A FondoNegocios

El pacto de Peña Nieto que quería unir, pero dividió a los empresarios

El gobierno ya presentó una estrategia para contrarrestar los efectos del 'gasolinazo', sin embargo, hay varios sectores que rechazan la propuesta oficial. Te explicamos.

10-01-2017, 1:18:27 PM

El gobierno de México vive uno de sus momentos más críticos en el sexenio tras aprobar el alza de las gasolinas: enfrenta saqueos, bloqueos carreteros, manifestaciones, y ahora, al intentar diseñar una medida para contrarrestar los daños, dividió el apoyo del sector empresarial.

Por un lado está el Consejo Coordinador Empresarial (CCE), el máximo organismo del sector en el país, que decidió apoyar el acuerdo propuesto por el presidente de México, Enrique Peña Nieto, para aminorar las afectaciones que ha causado el gasolinazo, y por otro la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex), un órgano asociado al CCE, que no solamente rechazó esta propuesta, sino que planteó una propia.

El acuerdo propuesto por el gobierno de Peña Nieto, bajo el nombre de Acuerdo para el Fortalecimiento Económico y la Protección de la Economía Familiar, contó con la participación de los sectores productivos, algunos sindicatos, el CCE y los representantes del gabinete; sin embargo, no tuvo el visto bueno de la Conferencia Nacional de Gobernadores (Conago), ni de Coparmex, ni de la Unión Nacional de Trabajadores.

“Tengan confianza en que haremos todo lo necesario para que el ajuste en la gasolina impacte lo menos posible en la economía familiar”, dijo Peña Nieto tras firmar el acuerdo y llamar a la unidad a los distintos sectores sociales.

Desobediente a lo que aceptó el CCE, la Coparmex lanzó una nueva propuesta en la que exige al gobierno el combate a la corrupción y garantizar que se evite el clientelismo electoral en 2018, además de utilizar correctamente los recursos, entre ellos, los excedentes petroleros, para detener los aumentos a la gasolina.

Por qué se dividieron

En su propuesta de acuerdo, Peña Nieto delinea una serie de medidas encaminadas principalmente a contrarrestar los daños por el gasolinazo; entre ellas, el estímulo al diésel agropecuario, monitoreos de Profeco, modernizar el transporte, paquetes de prestaciones sociales, fortalecer el sector Fintech, dar estímulos fiscales para la inversión, y tener una menor dependencia del petróleo, entre otros.

La Coparmex señaló que el acuerdo fue “improvisado, incompleto e insuficiente”, y que el gobierno se los mostró dos horas antes de la firma, por lo que decidieron no apoyarlo. Misma postura que tuvieron la Asociación Nacional de Pequeños Comerciantes (Anpec) y la UNT.

Este martes, el CCE defendió el acuerdo de Peña Nieto, a través de su presidente, Juan Pablo Castañón, quien señaló que el documento no fue realizado “al vapor”, sino que fue acelerado ante el aumento de los precios de los combustibles. “El rol del sector empresarial es coadyuvar para tener estabilidad económica, impulsar la inversión y la generación de empleo para el desarrollo de México”, dijo Castañón.

Sin embargo, la Coparmex no está de acuerdo y sugirieron una nueva propuesta que, dijo, debe debatirse y contar con el consenso de todos los actores sociales.

A diferencia del acuerdo de Peña Nieto, la Coparmex propuso un documento que incluye el combate a la corrupción, obligar al gobierno a garantizar la reducción de la inseguridad y revisar la asignación de recursos a programas sociales, además de blindar estos programas para que no sean aprovechados de cara a las elecciones de 2018. (Al final de este texto podrás leer íntegros ambos acuerdos).

“Estos puntos establecen ideas específicas con impacto real en la economía familiar. Más allá que sean esta u otras ideas que prevalezcan, México está urgido de contar con una agenda social. Una agenda de agendas que coloque la ruta en la dirección correcta frente a los importantes retos que tenemos como país en el corto y mediano plazo”, dijo el presidente nacional de la Coparmex, Gustavo de Hoyos.

Un análisis de nuestro director editorial, Jorge Monjarás, publicado este martes, señala que el acuerdo impulsado por Peña Nieto tiene pocas posibilidades de funcionar, dado el tiempo que hubo de negociación (tres días), la falta de consenso, la insuficiencia de recortes presupuestal, la falta de elementos de presión, y un mayor escepticismo entre empresarios y trabajadores.

