HistoriasNegocios

Las mini-ciudades, una tendencia que deja el 2016

México se sitúa como punta de lanza de toda Latinoamérica en el sector inmobiliario, marcando tendencia en la construcción de vivienda vertical, sustentable y destinada a la renta. Conoce más de estas tendencias.

01-11-2016, 3:25:46 PM
Las mini-ciudades, una tendencia que deja el 2016
Jaume Molet Pérez

El 2016 está a punto de concluir y de cara al siguiente año podemos decir que este fue muy bueno para el sector inmobiliario mexicano, pues se ha visto fortalecido por las fuertes inversiones de capital nacional y extranjero que ha recibido desde su ingreso a la Bolsa Mexicana de Valores (BMV) a través de las Fibras (Fideicomisos de Inversión en Bienes Raíces) así como las políticas gubernamentales que fomentan la nueva construcción y la compra de bienes inmuebles.

A nuestro sector, también lo ha beneficiado el realce que la industria automotriz está viviendo en México pues la creación de nuevas plantas armadoras no sólo ayuda a la modernización de los parques industriales de toda la República Mexicana (hecho que termina por atraer otros tipos de industrias), también dinamiza la economía regional al crear nuevos empleos que atraen a profesionistas y trabajadores que requieren de vivienda, en un ciclo que se prevé continúe al alza y que busca la descentralización de la economía de todo el país.

Así, en Lamudi vamos observando cómo México se sitúa como punta de lanza de toda Latinoamérica y para muestra un botón: en el subsector comercial se ha reportado que México sigue siendo el rey pues cuenta con alrededor de 600 centros comerciales y se proyecta que tan sólo este año se inauguren 38 más, en una dinámica positiva que durará al menos diez años más.

Pero no sólo por sus centros comerciales el sector inmobiliario mexicano es referente, el diseño de la nueva vivienda vertical hecha en México se ha convertido en una tendencia a imitar por otros países y todo parece indicar que la funcionalidad habitacional que han creado los arquitectos mexicanos será exportada a todos los mercados de América Latina.

1. Usos mixtos y mini ciudades

Como un concepto que tuvo su origen hace varios años, los usos mixtos se han consolidado este 2016 y son parte del desarrollo urbano del futuro que busca ofrecer una mayor calidad de vida a los habitantes de las urbes. La combinación de usos de suelo se intensificará de ahora en adelante, no hay marcha atrás. Construcciones que sean mini-ciudades dentro de la ciudad ofrecerán: vivienda, comercios, oficinas, espacios de esparcimiento y hasta servicios médicos.

En 2016, Puebla, Ciudad de México y Querétaro son algunas de las ciudades que se colocaron como ejemplos a seguir en la construcción de novedosos usos mixtos que resultan sumamente atractivos tanto para inversionistas como para compradores.

2. Vivienda vertical residencial plus

Y así como los usos mixtos son parte de la realidad y el futuro que nos ha alcanzado en 2016, lo es también la vivienda vertical, estilo de construcción que este año se desarrolló y creció de manera muy significativa a lo largo y ancho de prácticamente toda la República, sobre todo si nos enfocamos en la vivienda vertical residencial plus, que reporta números sumamente buenos y cuyo crecimiento continuará sin lugar a dudas, de hecho para nosotros en Lamudi la vivienda residencial plus es una de las tendencias más fuertes que nos deja 2016.

3. Vivienda sustentable

La creación de modernos parques industriales, de usos mixtos, de edificios habitacionales que integren una larga lista de amenidades, son tendencias que se han consolidado este año y que se vislumbran como parte del futuro del sector inmobiliario mexicano, sin embargo, todas ellas deben de ser pensadas bajo la que, quizás, es la tendencia más importante no sólo para el sector que nos compete sino para nuestro planeta: la sustentabilidad.

Centro de lo que debe ser la construcción inmobiliaria mundial del futuro, el verde es la tendencia que llegó y no debemos dejar ir, de hecho, es de vital importancia que todos los que integramos el sector inmobiliario fomentemos su construcción y uso desde cada una de nuestras trincheras y en la medida de lo posible.

También la demanda debe tomar cartas en el asunto y privilegiar su compra pese a que muchas veces los costos de una construcción sustentable sean más elevados que los de una construcción que no integra políticas amigables con el medio ambiente, al final es responsabilidad de todos y todos, seremos los beneficiados de pintar de verde nuestro mercado inmobiliario.

4. Vivienda en renta

La última tendencia inmobiliaria que nos deja 2016 y que viene impulsada por esa generación que ha llegado para romper con todos los paradigmas establecidos hasta ahora, los millennials, es la vivienda en renta.

Representantes del futuro al tiempo que son protagonistas del cambio, a la mayoría de los millennials comprar una casa o un departamento no les parece atractivo, prefieren rentar un espacio pues así conservan su independencia y no contraen una deuda que los ate a un lugar los próximos 20 años

Durante 2016 se observó una tendencia al alza en esta categoría y todo parece indicar que continuará creciendo en los próximos años pues el gobierno trabaja en la creación de políticas que favorezcan la construcción de edificios destinados a este uso.

A manera de cierre, en Lamudi observamos que además de haber experimentado un comportamiento positivo durante 2016, el sector inmobiliario mexicano se condujo bajo un sendero innovador y propositivo, actitud que esperamos continúe durante muchos años pues son éstas las características que resultan tan atractivas para la inversión.

Estamos convencidos que todos los involucrados debemos de sumar y comportarnos con elevados estándares de ética que nos permitan relacionarnos entre nosotros de una manera más limpia y orgánica con el fin de evitar vicios que podrían empañar el crecimiento que se experimenta.

*El autor estudió Ingeniería Industrial en la Universidad Politécnica de Cataluña, la vida y su espíritu inquieto lo llevaron a desarrollarse como Consultor de Estrategias y Operaciones en grandes empresas internacionales como AT Kearney y Efficio. Socio fundador, se convirtió en Director General de Lamudi México en el mes de abril de este año. Con una visión que privilegia la transparencia, la honestidad y el trato humano, Jaume dirige a un grupo de mexicanos que trabajan diariamente para mantener a Lamudi como el portal de crecimiento más acelerado del país.

Relacionadas

Comentarios