pasado, el mandatario mexicano comparó a Donald Trump con Adolfo Hitler y Benito Mussolini, al hablar en una entrevista sobre las declaraciones del aspirante presidencial en contra de los migrantes mexicanos.

“Mucho de lo que hoy algunos dicen se parece a lo que en el pasado otros liderazgos también dijeron a sus sociedades, (por ejemplo),  Hitler o Mussolini, y el resultado todos lo conocemos: una devastación y una tragedia en la historia de la humanidad del siglo pasado”, explicó en Canadá Enrique Peña Nieto, quien explicó que algunos actores políticos recurren al “populismo y a la demagogia”, para vender respuestas muy fáciles a los problemas actuales que enfrenta el mundo.

“Llevar las riendas de un país, asumir la responsabilidad de gobernar es algo más que dar respuestas sencillas: es complejo y difícil”, dijo Peña Nieto.

El presidente mexicano explicó que la ruta adecuada de los políticos que aspiran al poder no es el aislamiento o la destrucción, sino acelerar el desarrollo de las naciones.

Sin embargo, Barack Obama, presidente de Estados Unidos, aprovechó una de sus respuestas para contradecir  y, de cierto modo, reivindicar el término populista que es usado hoy.

“Yo no estoy preparado en conceder esta idea que parte de la retórica que hemos escuchado es populista”, aseguró el líder estadounidense en referencia a Trump.

Obama dijo que gran parte de su éxito en las elecciones se debió que él está interesado en las personas de Estados Unidos y a que también guarda preocupación por los pobres, por lo que estaba de acuerdo sobre un sistema tributario “justo” que imponga mayor carga fiscal a los más beneficiados por  la sociedad.

“Con eso se podría decir que yo soy un populista, pero hay otras personas que no han demostrado preocupación por los trabajadores, que nunca han luchado en cuestiones de justicia social o de asegurarse que los niños pobres tengan una oportunidad  o que reciban atención médica o que, de hecho, han trabajado en contra de una mejor  oportunidad económica para los trabajadores y las personas ordinarias, esos no se transforman de la noche a la mañana en populistas, porque dicen algo controvertido simplemente para obtener votos. Eso no es una medición de lo que es ser populistas. Eso es chauvinismo, o xenofobia. O peor, es simplemente cinismo”, dijo Obama, sin referir en ninguna ocasión el nombre de Donald Trump.

Barack Obama no está de acuerdo en que  al precandidato presidencial republicano Donald Trump se le defina como un populista.

“Tengan cuidado en darle cualquier persona darles el título de ser populista”, dijo el presidente estadounidense.

En México, Andrés Manuel López Obrador, quien fuera candidato en dos ocasiones a la presidencia de México y ahora líder del partido político Movimiento de Regeneración Nacional (Morena), también ha sido acusado por sus rivales como un líder populista

Al respecto, López Obrador comento sobre el tema:

Relacionadas

Comentarios