Lee Por qué no servirá el pacto de Peña Nieto contra la crisis tras el gasolinazo

Qué es la Coparmex y quiénes la agrupan

La Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex) nació el 26 de septiembre de 1929 por iniciativa del empresario regiomontano Luis Garza Sada, con la idea de aglutinar el mayor número de empresas y darles representación política y social.

Actualmente la Coparmex aglutina más de 36,000 empresas de todos los tamaños y diversos sectores, que juntas representan el 30 por ciento del Producto Interno Bruto (PIB) y da 4.8 millones de empleos formales, según datos del organismo.

La Coparmex, que tiene oficinas de representación estatales y regionales, tiene como socios a otras cámaras empresariales, como la Asociación Mexicana de Distribuidores Automotores (AMDA), La Asociación Mexicana de Empresas de Capital Humano (AMECH), la Organixación Nacional de Expendedores de Petróleo (Onexpo), la Asociación Nacional de Tiendas Departamentales y de Autoservicio (ANTAD) entre otras.

La función principal de la Coparmex es que las empresas se desarrollen, multipliquen y sean creadoras de empleos y de riqueza.

Qué es el CCE y quiénes lo forman

El Consejo Coordinador Empresarial (CCE) es el máximo organismo empresarial en el país. Nació en mayo de 1975 como respuesta a la retórica agresiva del presidente Luis Echeverría contra el sector privado.

El CCE está integrado por siete organismos asociados, entre los que se encuentran la Coparmex, la Concanaco, Concamin, la AMIS, CMHN, CNA y la ABM.

EL CCE nació como una forma de contrarrestar el intervencionismo estatal en los sectores productivos y a la vez como cabildero con el gobierno y Congreso en la instrumentación de las políticas públicas.

Algunos de los presidentes del CCE han sido directores de las empresas más grandes del país y otros incursionaron en la política, como Claudio X. González (Kimberly Clark México), Eduardo Bours (Bachoco) Manuel J. Clouthier (candidato del PAN a la presidencia) y Juan Sánchez Navarro (Grupo Modelo).

Propuesta de Peña Nieto (apoyada por el CCE)

1.- Proteger la economía familiar

Mantener la estabilidad de precios de la canasta básica

  • Decreto para la creación de aranceles-cupo.
  • Reforzar la política farmacéutica del Gobierno de la República para continuar con la entrada acelerada de medicamentos genéricos que son más baratos y de la misma calidad.
  • Estímulo fiscal al diésel agropecuario.
  • Se mantiene el tratamiento especial que tiene el consumo del diésel por las empresas formales del sector.
  • Monitoreo constante (Profeco) para evitar alzas injustificadas en precios.

Modernizar transporte público y facilitar la movilidad urbana

  • Estrategia para modernizar la infraestructura de transporte público mediante el Programa de Apoyo Federal al Transporte Masivo (PROTRAM).
  • Facilitar la movilidad urbana:
  • Flexibilizar el otorgamiento de “portabilidad de crédito hipotecario” a los derechohabientes del INFONAVIT a fin de promover que las viviendas de los trabajadores se ubiquen más cerca de sus centros de trabajo.
  • Promover que los jóvenes que actualmente no cotizan al INFONAVIT pero en algún momento lo hicieron y por tanto mantienen ahorros en la Institución, puedan utilizar dichos recursos para obtener una solución de vivienda, tal como adquisición de casa nueva, liquidación de una hipoteca pendiente, mejoramiento o ampliación de su vivienda, o complemento de un crédito hipotecario.

Paquete de prestaciones sociales para el blindaje de la economía familiar a través del IMSS

  • El IMSS presentará paquete de prestaciones sociales para el blindaje de la economía familiar que incluyen la expansión del servicio de guarderías, incrementar servicios de educación en guarderías sin ningún costo adicional, mejora de instalaciones deportivas y recreativas, así como precios justos y bajos tiendas del IMSS.

Crédito competitivo (Banca, Banca de Desarrollo y Fintech)

  • Fortalecer el sector Fintech a fin de disminuir, a través de la oferta de servicios financieros innovadores y de forma electrónica, los costos del crédito y de otros servicios financieros en beneficio de toda la población, particularmente de los mexicanos que hoy no tienen acceso a ellos.

Inclusión laboral

  • Formación y vinculación de becarios PROSPERA con empresas del sector energético y a los beneficiarios que recibieron su certificado de primaria y secundaria mediante el PEC con sectores productivos a través del CNP.

Programa de información y facilitación de devolución de recursos del Sistema de Ahorro para el Retiro.

