Economía y FinanzasPara Entender

El peso gana la batalla (hasta ahora) al dólar en la era Trump

El peso llegó a fortalecerse hasta las 18.93 unidades por dólar, su mejor nivel desde el 9 de noviembre. Pero aún enfrentará episodios de volatilidad.

21-03-2017, 3:16:42 PM
peso-dolar
Fotoarte.

En un año en el que se pronosticaba que el tipo de cambio se dispararía hasta los 25 pesos por dólar, la moneda mexicana da la batalla en la era de Donald Trump y ha llevado al dólar hasta por debajo de las 19 unidades.

La moneda mexicana cotizaba hoy martes en 19.09 por dólar con una depreciación de 0.48 por ciento, o 9.10 centavos, frente a los 19.0025 pesos del precio de referencia de Reuters del lunes.

El peso llegó a fortalecerse hasta las 18.93 unidades por dólar, su mejor nivel desde el 9 de noviembre.

Tras la victoria de Donald Trump en las elecciones presidenciales, el billete verde llegó a costar 22 pesos en el mercado interbancario. Esto ocurrió al inicio del año, cuando se esperaba el peor de los escenarios con el nuevo presidente de Estados Unidos. Pero hay varios factores que han debilitado al dólar.

 

Mucho ruido, pocas nueces con el TLCAN

La principal preocupación de los inversionistas era un cambio radical o una salida de Estados Unidos del Tratado Libre de Comercio de América del Norte (TLCAN). Aunque Trump lo calificó como “el peor acuerdo” de la historia, todo sigue igual hasta ahora porque, en el fondo, a EU le conviene seguir en el acuerdo comercial.

“Los comentarios del equipo cercano de Trump sugieren que el tratado probablemente será modificado en lugar de cambiado radicalmente. Con ello, se han disipado los temores de una ruptura o abandono del TLCAN y con ello un colapso económico para México”, comentó CI Banco en un análisis.

Wilbur Ross, secretario de Comercio de Estados Unidos, dijo el pasado 3 de marzo que están interesados en “fortalecer el vecindario” con la renegociación del TLCAN y también se mostró preocupado por estabilizar el tipo de cambio.

Te puede interesar: TLCAN no resolvió crisis de salarios en México

 

Banxico mostró la “artillería pesada”

El 21 de febrero, el Banco de México (Banxico) anunció que ofrecería coberturas cambiarias liquidables en moneda nacional, en un programa de hasta 20,000 millones de dólares (mdd) que busca propiciar un funcionamiento más ordenado del mercado tras la fuerte depreciación del peso.

Esta decisión sorprendió a los mercados, pues la moneda mexicana ha recuperado terreno frente al billete verde desde que Donald Trump asumiera la presidencia de Estados Unidos. “Prácticamente, ha borrado las pérdidas que tuvo después de que Trump ganó las elecciones”, decía CI Banco en un reporte.

En la primera subasta del 6 de marzo, Banxico ofreció a los bancos comerciales coberturas cambiarias por 1,000 millones de dólares.

Aumento del precio del petróleo

En las últimas semanas, el petróleo se ha mantenido por encima de los 50 dólares por barril, lo que ha ayudado también a la moneda mexicana en su cotización.

Alzas de tasas de interés

El 9 de febrero, Banxico incrementó la tasa de interés hasta 6.25 por ciento. Fu la sexta vez que el banco central subió los tipos de interés desde 2016. En febrero del año pasado estaba en 3.25 por ciento y ahora se encuentra 300 puntos base más alta.

Estos incrementos han logrado no sólo retener inversiones en México, sino que ha permitido que las tenencias de bonos gubernamentales en manos de extranjeros alcancen máximos históricos.

Los próximos campos de batalla

No obstante, el peso aún tiene que librar otras batallas durante el resto del año. CI Banco enumera seis momentos clave en los que la moneda mexicana estará bajo fuego:

Inicio formal de la salida del Reino Unido de la Unión Europea (a finales de marzo).

Baja en la calificación de la deuda soberana de México (esto puede ocurrir en cualquier momento).

Elecciones en Francia, con posibilidad de que gane la candidata anti Unión Europea, Marine Le Pen (abril y mayo).

Probable aceleración del incremento de las tasas de interés en EU (a lo largo del año).

Política fiscal de Estados Unidos,, con posibilidad de que incluya el impuesto de ajuste fronterizo (junio-agosto).

Proceso de negociación del TLCAN.  “Aunque las cosas se han calmado, la incertidumbre sobre lo que EU buscará renegociar sigue estando presente y se puede complicar”, agrega el banco.

Con información de Reuters.

Relacionadas

Comentarios