'; Alto Nivel
ExpressHistorias

Noticias para leer mañana 29 de julio de 2016 en Alto Nivel

Te explicamos qué papel juegan los millennials en la campaña de Hillary Clinton; te contamos la historia de Michael Phelps, el nadador que le temía al agua y te presentamos tres claves para acabar con el vacío existencial.

28-07-2016, 5:34:37 PM
Noticias para leer mañana 29 de julio de 2016 en Alto Nivel
Altonivel

Millennials, el arma de Hillary para derrotar a Donald Trump

“Creo que Hillary Clinton puede ganar el voto de los jóvenes. De los jóvenes, los afroamericanos, los latinos… ha trabajado con el partido y con la campaña de Sanders para formar la plataforma la más representativa en muchos años”, explica Seth Drake, un estudiante universitario de Kentucky, que estará trabajando los próximos meses para la campaña de Hillary Clinton.

De acuerdo al Pew Research, 60% de los jóvenes entre 18 y 29 años votarían por Clinton. La diferencia contra Donald Trump es de 30 puntos, por encima y casi el doble que cualquier otro grupo de edad. Solamente los votantes de más de 65 años prefieren al republicano.

En Estados Unidos viven más de 74 millones de millennials, 18-34 años, según el Pew Research Center. Para ellos, los principales problemas del país son la economía, los problemas de discriminación y racismo, y el control de armas.

 “Barack Obama ganó el voto de la generación millennial, lo que hizo que su campaña fuera imparable”, explica Seth. “Los demócratas y su agenda progresista, propuestas sobre planes de acceso a la universidad y políticas económicas expansivas son mucho más atractivas para las generaciones más jóvenes”.

Michael Phelps, el nadador que le temía al agua

En 1992 Phelps inició su paso por las albercas. A los 7 años y a pesar de su miedo por el agua, comenzó sus clases de natación y pasaba las tardes en la piscina para refugiarse del tenso ambiente que se vivía en su familia y no escuchar los gritos debido a las peleas constantes entre sus padres, quienes años después se divorciaron.

Sus hermanas, Hilary y Whitney fueron la inspiración del nadador para iniciar una carrera formal en el ámbito del nado. Whitney se convirtió en campeona de Estados Unidos de los 200 metros mariposas en 1994; sin embargo, una lesión en la espalda baja provocó su retiro prematuro, uno de los más grandes miedos de Phelps en su carrera.

Tan sólo 4 años bastaron para que el entrenador Bow Bowman descubriera el talento de Michael y comenzaran los entrenamientos en North Baltimore Aquatic Club. Su relación y cercanía con Bowman no sólo le dieron la oportunidad de debutar a temprana edad en competencias oficiales sino que también le dieron a un segundo padre, ya que tras el divorcio de sus padres no mantenía contacto con su padre biológico.

Durante su estancia en la escuela, su madre batalló con las personas que rodeaban a Michael. No sólo sus compañeros de escuela se burlaban de él por sus grandes orejas, su estatura, el tamaño de sus brazos y  el problema que tenía para pronunciar la s y z, sino que también una de sus maestras habló con ella para decirle que su hijo no ponía atención a lo que hacía, todo el tiempo hacía preguntas y que no podía mantenerse sentado.

Conoce toda la historia en el texto que publicaremos mañana.

3 retos que te ayudarán a llenar el vacío existencial

Todos necesitamos de un tiempo de esparcimiento, es clave para nuestro bienestar. Tanto hemos hablado de un balance de vida y carrera que sería injusto criticar a quienes deciden darse un espacio en el día para leer un libro, tomar un café, ver tele, navegar en redes sociales, jugar Pokémon Go o hacer cualquier actividad que los desconecte de la rutina.

Más allá del medio que utilicemos para distraernos, el riesgo está en el tiempo que le dedicamos, las prioridades que dejamos atrás, las acciones que postergamos y el desequilibrio que esto puede traer en nuestra vida.

La causa detrás del uso excesivo de distractores es lo que me lleva a cuestionar: ¿Quién lo hace sólo por entretenimiento y quién lo usa como una opción para evadir su realidad o llenar ciertos vacíos?

Allá afuera, en el mundo real, podemos ir en búsqueda de recompensas que llenen nuestra vida y “cazar” experiencias que nos hagan sentir plenos. El único reto es que nuestro teléfono no podrá ayudarnos a verlas, sólo nuestra intuición y voluntad podrán detectarlas.

Nos leemos mañana… en Alto Nivel.

Relacionadas

Comentarios