  • Existen más de 3 millones de mexicanos que tienen más de 65 años que tienen una cuenta del Sistema de Ahorro para el Retiro y no han retirado sus recursos. La mayoría de los dueños de estas cuentas desconocen su existencia, para lo que la SHCP, en conjunto con la Consar y las Afores, realizarán una campaña de información a fin de que sus titulares puedan retirar sus recursos si es que así lo desean.

2.- Fomentar las inversiones y el empleo.

El presente Acuerdo tiene también como objetivo principal impulsar los proyectos de inversión programados para 2017 y 2018, y fomentar nuevas inversiones en nuestra economía manteniendo la creación de empleos, el crecimiento económico y la competitividad. En este sentido, los sectores empresarial, sindical y del campo se comprometen a privilegiar la productividad como medio para impulsar el crecimiento, el desarrollo, la competitividad y la mejora de los ingresos de los trabajadores del país.

Nuevo impulso a la inversión:

  • FONADIN: Ampliación de concesiones carreteras y aprovechamiento de activos (monetización).
  • Reasignación de capital para la banca de desarrollo a fin de potenciar el otorgamiento de crédito en sectores estratégicos, como el energético, infraestructura y telecomunicaciones.
  • Bajo el esquema de Asociaciones Público-Privadas (APPs) se detonarán mayores inversiones para la creación de infraestructura, tales como hospitales, carreteras y escuelas. a la creación de infraestructura bajo el esquema de APPs.
  • Impulsar el desarrollo en las Zonas Económicas Especiales, mediante 81 proyectos de infraestructura con inversiones en los próximos 10 años. Este esquema permitirá fortalecer el empleo y la competitividad.
  • Se fomentará la participación de la banca privada y la banca de desarrollo para facilitar la inversión privada en el mejoramiento de la cadena de logística de la gasolina: producción, almacenamiento y distribución. La mayor infraestructura y la mayor competencia son esenciales para mejorar las condiciones en precios.

Nuevos estímulos fiscales a la inversión:

  1. Aplicará un esquema fiscal más sencillo y eficiente para las pequeñas empresas.
  2. Entrará en vigor un nuevo estímulo fiscal a la investigación y desarrollo de tecnología.
  3. Se renovará la depreciación acelerada para que las empresas pequeñas y medianas podrán aplicar la deducibilidad inmediata al 100% durante 2017, y al 50% en 2018.
  4. Se establecerá un decreto de repatriación de capitales.

3.- Preservar la estabilidad económica

El tercer eje del presente Acuerdo busca preservar la estabilidad económica que tanto trabajo y esfuerzo nos ha costado construir y que permitirá impulsar la dinámica de todos los sectores sin deteriorar la posición fiscal del país.

Política fiscal

  • Menor dependencia del petróleo: excluyendo el sector petrolero, el PIB de México ha crecido a una tasa superior al 3% desde 2014.
  • Implementación del Programa de Consolidación Fiscal: los recursos se usan de manera más eficiente. Se cumplirá puntualmente con el ajuste del gasto aprobado para 2017.
  • Manejo prudente y eficiente de la deuda: denominada mayoritariamente en pesos y a largo plazo. El déficit público se reducirá para que en 2017 se estabilice el saldo de deuda a PIB y que esté baje en los siguientes años.
  • Acuerdo de Certidumbre Tributaria: no se crearon nuevos impuestos; por el contrario, habrá más estímulos y beneficios fiscales para diversos sectores económicos.
  • Paquete económico responsable: busca obtener un superávit primario de 0.4% por primera vez en 8 años.
  • Plan de Negocios de PEMEX.

Política monetaria

  • La inflación ha convergido al objetivo de 3%.
  • Expectativas de inflación ancladas alrededor del objetivo.
  • Política monetaria responsable en sintonía con la establecida por nuestros principales socios comerciales.

Sistema financiero

  • Reservas internacionales complementadas por la Línea de Crédito Flexible del FMI.
  • Mantener niveles de capitalización adecuados del sistema financiero.

Reformas estructurales

  • La implementación de las reformas estructurales se traduce en mayor productividad, inversión y empleos.
  • Elevan la competencia y la inversión en sectores claves de la economía: más personas tienen acceso a más productos y servicios de calidad a precios más bajos.
  • Las reformas estructurales brindan un marco de referencia para un mejor Estado de Derecho y mayor transparencia.

4.- Preservar y fortalecer la cultura de la legalidad y el Estado de Derecho

El Gobierno de la República, en coordinación con los Gobiernos Estatales y Municipales, fortalecerán las medidas que tengan por objeto inhibir y sancionar hechos delictivos que atenten contra la integridad física de las personas y la propiedad pública o privada.

  • El Gobierno Federal en coordinación con los Gobiernos Estatales y Municipales, impulsarán las medidas que tengan por objeto promover la cultura de la legalidad y la formalidad.
  • Se fortalecerá el Estado de Derecho para combatir la corrupción y aumentar la transparencia.

Propuesta de la Coparmex

1.- Impulsar la economía familiar y la creación de empleo digno

  • Eliminar por lo menos a la mitad los 37 programas sociales duplicados que ha identificado CONEVAL. Se estima que en 2017 se gastarán más de 200 mil millones de pesos en estos programas, incluyendo algunos que tienen un alto riesgo de ser clientelares como los comedores comunitarios y los llamados “servicios a grupos con necesidades especiales”.
  • Establecer un mapa de ruta puntual con acciones detalladas para lograr tener un padrón único de beneficiarios de programas sociales a nivel federal y estatal en 2018. El padrón debe incluir todos los programas sociales para evitar que el clientelismo electoral duplique el número de beneficiarios.
  • Establecer un calendario de implementación para armonizar las legislaciones estatales en materia regulatoria y la ventanilla única a más tardar en 2018.
  • Aprobar de inmediato la deducibilidad al 100% de las prestaciones laborales a fin de fortalecer la economía familiar.
  • Generar un nuevo esquema de bonos de productividad que no tenga cargas fiscales y de seguridad social y vaya de forma inmediata al salario de los trabajadores.
  • Crear de la mano con COFECE un plan para asegurar condiciones de competencia en gasolinas, a fin de que los precios sean lo más competitivos posibles.
  • Actualizar en 2017 las métricas de pobreza de CONEVAL, con datos comparables a 2014, y fijando metas anuales para erradicar la pobreza extrema.

2.- Mejorar las finanzas públicas y promover estabilidad macroeconómica

  • El establecimiento de un Consejo Fiscal Independiente en la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, como lo ha propuesto el Fondo Monetario Internacional, a fin de evitar que la deuda continúe aumentado a tasas de 14% anual.
  • Implementar verdaderos recortes de presupuesto público. El gasto del gobierno federal creció 5.9% en términos reales de enero a noviembre del año pasado, lo que muestra que los supuestos recortes al gasto que se hicieron en 2016 simplemente no fueron implementados.
  • Evitar más aumentos de precio en la gasolina en meses subsecuentes, dado que existen recursos excedentes de IEPS y de la venta de petróleo. En 2016, el IEPS por gasolinas recaudó 29.3% más de lo esperado, esto es 67 mil millones adicionales a lo presupuestado, que pudieran ser utilizados en reducir los precios de la gasolina.
  • Establecer métricas concretas de compromisos de reducción anuales del dispendio de recursos públicos, reduciendo el gasto en publicidad gubernamental y comunicación social, financiamiento a los partidos políticos y prestaciones laborales extraordinarias de los funcionarios públicos. En 2015 el gasto presupuestado en comunicación social y publicidad se triplicó, pasando de 2.7 a 7.6 miles de millones de pesos.
  • Establecer una partida presupuestal específica de inversión pública para crear refinación doméstica y ductos que reduzcan el costo de la transportación de gasolina. Al momento, importamos el 60% de las gasolinas.
  • Darle contenido real y un calendario de implementación a la propuesta sobre dignificación del transporte público.

3.- Promover el Estado de Derecho y el combate real a la corrupción

  • Reducir la tasa de incremento de homicidios dolosos. Los homicidios se incrementaron en 21.5% el año pasado, se deben fijar metas concretas de reducción de este delito.
  • Establecer metas para reducir anualmente el robo de las gasolinas que, según algunas fuentes, se ha cuadruplicado en años recientes.
  • Establecer sanciones fiscales para los estados que no cumplan con la implementación de sus sistemas locales anti-corrupción, y para aquellos que no homologuen su ley de la cuenta pública o que no mejoren en el índice de transparencia presupuestal.
  • Fijar un calendario para atender y solventar las observaciones de la Auditoría Superior de la Federación a nivel federal, estatal y municipal. La Secretaría de Hacienda sigue repartiendo recursos a programas que tienen observaciones. Esto se debe detener y darle, en su lugar, a los programas que sí funcionan según evaluaciones de CONEVAL.
  • Esclarecer el caso de los 9 mil millones de pesos “perdidos”, que se invirtieron en la creación de una refinería en Atitalaquia, Hidalgo

Relacionadas

Comentarios